Skip to content

Crean en España cuerpo de guardias protectores de sodomitas; Policía Nacional lo celebra

enero 18, 2017
poligay

LGTBIpol contra la “homofobia”…

(Transcrito de huffingtonpost.es)

Esta semana ha nacido en España una asociación integrada por miembros de la Guardia Civil y la Policía Nacional sensibilizada con los delitos de odio, según cuenta el diario bez. Su objetivo es defender los derechos de los integrantes del colectivo LGTB y también así dan visibilidad a este colectivo dentro de las fuerzas de seguridad del Estado.

El grupo, llamado LGTBIPol, se ha presentado este jueves en la embajada italiana de Madrid. “Somos parte del colectivo o gente sensibilizada con el colectivo LGTB y además somos agentes de seguridad. Eso nos hace tener la visión de policía, de seguridad y de ayudar a ciudadanos… Y también tenemos la parte de conocer a las víctimas y saber qué sienten esas personas”, señaló Rufino Rufino Arco, vicepresidente de la asociación.

Una de sus principales líneas de acción es asesorar a las víctimas de delitos de odio y la defensa de sus derechos tanto fuera como dentro de los cuerpos de seguridad.

Documental demuestra la contradicción de la ideología de género

enero 16, 2017

(Transcrito de La Gaceta)

Un documental desmonta la ideología de género en el país que se precia de haberla llevado hasta sus últimas consecuencias. Se trata de Noruega. Su gobierno, en una decisión contra todo pronóstico, decidió cerrar en 2011 una agencia que consideraba ya poco útil. Se trataba del Instituto Nórdico de Género (NIKK), cuya función consistía precisamente en esparcir esta visión de la naturaleza humana.

Según esta ideología, las diferencias entre los géneros no son reales; no están enraizados en la biología, sino que son una construcción artificial impuesta por “la cultura”. Remozando los valores de esa cultura dominante, por medio de la acción de un gobierno convenientemente ideologizado, podemos borrar todos los “estereotipos”, como que las mujeres tengan que ser enfermeras y los hombres ingenieros, y no al revés, o en una perfecta paridad.

El cierre del instituto, sobre el que llama la atención Nuria Chinchilla en el blog del IESE Valores y ecología humana, tuvo una causa muy precisa: la emisión de un documental que dejaba esa ideología en una pretensión voluntarista, sin conexión con la realidad.

Según explica Chinchilla, “el productor de estos documentales es Harald Eia, un presentador noruego que trabaja de forma similar a Jordi Évole en España, y que ha adquirido cierta popularidad en Noruega”.

El método y las conclusiones del documental son demoledores: En su documental, “Eia realiza algunas preguntas inocentes a los principales investigadores y científicos de la NIKK. Luego transmite las respuestas a los científicos  del mundo, sobre todo Reino Unido y EE.UU., lo que provoca risas e incredulidad entre la comunidad científica internacional, porque esta ideología no viene apoyada por ninguna investigación empírica. Eia, después de filmar esas reacciones, regresa a Oslo, y se las muestra a los investigadores de NIKK que se quedan sin habla, totalmente incapaces de defender sus teorías”.

Pedro Rizo dice que “el Papa Juan XXIII fue hereje”… CUM EX APOSTOLATUS: UN HEREJE NO PUEDE SER PAPA

enero 12, 2017
papa-giovanni-presiede-la-commisssione-centrale-di-coordinamento-incaricata-di-predisporre-i-nuovi-schemi-per-la-seconda-sessione-conciliare-28-marzo-1963

Juan XXIII, presidiendo la comisión central de la Segunda Sesión del conciliábulo Vaticano 2.

(Transcrito de Plano Picado y Cotrapicado/ Pedro Rizo)

Se dice en algunos medios que los católicos estamos ya en un cisma. No quisiera alarmar a nadie pero al mismo tiempo me siento necesitado de considerar qué está pasando en la Iglesia que provoca visibles disidencias en la Jerarquía, en los doctores, en el pueblo fiel, en las órdenes y congregaciones de vida consagrada, de entre las cuales algunas muestran vulgaridad, vacíos y bajezas inpensables.

Así que, tal vez, esto de que estemos en un cisma no sea lo grave que se dice, sino… mucho más. Porque seguir llamando cisma a lo que ocurre en la Iglesia -ya pasa de medio siglo- es una manera de refugiarse en la apariencia inmediata sin reparar en el contexto general. Es un desviar la atención como si solo fuera “un problema de casa”, “rencillas de familia”. Pero, no. Lo que está claro y patente es que a la Iglesia fiel se nos está alimentando de herejía.

Una herejía iniciada ya por Juan XXIII al llamar “Pastoral” a un Concilio que, enseguida, por la nueva teología del atropello resultó a la contra de todo lo enseñado, creído y practicado en la Iglesia. Con tanto éxito, que a su impulsor le hicieron santo contra viento y marea, apoyados en su montaje hagiográfico y no en el balance -y signo- de sus obras. (Mt 7, 15-20)

Los cardenales que impugnan los errores de la Encíclica Amoris Laetitia están ya en la primera fase del inevitable enfrentamiento. A esta oposición de cuatro, o cinco, cardenales al escándalo anticatólico de esta encíclica se ha dado en llamarlo cisma. Aun así, no está claro que lo sea, todavía, ni siquiera que se ande en ese camino. Sin embargo, la posición objetora a un documento de Pontífice en ejercicio lleva pronto a la objeción de herejía. Porque ante el riesgo de herejía se hace urgente definirla para atajarla. Máxime si proviene del ocupante de la Cathedra; el obispo de Roma (“llamáme Jorge”) al que los fieles, cruzando los dedos a la espalda quieren mirar como Papa.

El arrianismo también pareció un cisma pero enseguida se descaró como herejía totalitaria, destructora del incipiente cristianismo. A nuestro San Hermenegildo le degollaron por negarse a recibir la comunión de manos de un cura arriano… que se la ofrecía como simple pan. Y es que a este extremo se llega cuando la herejía se asienta en lo más alto.

La peor de las herejías porque, lo digo repentizando, se ha hecho de Nuestro Señor Jesucristo uno más entre los profetas y chamanes, en Asís; porque la moral la han desgajado de su tronco evangélico adaptada a la de las calles (homosexualismo, adulterio reconvertido, pobrismo marxistoide, liturgia protestantizada, reducción de las confesiones…) Porque a los mayores enemigos de nuestra fe se les ha dado un insólito protagonismo de igualdad (Lutero), cuando no de superioridad (judíos), que nos lleva a los católicos a excomulgarnos de nuestra milenaria identidad. Y no digamos de la adhesión orgullosa, satisfecha a los filósofos materialistas. Aquellos por cuyas ideas se masacró a millones de creyentes en la URSS, en España, en México, en China, en el Caribe, en Indochina, en África negra, en Argelia…

Mandangas y huidas.

La situación actual hay que llamarla como exige la realidad: herejía en proceso de eclosión. Porque abundan demasiado las autoridades vaticanas que, mantenidas en el momio de su cargo, han perdido autoridad o ninguna les queda, pues que se han alejado de su fundamento apostólico. Timoteo ya no guarda el Depósito (1 Tim 6, 20); el sucesor de Pedro ya no apacienta el rebaño de Cristo. (Jn 21, 15-17)

Los que pueblan el aparato curial y, quizás, por obediencia o deuda gran parte del funcionarial, se manifiestan como pobres inválidos, incapaces de plantarse y exigir el retorno al “principio y fundamento”; criterio que se siguió en casos parecidos. Por tanto, no pongamos tiritas de cisma al escándalo filosófico, histórico y teológico que se está cocinando dia-a-dia en un cuerpo eclesial que rezuma herejía… Benedicto XVI lo llamó “hacer agua por todas partes”.

Estamos obligados, en Derecho, a expresar nuestra alarma y denunciar los efectos de destrucción que se extienden y se aceleran.

El Nuevo Orden Mundial sabe que no puede imponerse con la cultura católica tradicional (valga la redundancia de calificativos). Necesita exterminarla… Y no vamos a ser precisamente los fieles los que secundemos sus planes colgándonos esa piedra al cuello.

Hay que llamar a las cosas por su nombre.

No hablemos de cisma y preguntémonos qué clase de cristianos somos que todo lo que antaño nos definió, ahora es motivo de vergüenza y petición de perdones… a quienes niegan y persiguen lo que creemos.

El bombero ateo que salvó la Sábana Santa de Turín

enero 11, 2017

En abril se cumplirán veinte años de un hecho notable: la salvación de la Sábana Santa de Turín, amenazada por el fuego, por parte de un bombero ateo, Mario Trematore, que ese día recobró la fe. José María Zavala ha incluido esta historia como parte de un apasionante viaje por los túneles más oscuros e inexplorados de la Historia que puede hacerse a través de su último libro: Las páginas secretas de la Historia (Plaza y Janés).

Entre las historias que recrea, rescata o, en algunos casos, descubre, encontramos las de los Papas que murieron envenenados, o la desconocida figura del Maximiliano Kolbe español, por supuesto un recuerdo al Padre Pío (no en vano es autor del gran bestseller en español sobre el santo de Pietrelcina), la conversión de Oscar Wilde o quién fue la última persona condenada por la Inquisición.

En el caso de Trematore no interesa su hazaña, sino también su transformación interior. Era un activo sindicalista de izquierdas que no creía en Dios… y aquel día “salvó” a Dios del peligro de las llamas. “Cristo muere crucificado cada día en los muchos acontecimientos que componen la historia del mundo, para resurgir cada vez más presente en el misterio de la fe a los ojos de los hombres. Su mano providente nos acompaña siempre”, explicaba recientemente: “Y fue esa mano que me movió a enfrentar las llamas que amenazaban la más preciosa reliquia del mundo cristiano. De hecho, aquella afanosa noche pasada en la catedral, al luchar contra las llamas para salvar la Sábana Santa, la fuerza que me obligaba a cumplir aquella misión emanaba de una voz interior, que seguramente provenía de lo alto”.

