Skip to content

Modernos Anás y Kaifás se reunieron en el neo sanedrín, como hace dos milenios

abril 15, 2017
Anás y Kaifás

Anás y Kaifás, sumos pontífices hebreos

FranciscoyBenedicto_LOsservatoreRomano_13042017

Anás y Kaifás modernos, sumos pontífices actuales

Dos hebreos cabalistas tras la presidencia del Congo

abril 15, 2017

Moise Katumbi y Pinjas Sadai

Pinjas Sadai, un converso al judaísmo, sopesa la candidatura presidencial. Sin embargo, no es el único candidato potencial con raíces judías.

Pinjas Eliyahu Sadai nació en Kinshasa, la capital de la República Democrática del Congo, emigró a París y luego se enamoró del judaísmo. Después de estudiar y completar su conversión, se trasladó una vez más, esta vez a Israel, se casó y estableció su hogar en la Ciudad Vieja. Como si esto no fuera suficientemente inusual, Sadai, también conocido como Kituku Sadai Mare Pinchas, tiene la intención de competir por la presidencia de su país natal, el Congo.

La nombrada República Democrática del Congo ha sido gobernada durante los últimos 17 años por Joseph Kabila, el actual líder de la República Democrática del Congo, que tomó el poder cuando su padre fue asesinado. La Constitución prohibe a Kabila buscar la reelección, pero las elecciones se han retrasado en el país devastado por la guerra.

Sadai se ha esforzado durante varios años en promover su candidatura mediante el apoyo internacional y el uso de la influencia israelí, que según él podría tener un efecto poderoso en su país natal, ya que Israel tiene los recursos para ayudar a esta nación pobre y atrasada.

En la actualidad, Sadai no se atreve a trabajar en el Congo por temor a ser encarcelado, como otros líderes de la oposición del país. Sin embargo, él todavía desea ayudar a sus hermanos en el Congo mientras mantiene su identidad judía. Sadai incluso cree que su judaísmo podría ayudarlo a ganar la elección, ya que los congoleños ven a la nación judía como bendecida por Dios.

Por extraño que parezca, Sadai no es el único candidato judío a la presidencia del Congo. Moise Katumbi, descrito por The Economist como “probablemente el segundo hombre más poderoso de la República Democrática del Congo después del presidente, Joseph Kabila,”es el descendiente de un judío sefardí griego, Nissim Soriano, y de una princesa congoleña.

CRUX: Reportaje de TV sueca descubre a los encubridores de pederastas lefebvrianos

abril 11, 2017

ecsimgsspx4-1-of-1-168938127756730856sss7-jpgsspx-13-of-13-jpgsspx2-1-of-2-jpg

(Transcrito de CRUX/Inés San Martín/Austen Ivereigh/ traducción de Foro Católico)

Un reportaje explosivo transmitido esta noche (5 y 6 de abril de 2017) en la televisión sueca documenta cuatro casos de abusos sexuales cometidos por clérigos, con detalles antes desconocidos sobre tres de ellos dentro de la Sociedad de San Pío X, un grupo separatista tradicionalista fundado por el arzobispo Marcel Lefebvre a raíz del Concilio Vaticano II .

En el centro del reportaje hay cuatro nombres diferentes. Tres son sacerdotes, que permanecen en el ministerio activo, y otro es un ex seminarista y voluntario en una iglesia dirigida por la Sociedad San Pío X (FSSPX) en Idaho que fue condenado a cadena perpetua tras ser declarado culpable de abusar de siete niños a lo largo de una década.

Supuestamente los cuatro han abusado de al menos 12 menores durante el lapso de tres décadas; en Francia, Alemania, Australia, Irlanda, Estados Unidos y el Reino Unido.

El informe se publica un día después de que el Vaticano anunciara, con la aprobación del (Anti)Papa Francisco, que los sacerdotes pertenecientes a la sociedad tradicionalista, sin  estatuto legal dentro de la Iglesia Católica, pueden celebrar matrimonios válidos.

Desde su creación en 1970, la FSSPX ha sido un pararrayos en la vida de la Iglesia Católica. Algunos católicos, que tienen reservas sobre las reformas liberalizadoras desatadas por el Concilio Vaticano II (1962-65), son vistos favorablemente; pero también se les señala como retrógrados y peligrosos por otros que se oponen a sus posiciones intransigentes en asuntos como el ecumenismo, el diálogo, la libertad religiosa y la reforma litúrgica.

Algunos también han acusado a la FSSPX de conservar los prejuicios que la Iglesia ha eliminado en los últimos decenios con esfuerzos enérgicos para combatirlos, incluido el antisemitismo.

Comenzando con el (anti)Papa Pablo VI en la década de 1970, cada (anti)Papa ha hecho esfuerzos para acercarse a la Fraternidad y tratar de reintegrarla en la Iglesia, tratando de sanar el cisma como prioridad de su papado.

Recientemente, bajo el mandato del (anti)Papa Francisco, se ha planteado la hipótesis de que el grupo podría ser llevado nuevamente al redil a través de la estructura canónica de una prelatura personal, que actualmente sólo es sostenida por el Opus Dei. Esta posibilidad había sido sugerida por el emérito (Anti)Papa Benedicto XVI.

No está claro si las nuevas revelaciones retrasarán esos esfuerzos de reunión. En cualquier caso, plantean interrogantes sobre la medida en que la Fraternidad está comprometida con la lucha contra el abuso sexual clerical, que se ha convertido en una preocupación determinante tanto de los (anti)papas recientes como de la (neo)Iglesia Católica en todo el mundo.

La (neo)Iglesia Católica hoy se compromete a respetar una política de “tolerancia cero” con respecto tanto a los (neo)sacerdotes abusivos como a los (neo)obispos que se ocupan de encubrimientos.