Así lo cuenta José María Zavala:

«Ésta es la imagen del lienzo sagrado que envolvió el Cuerpo de Jesús tras su muerte», aseguró el Padre Pío a su hermano capuchino Paolo Covino, delante de una reproducción de la Sábana Santa. Por designio de la Providencia, fray Paolo Covino administró el sacramento de la Unción de Enfermos a San Pío de Pietrelcina el mismo día de su muerte, acaecida el 23 de septiembre de 1968.

Casi treinta años después, el bombero italiano Mario Trematore, sin creer en Dios, empezó a golpear el cristal blindado con toda la fuerza de su alma para salvar a la Sábana Santa de las llamas. Provisto de una maza de hierro, el pompieri Trematore asestó un centenar de golpes a la urna de cristal de casi cuatro centímetros de grosor y logró extraer milagrosamente la Síndone intacta. Era la noche del 11 al 12 de abril de 1997.

Minutos antes, alrededor de las 23.45 del sábado, hora española, se había declarado unincendio en la capilla Guarino Guarini, donde se alojaba la Síndone, situada entre la catedral de San Juan Bautista y el Palacio Real de Turín, al norte de Italia. El incendió sólo pudo ser sofocado tras cuatro horas interminables, de modo que la valiosa cúpula de madera de la capilla Guarini fue devorada por las llamas.
 
La capilla se hallaba en su fase final de restauración; de ahí que las primeras hipótesis barajadas por la investigación iniciada a instancia de las autoridades apuntasen a uncortocircuito causado por los trabajos. El director de la empresa encargada de las obras negó, sin embargo, que el fuego guardase relación alguna con las obras en fase de terminación.

Trematore acudió allí en compañía de casi doscientos bomberos llegados desde todo Piamonte y Lombardía para evitar que el fuego se propagase al Palacio Real, donde resultaron afectadas la torre oeste y una parte del techo, que se derrumbó. Pese a que fue posible salvar la magnífica fachada del edificio, que data del siglo XVII, la galería de madera que permitía el acceso directo de los miembros de la Familia Real de Saboya hasta la capilla quedó calcinada por completo.

El superintendente de los bienes culturales de Turín, Pasquale Malara, manifestó con gran impotencia la magnitud de los daños, a los que calificó de «espantosos», sobre todo en la capilla Guarini, de la que no quedó ni rastro.
 
Bautizada con el nombre del arquitecto que la diseñó en 1668, la capilla tenía como finalidad albergar el Santo Sudario, de 4,10 metros de largo por 1,40 de ancho, con el que fue amortajado el cuerpo exánime de Jesucristo tras ser descendido de la Cruz, instalada en el Monte Gólgota. La reliquia había sido venerada por millones de fieles durante siglos, que pudieron observar en ella las señales del rostro de Jesús y las múltiples heridas en todo su cuerpo.

Como consecuencia de las obras de restauración emprendidas en la catedral, el relicario se custodió detrás del altar mayor, lo cual evitó que se perdiese tras declararse el siniestro. Mario Trematore quedó extenuado, con las manos ensangrentadas. Pero su rostro reflejaba paz y felicidad. Acababa de rescatar de las llamas la reliquia de Nuestro Señor Jesucristo y sentía en su interior que él también se había salvado. ¿Cómo, si no, considerándose ateo, pudo declarar después: «Dios me ha dado las fuerzas para romper el cristal» ¿Y cómo fue capaz de añadir: «Vi de nuevo al niño pequeño que aprendió a rezar el Padrenuestro y lo recé». Alarmadas por el fuego, millares de personas se congregaron en las inmediaciones y aplaudieron a rabiar la salida de Trematore con el Santo Sudario en las manos, ayudado por varios compañeros.

La Sábana Santa se trasladó provisionalmente a casa del arzobispo de Turín, el cardenalGiovanni Saldarini, a quien los testigos aseguraban haber visto llorar, y seguramente rezar en su interior, delante de la catedral mientras los Bomberos trataban de aplacar el incendio.
 
El secretario general de Naciones Unidas, Kofi Annan, que había cenado con el ex primer ministro italiano Giulio Andreotti y el empresario Giovanni Agnelli en el Palacio Real de Turín poco antes del incendio, calificó lo sucedido de «gran tragedia apocalíptica para Turín, Italia y el mundo entero».
 
Gracias a Dios, quien se sirvió del pompieri Trematore, la Síndone puede seguir venerándose hoy por los fieles de todo el mundo en las diversas ostensiones de la misma. Su rescate de las llamas se comunicó de inmediato a Juan Pablo II, antes de iniciar su viaje a Sarajevo.

Un año después del trágico suceso, el domingo 24 de mayo de 1998, Juan Pablo II permaneció arrodillado ante la Sábana Santa, trasladada ya entonces a la catedral de Turín, donde se conserva hoy. El Romano Pontífice celebró la Santa Misa en presencia de la reliquia y pronunció una vibrante homilía, durante la cual aludió al incendio registrado el año anterior: «Al entrar en la catedral –manifestó el Papa–, que muestra aún las heridas causadas por el terrible incendio que se produjo hace un año, me he recogido en adoración ante la Eucaristía… A la luz de la presencia de Cristo en medio de nosotros, me he arrodillado ante la Sábana Santa, el precioso lienzo que nos puede ayudar a comprender mejor el misterio del amor que nos tiene el Hijo de Dios. Ante la Sábana Santa, imagen intensa y conmovedora de un dolor indescriptible, deseo dar gracias al Señor».

Levante: Colegios católicos que no acaten ley de transexualidad perderán ayuda pública

enero 10, 2017

trans

(Transcrito Levante/ El Mercantil Valenciano)

El Consell no tolerará ninguna posible insumisión católica ante la ley de la transexualidad que ya se encuentra en las Corts y que será aprobada esta primavera. La Generalitat advirtió ayer al cardenal Antonio Cañizares que sancionará a los colegios católicos si no aplican la Ley integral del reconocimiento del derecho a la identidad y expresión de género en la Comunitat Valenciana, una norma que permite avances sanitarios, educativos, sociales y administrativos para las personas transexuales, una minoría azotada por la discriminación según todos los balances de delitos de odio.

Después de que el arzobispo de Valencia haya pedido a los políticos que «repiensen» la norma y haya proclamado que «adoctrinar a los niños en ideología de género es una maldad», el director general de Igualdad en la Diversidad, José de Lamo, aseguró a este periódico que no habrá cambios en la ley por parte del Consell o de los partidos que lo sostienen en su actual tramitación parlamentaria. Y añadió: «Hasta ahora, el protocolo atañe a los centros educativos públicos. Cuando se apruebe la ley, todos los centros educativos, concertados o privados, estarán obligados a cumplir la norma. Si no, evidentemente, se sancionará al centro por no cumplir la ley», asegura el alto cargo de la conselleria que ha impulsado el proyecto legislativo.

La ley recoge un apartado de sanciones que van de los 200 a los 3.000 euros de las multas leves, hasta los entre 20.000 y 45.000 euros de las infracciones muy graves. Además, el proyecto legal permite «sanciones accesorias» que podrían afectar a los colegios concertados como la prohibición de acceder a cualquier tipo de ayuda pública de la Generalitat por un periodo de entre uno y tres años. También contempla la inhabilitación temporal de hasta tres años para ser titular de centros o servicios dedicados a la prestación de servicios públicos. Asimismo, se prevé la prohibición de contratar con la Generalitat o sus entes públicos durante uno a tres años si se vulnera de forma grave la ley de transexualidad.

Entre los supuestos de infracción grave que recoge la ley figura la realización de actos que impliquen «aislamiento, rechazo o menosprecio público y notorio de personas por causa de identidad o expresión de género». También se penará «la elaboración, utilización o difusión en centros educativos de la Comunitat Valenciana de libros de texto y materiales didácticos que presenten a las personas como superiores o inferiores en dignidad humana en función de su identidad o expresión de género, o que inciten a la violencia por este motivo».

En el artículo escrito por Cañizares para el semanario Paraula, adelantado ayer por Levante-EMV, el cardenal insta a «actuar» y «no cruzarse de brazos» ante una ley que aboca a «la destrucción de la familia». También alude a la «objeción y libertad de conciencia» y pide a padres, asociaciones relacionadas con la familia, comunicadores, periodistas y educadores que se comprometan en esta causa. «No les hagamos el juego», arenga.

El proyecto de ley, que ha recibido un millar de alegaciones de grupos católicos, obliga a todos los centros educativos (púbicos y privados) a respetar el nombre y el género que decida un alumno en su documentación escolar: listas de clase, tablones, etc. También exige dejar entrar en los vestuarios y lavabos que elija un alumno en función de la «identidad de género manifestada», y permitirle llevar a clase la ropa con la que se identifique. El Consell Jurídic Consultiu, en su informe al proyecto de ley, puso un reparo a este aspecto por considerar que invadía la autonomía de los centros educativos de titularidad privada a la hora de fijar su ideario. El Consell desoyó esa observación no vinculante que el Jurídic Consultiu elevó a categoría de «esencial».

De Lamo invoca el «sufrimiento»
El director general de Igualdad en la Diversidad admite que se ha producido «una movilización contra la ley, igual que ocurrió ante el matrimonio entre personas del mismo sexo». De Lamo expresa su «tristeza» ante la posición del cardenal. Una postura, afirma, «que quiere imponer a sus seguidores pero que no puede imponer a toda la sociedad». «Piensa más en su ideología o doctrina, profundamente discriminatoria, que en el sufrimiento de las personas discriminadas, cuando estar al lado de quien sufre es algo cristiano y debería primarse ante todo», sostiene. Ante las acusaciones de «tiranos o dictadores», De Lamo replicó: «Nuestro totalitarismo es el de la igualdad, la democracia y los derechos de las personas».

Paulo Coelho, ofreció su alma al diablo y es un gran difusor de la Nueva Era y el ocultismo

enero 9, 2017

el-mago

(Transcrito de ReL)

Paulo Coelho, el famoso escritor brasileño vuelve a estar de actualidad al estrenarse una película titulada El joven Paulo Coelho, que pretende profundizar en la biografía de uno de los escritores más afamados del mundo, con más de 140 millones de libros vendidos en 150 países, y traducidos a 80 idiomas.

Una biografía muy convulsa

El autor de libros tan difundidos como El alquimista, Manual del guerrero de la luz, Aleph o La quinta montaña, repasa su historia vital dando a conocer cómo en 1972 vendió su alma al Diablo, a través de un pacto firmado, o el intento de crear una secta ocultista llamada Sociedad Alternativa, con el músico músico Raúl Seixas.

El sacerdote zamorano Luis Santamaría, miembro del RIIES, ha escrito un interesante reportaje para el portal Aleteia, sobre el itinerario vital de Paulo Coelho, y la filosofía que emana su obra, con una mezcla de cristianismo, esoterismo y ocultismo. Religión en Libertad, por su gran interés, lo reproduce íntegro:

Así es la verdadera historia de Paulo Coelho

“La historia de Paulo Coelho ya es de por sí una historia muy fuerte”, declaró en verano de 2013 Daniel Augusto, director de la película El joven Paulo Coelho, título que finalmente se le ha dado a la versión española, recién estrenada en los cines el pasado 23 de diciembre de 2016, para coincidir con la temporada navideña.

Del papel a la gran pantalla

Si la cinta fue un fracaso al ser proyectada en Brasil, su país natal, y en otros lugares, lo mismo ocurre en España. Las críticas están siendo muy duras con un producto que se considera de baja calidad.

Alberto Bermejo ha escrito en El Mundo: “Un torrente caótico rodado con unas pretendidas enjundia y solemnidad que no coinciden con lo que muestran las desangeladas imágenes, orquestadas en general con el espíritu arrítmico de un mediocre videoclip”.

Por su parte, Jordi Costa, crítico de El País, afirma que “la película deja la duda de hasta qué punto el escritor es consciente de las sólidas sospechas sobre su integridad creativaque levanta tan psicotrónico biopic”.

El escritor brasileño Paulo Coelho es, sin duda alguna, uno de los más leídos en la época actual, con millones de ejemplares vendidos en más de 80 idiomas.

11 millones de seguidores en Twitter

Su fama es innegable y cada vez que lanza una novedad editorial al mercado consigue que permanezca en las listas de best sellers durante una larga temporada en muchos países a la vez. Su narrativa hace que el autor sea influyente, algo que se puede ver en los más de11 millones de seguidores que tiene en Twitter.

Un escritor tan famoso como Paulo Coelho no podía quedar sin sus biografías, publicadas ya durante su vida. Las principales son, por orden cronológico, Las confesiones del peregrino, un libro-entrevista realizado por el periodista español Juan Arias, corresponsal en Brasil del diario madrileño El País, y la extensa obra El Mago, del periodista brasileñoFernando Morais, que tiene aún más interés por basarse en los diarios del protagonista.

Entre el marxismo y el movimiento hippie

En estos dos libros, sobre todo, vamos a basarnos, para este resumen biográfico de Coelho, necesariamente sintético, y para un acercamiento más detallado a sus aspectos más oscuros, tal como él mismo los ha revelado.

Paulo Coelho nació en 1947 en Río de Janeiro y estudió en el colegio de la Compañía de Jesús en aquella ciudad, San Ignacio. De los jesuitas de su infancia afirma: “me dieron excelentes bases para la disciplina, pero me provocaron también horror a la religión, de la que acabé alejándome”.

Su adolescencia vino marcada por la rebeldía, que se plasmó no sólo en el alejamiento de la fe católica de su familia, sino también en la búsqueda de las ideologías de izquierdas, por lo que durante un breve período de tiempo leyó fundamentalmente obras marxistas y se consideró ateo. El paso siguiente fue su incursión en el movimiento hippie, a la vez que entraba en el mundo del teatro.

Espiritualidad… camino del ocultismo

Más tarde, explica él mismo, “cuando volví a interesarme por una búsqueda espiritual, yo ya estaba convencido de que la última cosa que iba a buscar era el catolicismo, porque le tenía horror; estaba harto y totalmente convencido de que aquel no era el camino, era un Dios de la derecha, que no tenía una cara femenina, era un Dios del rigor, sin misericordia, sin compasión, sin misterio, y al mismo tiempo empecé a experimentar todas las otras religiones y sectas, sobre todo las de origen oriental”.

Una búsqueda espiritual un tanto curiosa…

Pero, más allá de estos movimientos, buscaba alguien que lo iniciara, y quería, además de ser distinto a los demás, poder seducir e impresionar a las mujeres con sus conocimientos ocultos, y así “llegó un momento en que mi carácter extremista me llevó a buscar lo más fuerte, lo que estaba a la izquierda de la izquierda de la búsqueda espiritual […], la sociedad secreta considerada la oveja negra, la más dura”. En sus diarios reflejó la posesión de poderes sobre los elementos de la naturaleza.

El satanista Aleister Crowley y la secta Ordo Templi Orientis (OTO)

Fue entonces cuando se acercó a la secta Ordo Templi Orientis (OTO), y sobre todo a la figura del ocultista y satanista británico Aleister Crowley. Le atraía, sobre todo, la total libertad de pensamiento y de comportamiento sexual, además del poder que podía ejercer sobre los demás. A pesar de la resistencia interior que encontraba –por su pasado religioso– a los rituales, los realizaba.

Experimentó la realidad del demonio

Llegó a vender su alma al Diablo a través de un pacto firmado. Sin embargo, tras dos años en la secta, pocos días después de su ingreso formal con el nombre mágico de Staars o Luz Eterna, en 1974 vivió un acontecimiento que cambió el rumbo de su vida. Encontrándose solo en su casa, comenzó a ver una mancha negra a su alrededor, como un humo oscuro y ruidoso, y sintió que iba a morir.

Sintió la presencia del mal

Supo en aquel momento que estaba presente el Mal que tantas veces había invocado para conseguir poder, y pudo contrastar esta experiencia con otra persona que vivió lo mismo y en el mismo momento. Lo que hizo a continuación fue abrir la Biblia al azar y, a partir del pasaje evangélico que halló (Mc 9, 24), decidió terminar con su participación en aquel grupo ocultista, aunque nunca dejaría de sentirse atraído por lo esotérico en lo sucesivo.

Éxito como compositor de canciones

Hay que subrayar que después de una nada positiva carrera como dramaturgo, actor de teatro y periodista, consiguió un éxito profesional y económico considerable al asociarsecon el músico Raúl Seixas para escribir canciones.

Con él intentó crear una secta ocultista llamada Sociedad Alternativa, afirmando que “el individuo nunca dejará de disfrutar de Satán, que es algo realmente fascinante”. Sin embargo, el gran objetivo de toda su vida siempre fue convertirse en un escritor de fama mundial.

De forma simultánea, la biografía de Coelho trazada a partir de sus diarios nos muestra toda clase de excesos y extravagancias que llevaron incluso a que fuera ingresado varias ocasiones en un manicomio a petición de sus padres, preocupados por la deriva vital de su hijo.

Consumo de drogas, promiscuidad sexual…

Encontramos episodios sucesivos de consumo de drogas (que iría abandonando por decisión personal paulatinamente, desde la cocaína hasta la marihuana, pasando por el LSD), promiscuidad sexual (incluyendo la relación con varias novias a la vez o la “experimentación” homosexual, entre otras cosas), divulgación de prácticas esotéricas en el sistema de enseñanza de Brasil bajo la capa de talleres de teatro para escolares,iniciación en el chamanismo de Carlos Castaneda, etc.

¿Vuelta al cristianismo?

Después de su experiencia satánica de 1974 interpreta su trayecto biográfico como una reconversión al cristianismo, al ir introduciendo diversos elementos católicos en su vida, aunque seguía simultaneando esto con actitudes esotéricas como la consulta del I Ching (el oráculo chino milenario de “las mutaciones”) antes de cada decisión importante, la profundización en el mundo del vampirismo o la importancia de los presagios y signos.

En 1980 se casó con su esposa actual, Christina Oiticica, que ha influido también en su perfil espiritual, ya que ella era especialista en el tarot antes de unir sus vidas, consultaba el I Ching y, a partir de las lecturas espiritistas de Coelho, hicieron prácticas como médiums en pareja.

En diciembre de 1981 emprendieron un largo viaje por Europa en el que tuvieron lugar varios acontecimientos que, leídos desde lo sobrenatural por su protagonista, cambiaron el rumbo de su vida y determinaron lo que es hoy. El primero de ellos, aparentemente menor, fue la visita a la imagen del Niño Jesús de Praga, al que pidió explícitamente el éxito tan deseado.

El momento más importante fue su visita al campo de concentración nazi de Dachau, en 1982. Unos días antes, en Praga, había tenido una experiencia muy desagradable al visitar un calabozo medieval, lo que “despertó recuerdos que amenazaban con empujarlo a una crisis depresiva de proporciones alarmantes”.