(Los productores del programa sueco entrevistaron a una variedad de comentaristas y reporteros sobre asuntos católicos, entre los entrevistados, que hablaban no de las acusaciones de abuso, sino de la situación general de la SSPX y la Iglesia).

Una fuente que afirma ser víctima de uno de los tres sacerdotes que aparecen en el reportaje de la televisión sueca habló con Crux el lunes por la noche, bajo la condición de anonimato. Dijo que si pudiera hablar con el departamento vaticano a cargo de las negociaciones con la FSSPX, les diría que están siendo “irresponsables e hipócritas, en el sentido de que [los miembros del vaticano] conocen muy bien estas historias. “

Ese “departamento” es la Congregación para la Doctrina de la Fe (CDF), encabezada por el cardenal alemán Gerhard Müller, que incluye una comisión llamada Ecclesia Dei, responsable de la atención al cuerpo tradicionalista. Aunque oficialmente encabezado por Müller, la comisión es dirigida en el día a día por el arzobispo italiano Guido Pozzo.

Doctrina de la Fe es también el departamento del Vaticano con la responsabilidad principal de manejar los casos de abusos sexuales clericales.

Sin embargo, la influencia del Vaticano sobre la FSSPX es extremadamente limitada. El padre Eduardo Baura, profesor de Derecho Canónico de la Pontificia Universidad de la Santa Cruz en Roma, dijo a Crux que Roma tiene “una obligación moral de pedir, exigir, que se haga algo para que el sacerdote sea removido del ministerio” Cuando afloraron a la superficie las acusaciones de abuso.

“Pero no tiene poder legal, porque la FSSPX no reconoce la autoridad del Vaticano”, dijo Baura.

El superviviente de 37 años habló con Crux por teléfono, usando el seudónimo “Andre”, el nombre que también usaron los creadores del programa Uppdrag Granskning, producido por Sveriges Television.

Andre dijo que aunque tiene poca fe en la Congregación para la Doctrina de la Fe, tampoco tiene ninguna razón para creer que Francisco conozca los casos de abuso sexual dentro de la sociedad.

Los productores dividieron su investigación en dos episodios, uno de los cuales se emitirá esta noche (miércoles) y el segundo la próxima semana. El segundo episodio trata del caso del ex seminarista, Kevin Gerard Sloniker, que hoy está en prisión.

Los productores decidieron omitir los nombres de los sacerdotes, ya que no han sido declarados culpables por ningún tribunal civil, identificándolos como Padre P, Padre S y Padre M. Dos de esos sacerdotes, P y S, habrían dejado la SSPX para unirse un grupo disidente dirigido por el obispo británico Richard Williamson, quien en 2009, dio una entrevista al mismo programa sueco en el que puso en duda el Holocausto.

Williamson fue expulsado más adelante de la Faretrnidad y fundó a su propio grupo, popularmente referido como “la resistencia.”

P es identificado como un clérigo francés, acusado por primera vez de abusar sexualmente de un menor en los años ochenta. Uppdrag Granskning habló con Andre sobre él y el abuso que él dijo que soportó de su pate, así como los esfuerzos hechos por la FSSPX para encubrir al clérigo.

En el programa, Andre comparte una conversación secreta grabada entre él y un hombre identificado como P. Niklaus Pfluger, hoy Primer Asistente del Obispo suizo Bernard Fellay, quien encabeza la SSPX. La posición de Pfluger es considerada la segunda más importante dentro de la FSSPX.

La grabación revela que la sociedad sabía que P abusó de al menos otros dos menores de 1987 a 1990, y que fue trasladado de una parroquia a otra.

Andre dijo que su familia no reportó su propio abuso a las autoridades civiles.

“Creo que deberían haberlo hecho, sin embargo… no lo hicieron, no”, dijo Andre. “Creo que fue por el temor de ir en contra de la FSSPX”.

Esa decisión de no denunciar el abuso es un patrón que se encuentra en los tres casos.

“[Decidí hablar] para sacudir las cosas. [Comencé a hacerlo] en 2005 “, le dijo a Crux. “Primero me quejé de ese sacerdote pocos años después del abuso, en 1991, y luego no oí hablar de él durante muchos, muchos años”.

En las grabaciones, Niklaus Pfluger lee fragmentos de cartas mostrando que P había sido hallado culpable de abuso sexual y separado del ministerio, particularmente con niños. Sin embargo, esa condena, admitió, nunca fue cumplida.

“El error principal de nuestra parte es más bien por qué no lo implementamos”, dice Pfluger en la cinta. “Ese es precisamente el problema. El padre [Franz] Schmidberger cambió de opinión. Ese es el problema.”

Schmidberger fue el primer sucesor de Lefebvre como cabeza de la FSSPX, y actualmente es el rector del seminario lefebvrista en Alemania. Fue a él a quien Andre escribió primero denunciando los abusos. En respuesta, tanto él como a su familia se les prometió que a P ya no se les permitiría trabajar con niños.

Más tarde en la cinta, Pfluger se escucha diciendo que sus superiores repetidamente le dijeron a P que ya no se le permitía ministrar a niños, pero “no lo creyó y continuó”.

Hace doce años, según informes, Fellay permitió a P organizar viajes de campamento con niños, y era un folleto acerca de esos viajes el que alertó a Andre de que P todavía estaba en contacto con menores, a pesar de las garantías dadas a su familia por la FSSPX.

Cuando Andre escribió a Fellay expresando indignación, el obispo envió a Pfluger a hablar con André. Fue esa conversación que grabó, lo que permitió reconstruir los acontecimientos.

La documentación del Vaticano, revelada por el programa de televisión sueco, muestra que la Congregación para la Doctrina de la Fe (dirigida entonces por el (neo)cardenal Joseph Ratzinger)  conocía el caso e instruyó a Fellay para someter al sacerdote acusado a un juicio canónico.