Y esto se repitió, con más intensidad, al entrar solo en la cámara de gas de Dachau. Allí se estremeció, y salió aterrorizado del crematorio justo en el momento en el que las campanas de la capilla católica del lugar anunciaban el mediodía. Entró en ella buscando paz, pero se dio cuenta de que la barbarie antihumana continuaba en su tiempo en otras formas, y según su diario “en ese momento entendí la señal: sentí que las campanas de la capilla estaban doblando por mí. Entonces tuve la aparición”.

Esta aparición consistió en una figura de apariencia humana hablándole sin palabras, de alma a alma, bajo un haz de luz, diciéndole que se reencontrarían dos meses después.

El ingreso en una orden católica “oculta”

Cuando transcurrió ese tiempo, se encontró con un hombre al que identificó con la aparición. Éste le reveló que se trataba de un maestro de la orden católica oculta denominada RAM, siglas que responden a dos significados, tal como explica Coelho: por un lado, Regnum, Agnum, Mundi; por otro, Rigor, Amor y Misericordia.

Siempre subraya el carácter pretendidamente católico de esta sociedad secreta de la que, fuera de la obra del autor, no se conoce nada.

Vuelta a la Iglesia católica de la mano de RAM…

“Y allí empezó un nuevo tramo de mi vida, con mi vuelta a la Iglesia católica. Porque aquel individuo pertenecía a la orden católica RAM (rigor, amor, misericordia), que tiene más de quinientos años. Él fue quien me habló de toda la tradición, del anclaje simbólico dentro de una Iglesia. Él había estado en el Vaticano mucho tiempo. Y desde entonces empecé a interesarme por aquella vieja tradición católica, por la tradición de la serpiente, hasta que un día me llevó a Noruega y allí me dio este anillo, que todavía llevo, con las dos cabezas de serpiente. Y entonces empecé a aprender el lenguaje simbólico, que no es el esoterismo cristiano, sino la simbología cristiana”.

De esta manera, Paulo Coelho afirma que retoma su trayectoria vital mágica, de una forma pretendidamente positiva ahora, sin referencias a lo satánico, aunque se consideraba todavía unido emocionalmente a todo aquello de lo que sólo habría abjurado racionalmente y le continuaba fascinando.

A su regreso a Brasil, para su iniciación en la orden RAM tuvo que cumplir diversos desafíos, ritos u ordalías que le encargaba su Maestro, a quien llama siempre J. o Jean.

En 1986, el Maestro de RAM que supervisaba el itinerario iniciático de Paulo Coelho lo había citado para la ceremonia secreta en la que iba a recibir su espada, momento ritual a partir del cual sería considerado Mago o Maestro de la orden, y que tendría lugar en una montaña brasileña.

El Camino de Santiago

En presencia de muy pocos testigos, llevó su espada vieja, la que hasta entonces había utilizado en sus ejercicios esotéricos privados, y llegó el momento en el que Jean pronunció las palabras mágicas: “¡Que ante la Sagrada Faz de RAM toques con tus manos la Palabra de la Vida, y recibas tanta fuerza que te convierta en su testigo hasta los confines de la Tierra!”.

Después de esto, enterró su vieja espada y cuando se disponía a tomar del suelo la nueva, la de su ordenación ritual, su Maestro le pisó la mano diciéndole que no era digno con las siguientes palabras: “Si fueras más humilde habrías rechazado la espada. Si lo hubieras hecho te la entregaría, porque tu corazón sería puro. Pero como me temía, en el momento sublime resbalaste y caíste. Por culpa de tu avidez tendrás que caminar nuevamente en busca de tu espada. Y por culpa de tu soberbia y de tu fascinación por los prodigios, tendrás que luchar mucho para conseguir de nuevo aquello que tan generosamente te iba a ser entregado”.

Para conseguir su ansiada arma mágica, Coelho tendría que buscarla y hallarla finalmente como el resultado de un proceso de conversión interior. El lugar no sería otro que elCamino de Santiago, que el escritor tendría que recorrer para conseguirla. Lo que, por otra parte, daría lugar a su primer libro, a su primer éxito, precisamente en torno a la ruta de peregrinación jacobea.

¿Un gurú de la New Age?

Después de repasar así su biografía, se entiende mucho mejor lo que escribí hace tiempo: que estamos ante uno de los mayores difusores contemporáneos de la Nueva Era, con claras raíces en el ocultismo.

Paulo Coelho se declara católico, pero su vida y obra revelan (o más bien velan) una estrategia de resignificación de la fe cristiana. Y repito lo ya dicho antes: no sólo estamos ante un hábil escritor que ha sabido aprovechar la sed espiritual de muchas personas para hacer el marketing de sus libros. Sus raíces ocultistas y las líneas principales de sus obras lo sitúan directamente en la estela de la Nueva Era.

¿Es comprensible el fragmento del Secreto de Fátima dado a conocer por los cabalistas Bertone y Ratzinger hace 13 años?

enero 8, 2017

Tercera Parte del Secreto de Fátima

Hay una línea desaparecida y el inicio no corresponde al mensaje original que

inicia “En Portugal se conservará siempre el dogma de la Fe…”

« J.M.J.

Tercera parte del secreto revelado el 13 de julio de 1917 en la Cueva de Iria-Fátima.

Escribo en obediencia a Vos, Dios mío, que lo ordenáis por medio de Su Excelencia Reverendísima el Señor Obispo de Leiria y de la Santísima Madre vuestra y mía.

Después de las dos partes que ya he expuesto, hemos visto al lado izquierdo de Nuestra Señora un poco más en lo alto a un Ángel con una espada de fuego en la mano izquierda; centelleando emitía llamas que parecía iban a incendiar el mundo; pero se apagaban al contacto con el esplendor que Nuestra Señora irradiaba con su mano derecha dirigida hacia él; el Ángel señalando la tierra con su mano derecha, dijo con fuerte voz: ¡PenitenciaPenitenciaPenitencia! Y vimos en una inmensa luz qué es Dios: « algo semejante a como se ven las personas en un espejo cuando pasan ante él » a un Obispo vestido de Blanco « hemos tenido el presentimiento de que fuera el Santo Padre ». También a otros Obispos, sacerdotes, religiosos y religiosas subir una montaña empinada, en cuya cumbre había una gran Cruz de maderos toscos como si fueran de alcornoque con la corteza; el Santo Padre, antes de llegar a ella, atravesó una gran ciudad medio en ruinas y medio tembloroso con paso vacilante, apesadumbrado de dolor y pena, rezando por las almas de los cadáveres que encontraba por el camino; llegado a la cima del monte, postrado de rodillas a los pies de la gran Cruz fue muerto por un grupo de soldados que le dispararon varios tiros de arma de fuego y flechas; y del mismo modo murieron unos tras otros los Obispos sacerdotes, religiosos y religiosas y diversas personas seglares, hombres y mujeres de diversas clases y posiciones. Bajo los dos brazos de la Cruz había dos Ángeles cada uno de ellos con una jarra de cristal en la mano, en las cuales recogían la sangre de los Mártires y regaban con ella las almas que se acercaban a Dios.

Tuy-3-1-1944 ».

Y luego nos recriminan por llamarla La Vaticueva… Reconoce Roma a Lutero como “testigo del Evangelio”

enero 6, 2017

cartel-de-la-semana-de-oracion-por-la-unidad-de-los-cristianos

(Transcrito de Religión Digital/ Jesús Bastante)

“Separando lo que es polémico de las cosas buenas de la Reforma, los católicos ahora son capaces de prestar sus oídos a los desafíos de Lutero para la Iglesia de hoy, reconociéndole como un ‘testigo del Evangelio’. Y así, después de siglos de mutuas condenas y vilipendios, los católicos y los luteranos en 2017 conmemorarán por primera vez juntos el comienzo de la Reforma”.

Este es el texto consensuado por el Consejo Pontificio para la promoción de la unidad de los cristianos y la Comisión Fe y Constitución del Consejo Mundial de Iglesias de cara a la Semana de Oración por la Unidad de los Cristianos que se celebra del 18 al 25 de enero próximo y que, este año, tiene como marco el V Centenario de la Reforma luterana.

En el mismo, tanto la Santa Sede como el CMI animan a “buscar la unidad durante todo el año“, y ofrecen una serie de reflexiones conjuntas para la semana de unidad “y para todo el año” 2017. Un año cargado de esperanzas en el camino ecuménico.

Así, en la introducción al tema se destaca cómo en 1517 “Martín Lutero levantó preocupaciones acerca de lo que él considerabaabusos en la Iglesia de su tiempo haciendo públicas sus 95 tesis. 2017 es el 500 aniversario de este acontecimiento crucial en el movimiento de la Reforma que ha marcado la vida de la Iglesia occidental a lo largo de muchos siglos”.

Un acontecimiento que, reconoce el texto, “ha sido un tema controvertido en la historia de las relaciones intereclesiales en Alemania también en los últimos años”. Después de “extensos y a veces difíciles debates” sobre la conveniencia de “celebrar” una ruptura, se ha llegado a la conclusión que “si se pone el énfasis en Jesucristo y en su obra reconciliadora como centro de la fe cristiana, los interlocutores ecuménicos de la EKD (católicos romanos, ortodoxos, baptistas, metodistas, menonitas y otros) podrían participar en las celebraciones del aniversario”.

“Si se tiene en cuenta que la historia de la Reforma se ha caracterizado por una dolorosa división, este es un logro muy considerable”, constata el documento, que apunta al documento “Del conflicto a la comunión“, elaborado por la Comisión Luterano-Católico Romana sobre la Unidad como crucial para entender el trabajo en pos de la unidad y para “llegar a un entendimiento compartido de la conmemoración”. Así, “después de siglos de mutuas condenas y vilipendios, los católicos y los luteranos en 2017 conmemorarán por primera vez juntos el comienzo de la Reforma“.

En este contexto del aniversario, el Consejo de las Iglesias de Alemania (ACK), invitado por el Consejo Mundial de las Iglesias, asumió la tarea de elaborar los materiales para la Semana de Oración por la Unidad de los Cristianos de este año. El comité, compuesto por una decena de miembros de distintas confesiones cristianas, asumió la tarea de conmemorar la Reforma luterana y abogar por la unidad, con dos énfasis: “por un lado, debería haber una celebración de la gracia y el amor de Dios, la «justificación de la humanidad a través de la sola gracia», reflejando la preocupación principal de las Iglesias marcadas por la Reforma de Martín Lutero. Por otro lado, también se debería reconocer el dolor por las profundas divisiones subsiguientes que afligieron a la Iglesia, hablar claramente de culpa y ofrecer una oportunidad para dar pasos hacia la reconciliación”.

Finalmente, fue la Exhortación Apostólica del papa Francisco de 2013 Evangelii Gaudium («La alegría del Evangelio») la que aportó el tema de este año, al utilizar la cita: «El amor de Cristo nos apremia».

En el documento, las confesiones cristianas abogan por “ir más allá de nuestras oraciones por la unidad entre los cristianos”, instando a un “testimonio común“. “El mundo necesita embajadores de reconciliación que rompan barreras, construyan puentes, hagan la paz, abran puertas a nuevas formas de vida en el nombre de aquel que nos reconcilió con Dios, Jesucristo. Su Espíritu Santo nos conduce por el camino de la reconciliación en su nombre”, se afirma.

Mientras se preparaba este texto (2015), “muchas personas e Iglesias en Alemania practicaban la reconciliación ofreciendo hospitalidad a los numerosos refugiados que llegaban de Siria, Afganistán, Eritrea y de países de los Balcanes occidentales, buscando protección y una nueva vida. La ayuda concreta y las importantes acciones que se llevaron a cabo contra el odio al extranjero fueron un claro testimonio de reconciliación para la población alemana. Como embajadores de reconciliación, las Iglesias ayudaron activamente a los refugiados a encontrar nuevas viviendas y, al mismo tiempo, intentaban mejorar las condiciones de vida en sus países de origen. Actos concretos de ayuda son tan necesarios como orar juntos por la reconciliación y la paz si queremos que aquellos que están escapando de situaciones terribles puedan tener algo de esperanza y de consuelo”.

“¡Que la fuente de la gracia reconciliadora de Dios pueda manar en la Semana de Oración de este año, de modo que muchas personas puedan encontrar paz y se puedan construir puentes! ¡Que muchas personas e Iglesias sean apremiadas por el amor de Cristo a vivir vidas reconciliadas y a derribar los muros que dividen!“, concluye el documento, llamado a proseguir un camino cuyo primer gran paso fue dado por Francisco en Lund, suscribiendo un documento conjunto con el presidente de la Federación Luterana Mundial.

Por su parte, en su mensaje para esta jornada, los obispos españoles subrayan esta celebración, destacando que “una de las notas más destacables de este centenario es que tiene lugar por primera vez en una época ecuménica, después de años de diálogo y de varios acuerdos teológicos alcanzados en temas importantes, habiéndose hecho un importante esfuerzo por dejar atrás la mutua desconfianza y las lecturas parciales y tendenciosas de la historia“.

Para la Comisión de Relaciones Interconfesionales de la CEE, los viajes del Papa a Lesbos, junto al patriarca Bartolomé, su encuentro con Kirill en La Habana, la firma de un documento conjunto con el arzobispo de Canterbury, Justin Welby, el Concilio Panortodoxo de Creta o el encuentro interreligioso celebrado en septiembre en Asís “nos impulsan a comprometernos con más fuerza en los diálogos ecuménicos en sus distintos niveles para llegar pronto a un mutuo reconocimiento de la validez de los sacramentos y del ministerio eclesial”.

La nota que obligó a Ratzinger a salir de su retiro: amigo personal afirma que una parte del Tercer Secreto de Fátima no fue revelado

enero 6, 2017
Dollinger Ratzinger

Según Dollinger: Ratzinger Tauber habría reconocido que la parte no publicada del Tercer Secreto habla de “un mal concilio y una mala misa”.

CARDENAL RATZINGER: “NO PUBLICAMOS COMPLETO EL TERCER SECRETO DE FÁTIMA”

Por Maike Hickson/ Traducción del inglés de Foro Católico

Hoy en día, en la Fiesta de Pentecostés, tuvimos una conversación telefónica con el Padre Ingo Dollinger, sacerdote alemán y ex profesor de teología en Brasil, quien ahora es anciano y físicamente débil. Ha sido amigo personal del Papa emérito Benedicto XVI durante muchos años.

El padre Dollinger confirmó inesperadamente por teléfono los siguientes hechos:

No mucho tiempo después de la publicación del Tercer Secreto de Fátima, en junio de 2000, por la Congregación para la Doctrina de la Fe, el cardenal Joseph Ratzinger le dijo al padre Dollinger durante una conversación personal ¡que todavía hay una parte del Tercer Secreto que no se ha publicado! “Hay más de lo que hemos publicado” dijo Ratzinger. También le dijo a Dollinger que la parte publicada del Secreto es auténtica y que la parte no publicada del Secreto habla de “un mal concilio y una mala misa” que habría de venir en un futuro próximo.

El Padre Dollinger me dio permiso para publicar estos hechos en esta fiesta del Espíritu Santo y él me dio su bendición.

El Padre Dollinger fue ordenado sacerdote en 1954 y se desempeñó como secretario del muy respetado obispo de Augsburgo, Josef Stimpfle. En la providencia de Dios, me encontré con este obispo una vez, cuando todavía no era católico, y me sentí profundamente conmovida por su humildad, calidez y bienvenida. Me invitó a visitarlo una vez en Augsburgo. Cuando estaba en el proceso de conversión, se lo hice saber, pero luego, a mi pesar, descubrí que el obispo Stimpfle ya había fallecido. (Se le echará mucho de menos.)

El Padre Dollinger estaba también involucrado con los debates de la Conferencia Episcopal de Alemania en relación con la masonería en la década de 1970 al final de los cuales vino la afirmación de que la masonería no es compatible con la fe católica.

Más tarde enseñó Teología Moral en el Seminario de la Orden de los Canónigos Regulares de la Santa Cruz, que pertenece al Opus Angelorum. El Obispo Atanasio Schneider, obispo auxiliar de Astana, Kazajstán, es miembro de esa misma Orden de los Canónigos Regulares de la Santa Cruz.

Lo más importante, el padre Dollinger tuvo al Padre Pío (de Pietrelcina, fallecido en 1968) como confesor durante muchos años y fue cercano a él. Dollinger es también conocido personalmente por uno de mis queridos familiares.

Esta sensible información pertinente al Tercer Secreto, ha estado circulando entre ciertos grupos de católicos durante años, y ahora me ha sido confirmada, personalmente, por el Padre Dollinger al mismo tiempo de que la Iglesia parece haber caído en un pozo de confusión. Ésta podría ayudar a explicar, al menos en parte, por qué estamos donde estamos ahora.

Es importante destacar el amor misericordioso de la Madre de Dios para advertir y preparar a sus hijos respecto a la batalla en que la Iglesia se encuentra ahora. A pesar de la decisión de los que están en puestos de responsabilidad dentro de la Iglesia, Ella se ha asegurado que la verdad completa será revelada y difundida.

Esta información también podría explicar por qué el Papa Benedicto XVI, una vez que se había convertido en Papa, trató de resolver algunas de las injusticias que están directamente relacionadas con la revelación de Dollinger, a saber: liberó la misa tradicional de la supresión; levantó la excomunión de los obispos de la Sociedad San Pío X (FSSPX); y, por último, en 2010 declaró públicamente en Fátima: “sería un error pensar que la misión profética de Fátima ha concluido”. También añadió estas palabras en una entrevista durante su viaje en avión a Fátima:

En cuanto a las cosas nuevas que podemos encontrar hoy en este mensaje, existe también el hecho de que los ataques contra el Papa y la Iglesia no sólo vienen desde fuera, sino que los sufrimientos vienen precisamente de dentro de la Iglesia, del pecado existente dentro de la Iglesia. Esto también es algo que siempre hemos conocido, pero hoy lo estamos viendo de una manera realmente aterradora: que la más grande persecución de la Iglesia no viene de sus enemigos externos, sino que surge de pecado dentro de la Iglesia, y que la Iglesia tiene así una profunda necesidad de volver a aprender la penitencia, de aceptar la purificación, de aprender el perdón, por un lado; pero también la necesidad de justicia.

Con esta declaración, el Papa contradice efectivamente sus propias palabras de junio de 2000, cuando había declarado:

En primer lugar debemos afirmar con el Cardenal Sodano: «… los acontecimientos referentes a la tercera parte del «secreto» de Fátima pertenecen al pasado”. En la medida a los acontecimientos individualmente descritos, ya pertenecen al pasado. Aquellos que esperan impresionantes revelaciones apocalípticas sobre el fin del mundo o el futuro curso de la historia se ven orillados a estar decepcionados.