Esa decisión, dijo Andre, es una de las razones por las que “no se siente bien con el Vaticano”. Le dijo a Crux que “no tiene sentido para mí” confiar el juicio a la FSSPX.

“Ellos dieron un mandato al obispo Fellay para juzgar al hombre que había encubierto”, dijo.

P finalmente fue declarado culpable por el juicio de la FSSPX y transferido a la Maison Notre-Dame de Montgardin en los Alpes franceses. Se dice que es una casa de retiro, pero los críticos dicen que se duplica como una “cárcel de oro”, donde los sacerdotes declarados culpables de abusar sexualmente de menores son enviados a llevar una vida de “penitencia y oración”.

P se negó a ir y, según funcionarios de la FSSPX, se unió a la Resistencia de Williamson en 2014. Sin embargo, el programa Uppdrag Granskning obtuvo imágenes tan recientes como del 2015 que prueban que P participó en las ordenaciones sacerdotales de la Fraternidad celebradas en Econe (en la casa general de la FSSPX).

Un segundo sacerdote destacado en la investigación, llamado M, fue encontrado por los productores en París, donde está establecido ahora, y antes en Montgardin en los Alpes franceses, donde había sido enviado por la Fraternidad cuando se determinó que había participado en lo que la FSSPX describió como “conducta inmadura” alrededor de niños mientras vivía en Australia.

Antes de ser enviado a Montgardin, M también había servido en Irlanda, y el programa sueco presentó la carta de una madre de uno de los niños bajo su cuidado. Ella escribió que no sabía acerca de los abusos reales, sino sólo la “preparación” de al menos un niño y una niña.

“Escuché esto de un sacerdote que quería prevenirme que mantuviera a mis hijos fuera de los campamentos bajo el cuidado de M”, dijo la madre.

En la carta, la madre también escribió acerca de un rumor de por qué el sacerdote se trasladó apresuradamente a Montgardin.

“Le habían amonestado por acosar a muchachos jóvenes”, escribió. “Esta última información vino realmente de Alemania.”

M actualmente está ministrando en París. La FSSPX, según informes, niega que el caso implique abuso sexual, pero se han negado a explicar qué se entiende por “conducta inmadura”, o por qué pasó dos años en la casa de retiros de la sociedad en los Alpes.

S, un inglés, fue acusado de abusar sexualmente de al menos un niño en 2006 mientras estaba en Mulhouse en Francia. Según se informa, fue juzgado por la FSSPX, declarado culpable, y excluido del ministerio. Ese mismo año fue trasladado a una residencia propiedad de la sociedad en Bristol, y luego a Londres en 2012.

S supuestamente se sometió a años de terapia y asesoramiento, hasta que, en 2014, dejó la FSSPX para unirse a la Resistencia. Actualmente vive con Williamson en la ciudad costera de Broadstairs, a unos 80 kilómetros de Londres. Está una vez más en el ministerio activo, y hay fotos de él celebrando la Misa para este grupo establecido en Irlanda e Inglaterra.

El programa transmitido esta noche muestra imágenes de Jean-Michel Faure, quien fue ordenado obispo por Williamson en 2015. En él, se le preguntó acerca de S.

“Por supuesto, usted no debe permitir ningún riesgo, no debe poner a nadie, a cualquier alma en peligro”, dice Faure. -Si se toman estas precauciones, es para salvar el alma de este sacerdote.

Entre otras cuestiones planteadas por el reportaje de la televisión sueca, las revelaciones pueden sugerir otro obstáculo para la reconciliación entre el Vaticano y la FSSPX, más allá de los asuntos magisteriales bien conocidos.

Los observadores también pueden preguntarse si la sociedad estará dispuesta a aceptar e implementar los protocolos de “tolerancia cero” ahora considerados obligatorios por la Iglesia Católica en la lucha contra el abuso sexual infantil.

Francisco deberá retrasar el acuerdo a la espera del análisis de abusos

Se rumora que el grupo tradicionalista de la Sociedad San Pío X está más cerca que nunca de la plena comunión con la (Neo) Iglesia Católica. Pero las revelaciones recientes sobre cómo la SSPX ha manejado las denuncias de abuso sexual debe hacer que el Vaticano posponga cualquier propuesta de reconciliación hasta que haya garantía de que las normas de seguridad infantil se siguen.

En la saga de quiere-pero-no-quiere del grupo rupturista FSSPX para que se reconcilie con Roma, siempre parece haber un último momento o una fea revelación que arruina el acuerdo.

El más reciente fue en marzo de 2012, cuando la Sociedad Pío X, un grupo cismático rico con 600 sacerdotes en 37 países, rechazó la oferta de Benedicto XVI de una prelatura personal tipo Opus Dei a cambio de aceptar ciertos criterios para la interpretación de la doctrina (anti)católica.

La FSSPX, que considera como una herejía las enseñanzas del Concilio Vaticano II sobre la libertad religiosa y otras religiones, exigió, como siempre, que si Roma los quisiera reintegrar, tendrían que tomarlos como estaban. Y para aclarar que no se trataba sólo de una discusión sobre los años sesenta, citaron la presencia de Benedicto en una cumbre interreligiosa en Asís, e incluso la beatificación del (anti)Papa Juan Pablo II como nuevos obstáculos.

El actual líder de los tradicionalistas, el arzobispo Bernard Fellay, declaró en ese momento que “es nuestro deber ir [a Roma] continuamente, llamar a la puerta y no rogarle que entremos – porque estamos en – sino rogamos que se puedan convertir; para que puedan cambiar y regresar a lo que hace la Iglesia”.

Pero el problema para la FSSPX también ha sido que cada vez que el enfoque cae sobre ellos, pronto aparece algo para mostrar que la resistencia al cambio, de su parte, es precisamente el problema.