Todas estas acciones de Benedicto XVI muestran que tenía que saber, en su conciencia, que de alguna manera tenía que corregir ciertas injusticias y confusas ambigüedades del pasado reciente. Defendió la misa tradicional, devolvió la dignidad a la FSSPX, y él reinsertó la importancia del mensaje de Fátima. Además, también trató de abordar el misterio del Vaticano II, aunque, al parecer, de una manera demasiado vaga.

En este contexto, podría valer la pena mencionar que mi marido y yo estábamos juntos cuando un sacerdote nos dijo que se había reunido en privado con el Papa Benedicto XVI y que el propio Benedicto considera al arzobispo Marcel Lefebvre “como el más grande teólogo del siglo 20.” Mi marido y yo aseguramos haber oído estas palabras exactas -directamente de este cura- palabras que fueron supuestamente dichas por el Papa Benedicto en el contexto de la propuesta del Papa para introducir las enseñanzas de Marcel Lefebvre más ampliamente en la Iglesia Católica.

Mientras contemplamos la gravedad de las omisiones acumuladas y retrasos relativos a la liberación real de la pleno Tercer Secreto, y cuando el cielo había pedido que lo hiciera -no más tarde de 1960 – estamos agradecidos al Espíritu Santo porque Él aparentemente ha hecho posible esta conversación telefónica hoy en la fiesta de Pentecostés.

Que el verdadero mensaje de Fátima – junto con las recientes revelaciones de P. Brian Harrison y el Dr. Alice von Hildebrand acerca de lo que también contiene – repartidas de este modo ayuden a liberar a todos los fieles católicos de cualquier servidumbre de medias verdades y falsas lealtades. Que todos libremente y plenamente se adhieran a la Verdad completa del mensaje de la Misericordia de María – que sin duda, bajo la Gracia, ayudan a hacernos libres!


maike-hickson-799152_tn

Acerca de la autora:

La Dra. Maike Hickson, nació y creció en Alemania, estudió Historia y Literatura Francesa en la Universidad de Hannover y vivió durante varios años en Suiza, donde escribió su tesis doctoral. Está casada con el Dr. Robert Hickson, y han sido bendecidos con dos hijos preciosos. Ella es feliz ama de casa a quien le gusta escribir artículos cuando el tiempo lo permite. Sus artículos han aparecido en revistas americanas y europeas como Catholicism.org, LifeSiteNews, el vagabundo, Culture Wars, Catholic Family News, Christian Orden, A propósito, y Zeit-Fragen.


LA NOTICIA OFICIAL DE INFOVATICANA

rATZINGER fÁTIMA

AUTOGOL DE LA VATICUEVA…

(Transcrito de Infovaticana)

El Padre Ingo Dollinger, sacerdote alemán y amigo personal del Papa Emérito Benedicto XVI, ha confirmado a Maike Hickson, del portal One Peter Five, que aún se desconoce el contenido completo del tercer secreto que la Virgen contó a los videntes de Fátima. Como amigo personal del cardenal Joseph Ratzinger, Dollinger pudo conocer de su mano que una parte del secreto aún 

Respecto al contenido que aún no ha salido a la luz pública, Ratzinger informó a su amigo de que se trata de “un mal concilio” y otros sucesos negativos que llegarían en un futuro cercano. Si bien hay una parte del secreto que permanece oculta, Ratzinger también confirmó que lo que hasta el momento se ha sabido del tercer secreto de las apariciones marianas es cierto.

Esta conversación entre Ratzinger y Dollinger tuvo lugar, según afirma el sacerdote alemán, poco después de que la Congregación para la Doctrina de la Fe publicara en junio del año 2000 el contenido del tercer secreto de Fátima siguiendo el deseo del Papa Juan Pablo II.

En el documento publicado por la Congregación para la Doctrina de la Fe se afirma que “Fátima es sin duda la más profética de las apariciones modernas”, al tiempo que se aclara que la primera y la segunda parte del secreto revelado por la Virgen a los videntes en Fátima hace referencia “a la aterradora visión del infierno, la devoción al Corazón Inmaculado de María, la segunda guerra mundial y la previsión de los daños ingentes que Rusia provocaría a la humanidad”. El tercer secreto, por su parte, hace referencia al inmenso sufrimiento de los testigos de la fe del último siglo del segundo milenio y al “Obispo vestido de blanco” que camina con fatiga hacia la Cruz entre los cadáveres de los martirizados, cae a tierra como muerto, bajo los disparos de arma de fuego. Esta visión tiene su correspondencia en el atentado del que Juan Pablo II fue víctima el 13 de mayo de 1981.

El tercer secreto, escrito en 1944 por la vidente Sor Lucía, fue custodiado por los pontífices hasta que Juan Pablo II decidió hacerlo público. El 17 de agosto de 1959, el Comisario del Santo Oficio, el Padre Pierre Paul Philippe, llevó el sobre que contenía la tercera parte del secreto de Fátima a Juan XXIII, quien decidió devolver el sobre lacrado al Santo Oficio y no revelar su contenido.

Pablo VI, por su parte, leyó el contenido de este secreto el 27 de marzo de 1965 y devolvió el sobre al Archivo del Santo Oficio, con la decisión de no publicar el texto. En 1981, Juan Pablo II pidió el sobre con la tercera parte del secreto después del atentado del 13 de mayo y decidió realizar la consagración del mundo al Corazón Inmaculado de María. Los dos primeros secretos de Fátima en la redacción hecha por Sor Lucía:

Tendré que hablar algo del secreto, y responder al primer punto interrogativo. ¿Qué es el secreto? Me parece que lo puedo decir, pues ya tengo licencia del Cielo. Los representantes de Dios en la tierra me han autorizado a ello varias veces y en varias cartas; juzgo que V. Excia. Rvma. conserva una de ellas, del R. P. José Bernardo Gonçalves, aquella en que me manda escribir al Santo Padre. Uno de los puntos que me indica es la revelación del secreto. Sí, ya dije algo; pero, para no alargar más ese escrito que debía ser breve, me limité a lo indispensable, dejando a Dios la oportunidad de un momento más favorable. Pues bien; ya expuse en el segundo escrito, la duda que, desde el 13 de junio al 13 de julio, me atormentó; y cómo en esta aparición todo se desvaneció.

Ahora bien, el secreto consta de tres partes distintas, de las cuales voy a revelar dos. La primera fue, pues, la visión del infierno. Nuestra Señora nos mostró un gran mar de fuego que parecía estar debajo de la tierra. Sumergidos en ese fuego, los demonios y las almas, como si fuesen brasas transparentes y negras o bronceadas, con forma humana que fluctuaban en el incendio, llevadas por las llamas que de ellas mismas salían, juntamente con nubes de humo que caían hacia todos los lados, parecidas al caer de las pavesas en los grandes incendios, sin equilibrio ni peso, entre gritos de dolor y gemidos de desesperación que horrorizaba y hacía estremecer de pavor.

Los demonios se distinguían por sus formas horribles y asquerosas de animales espantosos y desconocidos, pero transparentes y negros. Esta visión fue durante un momento, y ¡gracias a nuestra Buena Madre del Cielo, que antes nos había prevenido con la promesa de llevarnos al Cielo! (en la primera aparición). De no haber sido así, creo que hubiésemos muerto de susto y pavor. Inmediatamente levantamos los ojos hacia Nuestra Señora que nos dijo con bondad y tristeza: — Visteis el infierno a donde van las almas de los pobres pecadores; para salvarlas, Dios quiere establecer en el mundo la devoción a mi Inmaculado Corazón. Si se hace lo que os voy a decir, se salvarán muchas almas y tendrán paz. La guerra pronto terminará. Pero si no dejaren de ofender a Dios, en el pontificado de Pío XI comenzará otra peor. Cuando veáis una noche iluminada por una luz desconocida, sabed que es la gran señal que Dios os da de que va a castigar al mundo por sus crímenes, por medio de la guerra, del hambre y de las persecuciones a la Iglesia y al Santo Padre. Para impedirla, vendré a pedir la consagración de Rusia a mi Inmaculado Corazón y la Comunión reparadora de los Primeros Sábados. Si se atienden mis deseos, Rusia se convertirá y habrá paz; si no, esparcirá sus errores por el mundo, promoviendo guerras y persecuciones a la Iglesia. Los buenos serán martirizados y el Santo Padre tendrá mucho que sufrir; varias naciones serán aniquiladas. Por fin mi Inmaculado Corazón triunfará. El Santo Padre me consagrará a Rusia, que se convertirá, y será concedido al mundo algún tiempo de paz.

Tercer secreto revelado el 13 de julio de 1917 en la Cueva de Iria-Fátima:

Escribo en obediencia a Vos, Dios mío, que lo ordenáis por medio de Su Excelencia Reverendísima el Señor Obispo de Leiria y de la Santísima Madre vuestra y mía. Después de las dos partes que ya he expuesto, hemos visto al lado izquierdo de Nuestra Señora un poco más en lo alto a un Ángel con una espada de fuego en la mano izquierda; centelleando emitía llamas que parecía iban a incendiar el mundo; pero se apagaban al contacto con el esplendor que Nuestra Señora irradiaba con su mano derecha dirigida hacia él; el Ángel señalando la tierra con su mano derecha, dijo con fuerte voz: ¡Penitencia, Penitencia, Penitencia! Y vimos en una inmensa luz qué es Dios: «algo semejante a como se ven las personas en un espejo cuando pasan ante él» a un Obispo vestido de Blanco «hemos tenido el presentimiento de que fuera el Santo Padre». También a otros Obispos, sacerdotes, religiosos y religiosas subir una montaña empinada, en cuya cumbre había una gran Cruz de maderos toscos como si fueran de alcornoque con la corteza; el Santo Padre, antes de llegar a ella, atravesó una gran ciudad medio en ruinas y medio tembloroso con paso vacilante, apesadumbrado de dolor y pena, rezando por las almas de los cadáveres que encontraba por el camino; llegado a la cima del monte, postrado de rodillas a los pies de la gran Cruz fue muerto por un grupo de soldados que le dispararon varios tiros de arma de fuego y flechas; y del mismo modo murieron unos tras otros los Obispos sacerdotes, religiosos y religiosas y diversas personas seglares, hombres y mujeres de diversas clases y posiciones. Bajo los dos brazos de la Cruz había dos Ángeles cada uno de ellos con una jarra de cristal en la mano, en las cuales recogían la sangre de los Mártires y regaban con ella las almas que se acercaban a Dios.


EL “DESMENTIDO OFICIAL” DE RATZINGER TAUBER DESDE LA VATICUEVA:

Fátima Ratzinger

Algunos artículos publicados recientemente atribuyen al profesor Ingo Dollinger declaraciones según las cuales el cardenal Joseph Ratzinger, después de la publicación, en junio del año 2000, del Tercer secreto de Fátima, le habría confiado que dicha publicación no era completa.

A tal propósito, el Papa emérito Benedicto XVI comunica que “no ha hablado nunca con el profesor Dollinger acerca de Fátima” y afirma claramente que las frases atribuidas al profesor Dollinger sobre ese tema son “pura invención, absolutamente no verdaderas” y reitera decididamente: “La publicación del Tercer secreto de Fátima es completa”.

(Transcrito de ReD

El Papa emérito Benedicto XVI se ha visto obligado a salir de su retiro para desmentir, en un rotundo comunicado emitido por la Santa Sede, que exista parte del tercer secreto de Fátima que no haya sido publicada. En la nota, Ratzinger califica de “puras invenciones” las declaraciones del teólogo alemán Ingo Dollinger, quien había asegurado que existía una parte de la profecía no hecha pública en el año 2000.

“La publicación del Tercer Secreto de Fátima es completa”, apuntó el Vaticano, quien subraya cómo el Papa emérito considera “pura invención, absolutamente no verdaderas”, las declaraciones de Dollinger.

La profecía de Fátima está dividida en tres partes o secretos y fue supuestamente revelada por la Virgen a tres niños pastores portugueses, Lucía, Jacinta y Francisco, en tres apariciones datadas el 13 de mayo, el 13 de julio y el 13 de octubre de 1917.

Los secretos hablan, entre otras cosas, sobre las dos guerras mundiales o la caída del comunismo en Rusia y fueron narradas por Lucía al Vaticano, que las ha ido desvelando a partir de 1941.

El “tercer secreto” de las apariciones fue revelado en el año 2000 y trata, según el Vaticano, sobre el atentado sufrido por Juan Pablo II el 13 de mayo -festividad de la Vírgen de Fátima- de 1981 en la Plaza de San Pedro a manos del terrorista turco Ali Agca.

13 de mayo de 1981, “Aparentar herir al Papa Wojtyla, pero no matarle” fue la misión

enero 4, 2017

La farsa del «atentado» en San Pedro que intentó suplantar el verdadero Secreto de Fátima

Y LA GRAN PREGUNTA:

¿En cuál cárcel del mundo permitirían que un asesino tuviera a solas, al alcance de sus manos asesinas, a su víctima… un frágil anciano?

RESPUESTA: A MENOS QUE SE SEPA QUE NO HAY NADA QUÉ TEMER…

¿En cuál cárcel del mundo se pondría a la víctima al alcance de la mano del victimario entrenado y fanático?... EN NINGUNA.

¿En cuál cárcel del mundo se pondría a la víctima al alcance de la mano del victimario entrenado y fanático?… ¡EN NINGUNA!. Menos aún si la víctima es un ancianito y en la celda existen objetos contundentes para terminar el trabajo y el victimario ni siquiera está esposado ni custodiado… 

Al arribo de Karol Wojtyla (Juan Pablo II) en octubre de 1979 a la sede romana, millones de fieles se preguntaban si ahora sí se daría a conocer el “Tercer Secreto de Fátima”, cuyo contenido debería haber sido difundido como más tarde en 1960.

Todavía hoy desconocido el verdadero contenido completo, el contenido mutilado dado a conocer el año 2000 hablaba del advenimiento de un “obispo vestido de blanco.. el cual creímos que era el Papa” quien subiría hacia una tosca cruz hueca (“como de alcornoque”) y sería muerto con balas y flechas.  

Ante este texto, la Vaticueva urdió un plan para presentar un montaje ante las cámaras que semejara lo dicho en este pasaje mutilado. 

El montaje del atentado contra Juan Pablo II fue denunciado por el propio ejecutor material, el sicario (prescindible ) Alí Agca, quien al tratar de entender, con una insistente perplejidad le grita al mundo: ¡TODO FUE UN MONTAJE DEL VATICANO! y también ¡NUNCA QUISE MATAR AL PAPA!

En noviembre de 2010,  luego de acusar al número dos de la Curia en 1981 -el cardenal masón Agostino Casaroli- de contratarlo para realizar una farsa, un falso atentado, el actual vativocero Lombardi no respondió nada, de hecho nadie lo ha desmentido hasta el momento.

La acusación de Agca fue categórica;

“El cardenal Agustino Casaroli, el segundo hombre en el Vaticano, ordenó esto”, declaró Agca refiriéndose al “primer ministro” del Estado del Vaticano. ” (ABC.es)

“Definitivamente, el Gobierno del Vaticano estuvo detrás del intento de asesinato (del Papa). El cardenal Agustino Casaroli, el segundo hombre en el Vaticano, decidió esto” (El País.es)

Casaroli, fue quien afirma dio la orden del atentado, a través de un agente del Vaticano que identificó como el “Padre Michele”.

“Hice prácticas para el ataque junto con el Padre Michele y otro agente del Vaticano. Me reuní varias veces con él e incluso fuimos a la Plaza de San Pedro para planear el atentado”, afirmó Agca.  (El País.es)

Karol Wojtyla, el laureado actor del “atentado” de 1981 ya era actor mucho antes de ser sacerdote

Karol Wojtyla en el teatro Rapsódico

Durante la Segunda Guerra Mundial, Wojtyla prestó juramento en el movimiento polaco de resistencia de la ¨Unia¨, que en sus orígenes principalmente se constituirá para proteger a los judíos de la diáspora perseguidos por el IIIer. Reich, pero que acabará desarrollando actividades clandestinas contra el régimen fascista. En este momento, seguirá ayudando a familias judías para que puedan escapar de la persecución del régimen nacionalsocialista y se integrará en la rama política de la ¨Unia¨ como miembro no combatiente, y en su vertiente cultural se convertirá en el máximo responsable del grupo teatral en la clandestinidad que tomará el nombre de ¨Teatro Rapsódico¨ y que por medio de sus representaciones y obras teatrales conseguirá el objetivo de exaltar su doctrina anti nazi.

La misma actuación...

La misma actuación…

Un defensor de Casaroli, el periodista Carlos Villa Roiz de la revista mexicana Impacto, sin quererlo ni advertirlo, evidenció la realidad…

“Sus acusaciones (de Agca) se evaporan con la propia biografía del cardenal Casaroli, quien realizó 49 viajes internacionales con Juan Pablo II entre 1979 –año en el que fue designado cardenal- y el 1 de diciembre de 1990, cuando Juan Pablo II aceptó la renuncia que había presentado al haber cumplido 75 años de edad.

Durante este tiempo (11 años), Casaroli se desempeñó como secretario de Estado del Vaticano y el atentado tuvo lugar en 1981, en los primeros años del pontificado de Juan Pablo II.

¿Por qué Wojtyla conservaría a Casaroli nueve años luego de saberlo involucrado en el atentado?…

¿Por qué si Juan Pablo II sabía en 1983 que el organizador del atentado era su mano derecha, el masón Casaroli, no lo destituyó y sí lo conservó en el cargo hasta 1990, año en que cumplió la edad de retiro?.

Agca afirmó al diario italiano La Repubblica que “el diablo está dentro del Vaticano”. Y añade, “sin ayuda de sacerdotes y cardenales no hubiera podido realizar aquel acto”:

“El turco Mehmet Alí Agca, quien disparó contra el Papa Juan Pablo II en 1981, reveló ayer que contó con la ayuda desde el interior del Vaticano de algunos sacerdotes y cardenales para organizar el atentado, en una entrevista concedida al diario La Repubblica.

«Sin la ayuda de algunos sacerdotes y cardenales nunca hubiera podido realizarlo. El diablo está también dentro de esas murallas», declaró Alí Agca, que se encuentra en la cárcel de máxima seguridad de Kartal Maltepe en Turquía.  

El ex miembro del movimiento Lobos Grises, que según declara esta preparando un libro sobre lo que sucedió aquel 13 de mayo de 1981 cuando disparó en la Plaza de San Pedro al Papa Juan Pablo II y de su conversación en la cárcel romana de Rebbia con el mismo Papa, explica que nadie sabía que cometería el atentado y que sólo pudo realizarlo con la ayuda de personas dentro de la ciudad del Vaticano. (Diario de Navarra (01/04/05).