Cuando Benedicto XVI -que cortejó a la SSPX con asiduidad- levantó las excomuniones de su predecesor en 2009, uno de esos obispos resultó ser un vehemente negador del Holocausto, por lo cual que se opuso vigorosamente a la unidad con el Vaticano.

Los puntos de vista del “obispo” británico Richard Williamson, que se fue para crear uno de los muchos grupos dispersos de la FSSPX, demostraron que el rechazo doctrinal de los tradicionalistas a la apertura del Concilio a otras religiones, al menos a veces alberga ideologías de prejuicio y odio.

Ahora, en vísperas de un rumor de acuerdo con Roma el próximo mes y tras las importantes concesiones a la FSSPX por el (anti)Papa Francisco reconociendo la validez de sus sacramentos, llega un programa en el mismo canal de televisión sueco Sveriges, el cual exhibió anteriormente la negación de Williamson las cámaras de gas.

Esta vez, revela que en la cuestión del abuso clerical sexual de menores, la FSSPX tiene una mentalidad que se encuentra peligrosamente rezagada, décadas atrás, respecto al resto de la Iglesia Católica.

Como informó ayer Inés San Martín, el programa cita tanto a las víctimas de tres sacerdotes abusivos de la SSPX como a la respuesta de sus obispos, como evidencia de que los abusadores nunca fueron tratados como las pautas de la Iglesia Católica en los países desarrollados.

Ellos fueron mezclados entre parroquias, aparentemente nunca reportados a las autoridades civiles, y dados castigos de oración y penitencia que – en un caso por lo menos – nunca se hizo cumplir.

Dos de los abusadores se unieron a la facción de Williamson. Están en ministerio activo en Inglaterra.

El hecho de que el propio Fellay permitiera que uno de los sacerdotes abusivos organizara viajes de campamento para los niños sugiere que la cultura de omertà (ley del silencio de la mafia siciliana) que ha causado estragos en la (Neo)Iglesia Católica en el pasado llega a la cima de la FSSPX.

Casi tan chocante es la revelación de que el Vaticano sabía sobre estos casos pero – al parecer – no pidió a la FSSPX que alertara a la policía ya las autoridades civiles de los países pertinentes. La Congregación para la Doctrina de la Fe (CDF) ha exhortado (recientemente) a los obispos católicos a hacer esto, por supuesto.

Igual de notable, la Congregación instó a Fellay a someter a uno de los acusados a un juicio canónico, pero la congregación no puede haber sabido si tal juicio se llevaría a cabo apropiadamente o rigurosamente.

Si, como sugieren los rumores, la SSPX está cerca de aceptar la renovada oferta de Francisco de una prelatura personal -una estructura que les otorgaría un alto grado de autonomía, fuera de la estructura de autoridad de las diócesis-, se aconseja al (Neo)Papa posponer dicho acuerdo hasta que los registros de cómo los tradicionalistas han actuado sobre los abusos haya sido debidamente examinado.

Debería pedirse a la FSSPX que entregue a la CDF todos sus archivos sobre sacerdotes abusivos; y cualquier caso que no haya sido debidamente tratado debe ser revisado, y donde esto no ha sucedido, el Vaticano debe alertar a las autoridades civiles. También se debería pedir a la organización que acepte directrices basadas en la plantilla diseñada por la Comisión Pontificia para la Protección de Menores.

Cualquier rechazo de su parte a cualquiera de estas solicitudes debería llevar a Roma inmediatamente a retirar la oferta de una prelatura personal.

Convencidos de que son los guardianes de la verdad Católica atemporal, el enfoque de la FSSPX es esperar a que los “errores” del resto de la (Neo)Iglesia retrocedan en la historia.

“En diez años las cosas se verán diferentes porque la generación del Concilio se habrá ido y la próxima generación no tendrá este vínculo con el Concilio”, predijo Fellay en 2012.

Sin embargo, Francisco, cuyo pontificado está firmemente arraigado en el Concilio, muestra cuán absurda es esa idea. El Vaticano II llegó aquí para quedarse. Así también sus reformas.

Denuncia explosiva en TV sueca: Schmidberger, Fellay y Ratzinger encubrieron a curas lefebvrianos acusados de pederastia

abril 10, 2017
FSSPX pederastas

Portada de la denuncia reproducida en el diario CRUX.

Un explosivo reportaje transmitido el pasado 5 de abril en la televisión sueca informa que la tradicionalista Sociedad San Pío X sabía al menos de tres casos en los cuales sus sacerdotes eran acusados de abusar sexualmente de menores, pero no aplicó la política de “tolerancia cero”. Una presunta víctima dijo a Crux que cree que el Vaticano debería haber hecho más para responsabilizar a la FSSPX.

(Cameron Doody/ Religión Digital)

La Fraternidad de San Pío X encubrió los abusos de menores cometidos por tres de sus sacerdotes y otro voluntario de la congregación. Y en un caso, al menos, con la colaboración de Doctrina de la Fe (cuyo prefecto era el cabalista Joseph Aloisius Ratzinger, alias Benecito XVI). Son los detalles explosivos de un reportaje emitido este miércoles en una televisión sueca, un día después de que el Papa Francisco autorizara a los sacerdotes lefebvrianos a confesar y a celebrar los matrimonios de sus feligreses.

Tal y como recoge Crux, las alegaciones aireadas en el programa Uppdrag Granskning (“Misión: Investigar”) involucran a tres curas que siguen en el ministerio activo en la Fraternidad y otro ex-seminarista condenada a cadena perpetua en EEUU por agresiones sexuales a menores. A los cuatro se les acusa de haber abusado a doce niños a lo largo de tres décadas, hechos que fueron posibles gracias a que la Fraternidad los movía entre Francia, Alemania, Australia, Irlanda, EEUU y Reino Unido.

Una presunta víctima de uno de estos sacerdotes habló con Crux y detalló no solo el encubrimiento de su caso que mandó la propia Fraternidad sino también la complicidad de Doctrina de la Fe.

“Andre”, de 37 años, revela a la televisión sueca que sufrió abusos a manos del padre “P”. Seudónimos ambos que usa el programa, para proteger tanto la identidad de la víctima como la del cura, quien no ha sido condenado por ningún tribunal civil.

La primera prueba que aporta Andre del calvario que experimentó cuando intentó denunciar su caso a las autoridades lefebvrianas es una grabación secreta con Niklaus Pfluger, el primer asistente del actual superior general de la Congregación, el obispo Bernard Fellay y como tal el “número dos” de la Fraternidad.

En ese audio, se escucha a Pfluger reconocer que, aunque el padre P había sido hallado culpable de abusos sexuales en juicios internos, su sentencia -la prohibición de volver al ministerio activo- nunca había sido ejecutada.

“El error más grande de nuestra parte es… por qué no la implementamos”, dice Pfluger en la grabación. “Ese es precisamente el problema”, continúa, antes de señalar, como responsable de esta decisión, a Franz Schmidberger, el entonces superior general de la Fraternidad y actual rector de su seminario en Zaitzkofen, Alemania, quien habría “cambiado de parecer”.

Después de escuchar su caso, Schmidberger prometió a Andre que el padre P jamás volvería a trabajar con niños, pero durante la conversación grabada entre Andre y Pfluger se revela que éste habría descubierto que el superior de la Fraternidad, Bernard Fellay, continuaba permitiendo que el presunto pederasta organizara campamentos para niños, años después de haberle denunciado.

Esto ocurrió hace doce años. Paralelamente, como ha descubierto Uppdrag Granskning, Doctrina de la Fe fue informada del caso del padre P y dispuso que Fellay sometiera al padre P a un juicio canónico. Decisión que no sentó bien a Andre, como cuenta a Crux, ya que Fellay habría ocultado, o ignorado, las conclusiones a las que había llegado Schmidberger. “Para mí, no tiene sentido”, reconoce la víctima. “Dieron un mandato al obispo Fellay a juzgar a un hombre al que había encubierto”.

Aunque al final el juicio canónico al padre P le valió una sentencia de “penitencia y oración” en aislamiento en una casa de la Fraternidad en los alpes franceses, en Montgardin, el sacerdote se negó a acatarla, y a su vez se juntó a la llamada “Resistencia”, el ala cismática de la Fraternidad fundada por el controvertido ex-obispo de la Fraternidad Richard Williamson. No obstante esa huida del padre P, el programa sueco obtuvo fotos que demuestran su participación en las ordenaciones llevadas a cabo por la Fraternidad en Écône, Suiza, en 2015.

En el caso del segundo sacerdote lefebvriano, el padre “M”, sobre cuyos presuntos crímenes arroja luz la televisión sueca, se remontan a sus tiempos en Australia, país en el que la Fraternidad acabó reconciendo que había participado en “conducto inmaduro” con niños.

Posteriormente, sin embargo, M fue trasladado a Alemania y luego a Irlanda, desde donde una madre de un niño a cargo de M denunció al programa televisivo que le habían advertido que la reubicación del cura había sido motivada por “haber abusado de niños”. Crux precisa que el padre M sigue actualmente en ministerio activo en París, pese a que la Fraternidad nunca ha explicado en qué ha quedado las alegaciones de “conducto inmaduro” contra él ni por qué tuvo que pasar dos años en aislamiento en Montgardin.

El tercer caso de encubrimientos que ha sacudido a la Fraternidad se refiere a un cura inglés, el padre “S”, que sigue celebrando misa en las parroquias de la “Resistencia” de Williamson en Irlanda y Inglaterra. Y eso pese a que fue hallado culpable en un juicio interno de la Fraternidad en 2006 por haber abusado de un niño en Mulhouse, Francia, e inhabilitado permanentemente para el ministerio.

A la luz de todos estos casos, a Andre, la víctima del padre P -y en cierta medida también de Doctrina de la Fe- el acercamiento de los febvrianos a Roma no le sienta especialmente bien. En este dicasterio -del que depende la comisión encargada con las relaciones con la Fraternidad, la “Ecclesia Dei”- solo se ha encontrado con actitudes“irresponsable y hipócritas, en el sentido en que conocían bien todas estas historias”.

Las conocieran o no en el dicasterio del cardenal Müller, o hasta qué punto, el escándalo descubierto por Uppdrag Granskning revela una incógnita clave: la de que si el compromiso de “tolerancia cero” del Papa Francisco con los abusos del clero le va a quedar grande para la Fraternidad de San Pío X. Especialmente mientras siga sin aceptar la autoridad plena de la Iglesia de Roma.

Historia del veto contra el cardenal masón Mariano Rampolla en 1903

abril 7, 2017
MARIANO RAMPOLLA DEL TÍNDARO, vetado por su pertenencia a la masonería luciferina

La mañana del 1 de agosto de 1903  comenzaron los escrutinios, dos al día, uno por la mañana y el otro por la tarde. Para ser elegido hacía falta lograr la mayoría de los dos tercios, es decir, 42 votos.

En el primer escrutinio, Rampolla obtuvo 24 votos, Gotti, 12, Sarto, 5, Vannutelli, 4. Por la tarde Rampolla llega a 29 y Sarto a 10, mientras Gotti a 16. Esta situación parece poco favorable a Rampolla, si se examina con atención: de los 38 electores que por la mañana habían votado a otros candidatos, sólo 5 se han decidido a darle a él su voto.

El cónclave se presenta estancado antes de que se pronuncie el famoso veto. El patriarca de Venecia, que ha obtenido 10 votos, comenta: «Volunt iocari supra nomen meum», quieren divertirse con mi nombre. No se considera un candidato.

La mañana del 2 de agosto, después de haber informado a Rampolla, Jan Puzyna lee en latín el texto de la “exclusión” con la que le dice al camarlengo «tenga a bien saber para su información y notificar y declarar de manera oficiosa, en nombre y con la autoridad de su majestad apostólica Francisco José, emperador de Austria y rey de Hungría, que deseando su majestad usar un antiguo derecho y privilegio, pronuncia el veto de exclusión contra el eminentísimo señor cardenal Mariano Rampolla del Tíndaro».

Más que un veto, parece la expresión de un deseo, declarado “de manera oficiosa”.

Rampolla y el cardenal camarlengo protestan inmediatamente. Todos se asocian, considerando absurda e inoportuna la injerencia. Pese a ello, esa mañana, durante la votación, el ex secretario de Estado de León XIII no gana ni siquiera un voto más con respecto a los 29 de la tarde anterior.

Sarto, en cambio, consigue 21, mientras desaparece la candidatura de Gotti, que obtiene 9 votos. Es una señal clara de la división del cónclave.

Por la tarde, los cardenales franceses, irritados por la derrota de Rampolla, deciden pronunciar una protesta contra el veto. Es una estratagema para tratar de recuperar votos en favor del ex secretario de Estado.

Inmediatamente después toma la palabra el cardenal Sarto: «Es seguro que no aceptaré nunca el papado, para el que no me siento digno. Pido que los eminentísimos olviden mi nombre». En el siguiente escrutinio Rampolla gana sólo un voto, Sarto pasa de 21 a 24 y Gotti baja a 3.

El cardenal Ferrari, frente a esta situación de estancamiento, intenta convencer a Sarto, que se resiste:

«No me siento idóneo para tanto peso. No es posible que yo cargue con él… Mis primeros enemigos serán los más cercanos a mí; los mismos que me apoyan, los conozco bien, no pueden ser benévolos…». Ferrari insiste: «Un rechazo podría costarle muy caro y ser muy duro para toda su vida… Piense en las responsabilidades y en los daños que le derivarían a la santa Iglesia de una elección que sería mal vista en Italia y fuera de Italia, o de una prolongación del cónclave que no se puede decir (y en esto todos están de acuerdo) si sería de días, semanas, o incluso de meses».

LA ELECCIÓN DE UN SANTO: JOSÉ SARTO

El cardenal Ferrari insistió de nuevo, aunque en vano, la mañana del 3 de agosto de 1903. En el primer escrutinio, Sarto logra 27 votos, mientras que Rampolla comienza a perder y obtiene sólo 24.

El patriarca de Venecia pide nuevamente la palabra: «Insisto para que olvidéis mi nombre. Ante mi conciencia y ante Dios no puedo aceptar vuestros votos». Palabras que son como una ducha de agua fría para sus partidarios, que no quieren elegirlo para que luego no acepte.

Mientras tanto, los cardenales franceses le plantean a Rampolla la posibilidad de concentrar sus votos en otro candidato de su agrado. Pero el ex secretario de Estado se resiste: «Hay que sostener y defender la independencia del Sagrado Colegio», dice, «y la libertad de la elección del papa. Por eso considero que es mi deber no retirarme de la lucha».

En realidad, el veto austriaco, en este caso, más que un impedimento decisivo a la elección de Rampolla, es para él casi un pretexto para seguir tenazmente resistiendo, frente a una situación de estancamiento que ya era evidente antes de la decisión imperial.

Fue decisiva en aquellas horas la intervención del cardenal Francesco Satolli, que, encontrándose con Sarto mientras salía de su celda, le reprocha: «Su eminencia quiere resistirse a la voluntad de Dios manifestada tan abiertamente por el Sagrado Colegio…». Sarto por fin se rinde y afirma: «Hágase la voluntad de Dios».

La noticia pasa de boca en boca en el cónclave. En la votación de la tarde el patriarca de Venecia consigue 35 votos y Rampolla 16.

Comentará el cardenal americano James Gibbons: «Tras cada escrutinio en el que veía aumentar los votos a su favor, el cardenal Sarto tomaba la palabra para suplicarle al Sagrado Colegio que abandonara la idea de elegirle: todas las veces le temblaba la voz, se le encendía la cara y se le saltaban las lágrimas.

Trataba de documentar cada vez más detalladamente los títulos que parecían faltarle para el papado. Y, en cambio, ¿lo cree?, fueron estos discursos, tan llenos de humildad y sabiduría, los que hicieron cada vez más vanas sus súplicas».

«ME LLAMARÉ PÍO»

La mañana del día siguiente los cardenales franceses, irritados por la resistencia de Rampolla, apoyan la elección de Sarto, que gracias a ellos obtiene 50 votos (eran suficientes 42), Rampolla 10, Gotti 2.

El elegido responde así a la pregunta ritual: «Quonianm calix non potest transire, fiat voluntas Dei [Puesto que el cáliz no puede pasar, hágase la voluntad de Dios].

Lleno de confianza en la protección divina y de los santos apóstoles Pedro y Pablo y de los santos pontífices que se han llamado con el nombre de Pío, sobre todo de los que extremadamente combatieron contra las sectas y los errores del siglo pasado, asumo el nombre de Pío X».

LA CONEXIÓN RAMPOLLA MONTINI REVELADA POR UN TESTIGO


El veto contra el cardenal satanista Mariano Rampolla del Tíndaro (miembro de la Ordo Templi Orientis) por parte del Sacro Imperio Austro-Húngaro fue al momento de que el Cardenal Jan Puzyna de Cracovia convenció, con ayuda de Monseñor Ernest Jouin, al Emperador para que impidiera la coronación de un hebreo, miembro de la rama masónica más peligrosa del mundo, la encabezada por el “papa negro” Alister Crawley. (1)

J. Winkcler, en calidad de intérprete del italiano para los Estados Mayores vivió en Roma varios años en tiempos de S.S. Pío XII y conoció del “cardenal” Sergio Pignedoli el fracaso del complot para entronizar a Rampolla y el nuevo intento a realizarlo con un joven descendiente de la misma rama, llamado Giovanni Batista Montini Alghisi.

Destaca por cierto el llamativo y familiar emblema de los OTO´s http://en.wikipedia.org/wiki/File:OTOlogo.png con el ojo de Horus.

Winkcler continúa explicando que:

“…los católicos de origen judío que trabajaban en una Secretaría Especial del Vaticano que era una especie de departamento financiero, y que esas personas le buscaron, y le invitaron a pertenecer a una llamada “Asociación de Diplomados de la Universidad”, el capellán de la cual era Monseñor Juan B. Montini, en aquel entonces Substituto de la Secretaría de Estado de Pío XII. Que sus nuevos amigos le habían dicho significativamente refiriéndose a Montini:

“ÉL ES DE LOS NUESTROS”…(2)

Y “por esos años precisamente arribó también a Roma a estudiar teología Karol Wojtyla…” (3)

“Monseñor Pignedolli le habló de una gran revancha que se preparaba. Le hizo la reseña de todo el suceso del voto de Austria, cuyo resultado, según Monseñor había sido el de volver a hundir a la Iglesia durante más de medio siglo en el oscurantismo y en el aislamiento de la Edad Media; insistió en la necesidad de una apertura y de una adaptación de la Iglesia; finalmente le hizo entrever que se aproximaba una NUEVA ERA, y esto para muy pronto, gracias al éxito ya seguro (notemos que esto lo decía Pignedolli en 1945) gracias a uno que tendría éxito ahí donde Rampolla había tenido la desgracia de fracasar…”

“¿Quién es él?” le había preguntado Winckler; Pignedolli había respondido: “Usted le sirve en la misa todos los días”… Se trataba de Juan Bautista Montini.” (4)

(1) http://www.phpbbserver.com/micael/viewtopic.php?t=1853&sid=158c7a731a73933d8f9760dac1f7f9b1&mforum=micael

(2) http://catolicosalerta.com.ar/papas-concilio/pablo6-jp2.html

(3) idem

(4) ibidem

Da Bergoglio permiso a lefebvrianos para celebrar matrimonios

abril 6, 2017
Texto completo de la carta del Vaticano a los obispos, sobre las licencias para Celebrar Matrimonios de Fieles de la Fraternidad Sacerdotal San Pío X:
Eminencia:
Excelencia Rev.ma:
Como Vd. sabe, desde hace algún tiempo se están realizando encuentros e iniciativas para conseguir la plena comunión con la Iglesia de la Fraternidad Sacerdotal San Pío X. En concreto, recientemente el Santo Padre ha decidido conceder a todos los sacerdotes del mencionado Instituto las facultades para confesar válidamente (cf. Carta Apostólica Misericordia et misera, n. 12), asegurando la posibilidad de que la absolución sacramental de los pecados por ellos administrada sea recibida válida y lícitamente.
En la misma línea pastoral, que pretende tranquilizar la conciencia de los fieles –no obstante, que la situación canónica de la Fraternidad S. Pío X continúa siendo, por ahora, objetivamente ilegítima– el Santo Padre, a propuesta de la Congregación para la Doctrina de la Fe y de la Comisión Ecclesia Dei, ha decidido autorizar a los Reverendísimos Ordinarios a que concedan las licencias para asistir a los matrimonios de fieles que siguen la actividad pastoral de la Fraternidad, según las siguientes indicaciones.
Siempre que sea posible, el Obispo delegará a un sacerdote de la Diócesis para asistir a los matrimonios (o bien, a un sacerdote de otra circunscripción eclesiástica con las debidas licencias) recibiendo el consentimiento de los cónyuges durante la celebración del matrimonio que en la liturgia del Vetus Ordo se realiza al inicio de la Santa Misa. Ésta la celebra, después, un sacerdote de la Fraternidad.
Allí donde ello no sea posible o no haya sacerdotes de la Diócesis que puedan recibir el consentimiento de las partes, el Ordinario puede conceder directamente las facultades necesarias a un sacerdote de la Fraternidad que celebrará también la Santa Misa, advirtiéndole de la obligación de hacer llegar cuanto antes a la Curia diocesana la documentación del matrimonio celebrado.
Este Dicasterio confía en Su colaboración con la convicción de que con estas indicaciones no sólo se podrán remover los escrúpulos de conciencia de algunos fieles unidos a la FSSPX y la falta de certeza sobre la validez del sacramento de matrimonio, sino que al mismo tiempo, se avanzará hacia la plena regularización institucional.
El Sumo Pontífice Francisco, el 24 de marzo de 2017, en la audiencia concedida al Cardinal Presidente, ha aprobado la presente Carta y ha ordenado su publicación.
Dada en Roma, en la Sede de la Congregación para la Doctrina de la Fe,
27 de marzo de 2017.
Gerhard Card. L. Müller
Presidente
+ Guido Pozzo
Arzobispo tit. de Bagnoregio
Secretario

El animalismo, de origen marxista, otorga «derechos a los animales» y se los niega a humanos

abril 4, 2017

feminismo-animalismo

(Transcrito de ReL/ J. Lozano) 

El mensaje de que los animales tienen derechos y que deben ser tratados a este respecto como si fueran seres humanos va calando en la sociedad tras años de bombardeo ideológico. Unos por sentimentalismo, pues ya no es infrecuente que las mascotas estén empezando a sustituir a los hijos y sean tratado como tales, y otros por ideología. Pero el objetivo final es “socavar los cimientos de esta civilización” a través del marxismo cultural que se esconde detrás.

Quien hace esta denuncia es el naturalista Álex N. Lachhein, que lleva toda su vida con animales y dedicándose a la divulgación de la naturaleza, siguiendo los pasos del pionero en España, Félix Rodríguez de la Fuente. Pero su amor por los animales es tan firme como su lucha contra la politización de esta causa y por ello denuncia lo que él denomina lo “políticamente correcto” que impide decir ciertas cosas.

Empeñado en despolitizar la defensa de la naturaleza

Y para ello denuncia en una interesante entrevista con La Contra TV la profunda carga ideológica y el objetivo de controlar el presupuesto público que intenta conseguir el ecologismo político y el animalismo. Y para esta causa titánica tiene como altavoz el programa Cuarto Milenio, dirigido por Iker Jiménez, otro enemigo de la corrección política.

Como colaborador del programa ha ido desmontando los principios de estas ideologías, lo que le ha granjeado grandes enemigos, motivo por el cual ha recibido numerosas amenazas.

El eugenista Peter Singer, referente del animalismo

Explicando la creciente influencia, al menos en los medios, del animalismo, Álex Lachhein explica en esta entrevista que el principio básico es que “los animales tienen derechos”. Y puso como ejemplo a Peter Singer, filósofo utilitarista y referente del movimiento animalista, al que “tienen en un altar” pese a que “hace apología de hasta la eugenesia”. De hecho, una de sus citas más conocidas es que “no parece muy sensato aumentar el consumo futuro de recursos limitados permitiendo que aumente el número de niños con deficiencias”.

Viendo cuál es el referente del animalismo se puede entender mejor un vídeo que se hizo viral en el que una simpatizante del partido animalista PACMA criticaba que nadie le hubiera dado el pésame por la muerte de su mascota mientras si se lo daban a la familia de Víctor Barrio, torero que murió corneado.

“Los animales no tienen derechos porque no pueden tener obligaciones”

Aclarando esta cuestión, este naturaliza explica a La Contra TV que “los animales no tienen derechos porque no pueden tener obligaciones”. Para que esto pueda ser entendidos por todos afirma que “los derechos son una cosa de la sociedad humana y creada por humanos. Tú no puedes decir a un león que no puede comerse a una cebra ni que vaya a decirle esto a sus leoncitos”.

Para seguir mostrando la incoherencia de esta ideología, Lachhein cuenta que el animalismo dice “que el animal sufre pero ellos hacen distinciones entre animales” pues “cuando el hijo de un animalista llega a casa con piojos, estos se matan”.

El marxismo cultural, base de este movimiento

Como consecuencia, considera que “el discurso es anómalo y descerebrado” y avisa de que “el caballo de batalla en nuestro país para socavar nuestros cimientos es el toro de lidia. Y poco a poco van ganando terreno”.
 
Para Lachhein la base de todo el problema viene en cómo el “marxismo cultural” ha ido poco a poco calando en los distintos estratos de la sociedad. De hecho, relata que el ecologismo político llegó a España proveniente de la entonces República Democrática Alemana (RDA) a través de la Stasi, que “empieza a socavar los cimientos de nuestra civilización”.

La estrategia para este naturalista está clara. Los ideólogos marxistas al ver que el comunismo económico estaba fracasando en muchos países apostó entonces por “derruir los cimientos”, y desde abajo “ir imponiendo el marxismo cultural, que es sinónimo de lo políticamente correcto”.

El ecologista, un político

Y así es como surge el ecologista activista, que según Lachhein “es un político. Me refiero al ecologista profesional, activista, al que organiza manifestaciones”. Éste es, en su opinión, “un político que no tiene nada que ver con el ecólogo”, que es un personaje que “aplica la ciencia y está al margen de todo elemento político”.

“El ecologista quiere llegar al asiento político y así legislar a su favor, controlando el presupuesto”, sentencia el colaborador de Cuarto Milenio.

La influencia del universo Disney

Durante la entrevista habló también, entre otras muchas cosas, de la influencia de que ha tenido Walt Disney en este ámbito. Para Lachhein, “el mundo Disney es la humanización total de los animales y la naturaleza y las personas se forman creyendo que es la vida real y cuando crece que los sentimientos de la naturaleza son así. Y la realidad es que aquí impera la ley del más fuerte, comer y no ser comido”.

“La muerte está presente en la transmisión de la energía y Disney jamás enseñó esto. La gente tiene una mala formación de lo que es el medio ambiente y sigue viviendo en el universo Disney”, afirma convencido.

Episcopado Belga suspende a profesor de filosofía por denominar asesinato al aborto; miles de fieles lo apoyan

abril 3, 2017

stephane-mercier-n6cro4ycjx2qfin46j54zsr131yyzhvrjq6goigmtk

Stéphane Mercier propuso a sus alumnos un texto suyo (La filosofía de la vida -contra el pretendido “derecho de elección” del aborto)

31_03_2017__22_45_5750013f398b4e08891d582febfa8216cc0d295_640x480

Sus ideas «son inaceptables e incompatibles con los valores de la Universidad»: Tommy Scholtès, vocero del episcopado.

(Transcrito de Tempi/InfoCatólica)

«Hablar de asesinato en el caso de aborto es exagerado». Así lo ha declardo el portavoz de la Conferencia Episcopal Belga ante el caso del profesor de filosofía suspendido de la docencia en la Universidad Católica de Lovaina

Stéphane Mercier propuso a sus alumnos un texto suyo (La filosofía de la vida -contra el pretendido “derecho de elección” del aborto), en la que se aborda «desde un punto de vista filosófico y no teológico», el problema del aborto. El texto, tras aportar varios argumentos racionales, afirma que «el aborto es el asesinato de un inocente. Y un asesinato particularmente despreciable, porque el inocente no tiene defensa».

Ello provocó que un grupo de feministas realizaran una manifestación en nombre del «derecho al aborto», tras la cual la Universidad Católica ha suspendido al