Agca precisó también que durante su encuentro de 22 minutos en la cárcel en Italia con Wojtyla Katz , en diciembre de 1983, éste no le preguntó nada sobre la autoría del atentado, porque según Agca, Juan Pablo II

 “sabía muy bien quién estaba detrás de ello” (El País.es)

1379759h765

Agca: “habría sido muy fácil matarlo, pero no estaba en los planes”

“Nunca quise matar al Papa”: Agca

Además Agca afirma que “nunca” quiso matar a Wojtyla, lo cual es completamente razonable conforme a la forma tan torpe de disparar contra el actor polaco, sin apuntar, por encima de las cabezas de la gente, con un arma mal elegida y sin machas de sangre… 

Agca aseguró en una entrevista “habría sido muy fácil matarlo, pero no estaba en los planes”.. (Revista Italiana Gente) 

Otra evidencia: si Alí Agca tueviera la consgna de matar a Juan Pablo II ¿qué tipo de institución se permitiría encerrar al sicario y a la supuesta víctima en la misma habitación, sin protección…?… a menos que se tuviera la seguridad de que no había tal intención…

Karol Wojtyla y Alí Agca estuvieron a menos de medio metro de distancia, incluso en contacto físico, por 22 minutos y sin una sola persona que pudiera proteger a la víctima… ¿no fue esta la mejor oportunidad que tuvo un sicario para terminar su trabajo?

El objetivo del autoatentado; “darle una interpretación” falsa al Secreto de Fátima

Tras la elevación de Juan Pablo II en 1979, la presión del público sobre la Logia Vaticana aumentaba, luego de pasados 19 años de la fecha  indicada (1960) por la  Santísima Virgen en Fátima, no se había dado a conocer la última parte del Secreto (llamado Tercer Secreto).

A mediados de octubre de 1943, en el transcurso de una visita a la Hermana Lucía en el Convento de las Doroteas de Tui (España), a unos 400 km de Fátima, y en la frontera con Portugal, D. José Alves Correia da Silva le indicó formalmente que escribiese el Secreto. La Hermana Lucía intentó obedecer la orden del Obispo, pero no fue capaz de hacerlo durante dos meses y medio.

Finalmente, la Santísima Virgen María se le apareció nuevamente a Lucía el 2 de enero de 1944, para darle fuerzas y confirmar que era realmente la voluntad de Dios que ella revelase la parte final del Secreto. Sólo después de esto la Hermana Lucía consiguió superar su turbación y escribir el Tercer Secreto de Fátima. Aun así, fue tan sólo en 9 de enero de aquel año cuando ella le escribió al Obispo D. José Alves Correia da Silva la siguiente nota, en la que le comunicaba que por fin se había escrito el Secreto:

“Ya he escrito lo que me mandó; Dios quiso probarme un poco, pero por fin era ésa su voluntad: Está lacrada dentro de un sobre, y éste, en los cuadernos.” (Sor Lucía)

En vista de ello, se deduce con claridad que el Secreto suponía la existencia de dos documentos: uno, dentro de un sobre lacrado; y otro, que estaba en el cuaderno de apuntes de la Hermana Lucía (de no ser así, ¿por qué razón ella le iría entregar el cuaderno junto con el sobre lacrado?).

La publicación del Secreto debería hacerse no antes de 1944 ni después de 1960 porque, como después lo explicaría la Hermana Lucía, “Sería más claro en ese momento”.

“la Hermana Lucía “le hizo prometer,” según el Canónigo Galamba, “que el Tercer Secreto sería abierto y leído al mundo ya fuese después de su muerte o en 1960, lo que ocurriera primero”… (Fátima org)

“…cuando en 1946 el canónigo Barthas le preguntó a la vidente por qué era necesario esperar hasta 1960, ella le respondió en presencia del Obispo da Silva, “Porque así lo desea la Santísima Virgen”.

El contenido de la tercera parte del Secreto de Fátima fue escrito por Sor Lucía y entregado al obispo de Lieria, Mons. José Correia da Silva, quien lo custodió desde 1944 hasta 1957, pero nunca lo abrió.

El 8 de febrero de 1960 (transcurrido poco más de un a o desde la convocación del Concilio), el Vaticano divulgó a través de la agencia noticiosa A.N.I. la siguiente noticia anónima:

Ciudad del Vaticano, 8 de febrero de 1960 — «En círculos altamente fidedignos del Vaticano se acaba de declarar al representante de la United Press International que es muy posible que nunca venga a ser abierta la carta en que la Hermana Lucía escribió las palabras que Nuestra Señora confirió a los tres pastorcitos, como secreto en la Cova da Iría.»

En el mismo comunicado, a pesar de haber reconocido décadas atrás la veracidad de las apariciones de Fátima, se pone groseramente en duda la credibilidad del Mensaje de la Virgen en su totalidad:

Aunque la Iglesia reconozca las apariciones de Fátima, no desea tomar el compromiso de garantizar la veracidad de las palabras que los tres pastorcitos dijeron que Nuestra Señora les había dirigido.

Tras ese increíble anuncio, la presión del público aumentaba, y por todo el orbe cristiano emergían las peticiones de que se develara al fin el Secreto ocultado en Roma, aumentando las sospechas de los católicos que cada vez más se percataban del camino que había tomado el Vaticano tras la asunción del modernista Juan XXIII y del doctrinalmente catastrófico conciliábulo Vaticano II.

La presión obligaría al Vaticano  modernista a tomar una determinación, o se publicaba… o se suplantaba.

Lo anterior brinda una explicación lógica de  cómo surgió la decisión de simular un hecho que pareciera era el fin del famoso (y molesto para algunos) Secreto de Fátima.

Del acto teatral en la Plaza de San Pedro en 1981, a la develación del Secreto, pero mutilado y malinterpretado

La tercera parte del Secreto, según la propia Vaticueva, habla de una lluvia de balas y flechas que abaten y dan muerte a un obispo de blanco que representa al Papado, quien caminaba sobre los cadáveres de gran cantidad de mártires.

En ninguna forma corresponde esto a lo sucedido en la Plaza de San Pedro  el 13 de mayo de 1981.

El “atentado” de 1981, desde el punto de vista criminalístico, es una verdadera farsa.

El nuevo “proyectil mágico”

En el asesinato de John F. Kennedy, la prueba fechaciente de que se trató de una conspiración fue el descubrimiento por el fiscal Garrison de la existencia de una “bala mágica”.

Este proyectil fue nombrado con el irónico mote debido  a que la versión oficial pretendía hacer creer a todos que; un sólo proyectil había ocasionado múltiples lesiones, con diferentes  ángulos y terminó sin deformaciones en la camilla del agonizante presidente.

Qui bono?, o ¿quién gana con el crimen?.

Esta es la primera pregunta que se hace un verdadero investigador al tratar de encontrar el móvil de un crimen.

Ya desde el siglo I, cuando los rabinos de Roma y la concubina hebrea Popea convencieron a Nerón de incendiar la Ciudad y culpar a los cristianos; lo primero que se preguntaron los senadores y principales fue ¿qué ganaban los cristianos con ese crimen?… ¿la feroz persecusión…?… no cuadraba.

¿Qué ganaban los soviéticos -tan favorecidos históricamente por Casaroli- organizando un atentado ineficaz y a la vista de todo el mundo, pudiendo simplemente envenenar o desprestigiar a su víctima, tal y como lo hacían en muchos casos?…

¿Quién o quienes fueron beneficiados por el atentado fallido?. La respuesta es lógica… Karol Wojtyla y sus compinches.  

Segunda pregunta; ¿quién tenía la capacidad para efectuar el falso atentado de esa forma?

Siguiendo la historia del Incendio en Roma, ¿quién tenía la capacidad operativa para llevarlo a cabo, sin que tuviera que perder más de lo ganado?, esas personas eran el propio líder de Roma, el Emperador y sus secuaces. 

En una analogía de casos, el propio líder romano tenía en 1981 ese poder.

Tercera pregunta: ¿quién o quienes podían cubrir o direccionar las acusaciones?

En la Roma antigua, el César por consejo de los rabinos dirigió las acusaciones y el móvil hacia la “corruptos y heréticos” cristianos, pero con el tiempo se conoció la verdad.

En la Roma moderna, el móvil se centró en el mensaje de Fátima y no se desveló la identidad de los autores intelectuales… hasta que se comienza a conocer la verdad. 

Los beneficiados son evidentes… se simuló un atentado buscando sobre todo la notoriedad ante el público, en una muy vigilada y concurrida Plaza de San Pedro, en una fecha de gran asistencia y con deliberado simbolismo, como lo es el día de las apariciones de Nuestra Señora en Fátima.

Luego del falso atentado de 1981,  la llamada Logia Vaticana difundió que ése era el famoso Secreto y que con esto quedaba develado y cumplido.

“al respecto al atentado dijo:” una mano tiró la bala, otra la desvió”, refiriendose a la Virgen María”.

Con este montaje espectacular Wojtyla obtuvo el tiempo y el espacio necesarios para consolidar el camino hacia la apostasía de la mayor parte de los ministros y fieles, sin demasiadas molestias en el sentido de revelar el Secreto.

Con eventos como el de Asís en 1986, la Nueva Iglesia inauguraba una era de camino a la Apostasía y el contubernio con la Gran Ramera, una nueva iglesia sincrética que fusionara en su seno a todas las herejías, a todas las perversiones y a todas los enemigos de Cristo. Tal como lo anunciara hace veinte siglos el último Apóstol en el Apocalipsis.

nO SANGRE

Más preguntas:

1. La “bala mágica”.  ¿Porqué se habla de una bala solitaria que hizo tres perforaciones en la parte frontal; una en la mano, otra en el abdomen y otra más en el brazo.

2. Sin sangre. A pesar de la gran velocidad que imprimieron al vehículo de Juan Pablo II, en ninguna gráfica se advierte una sola mancha de sangre en sus ropajes al momento de ser trasladado al Gemelli.

3. Veloz recuperación. Para haber recibido tres disparos, su recuperación fue absoluta y en un muy corto tiempo.

A %d blogueros les gusta esto: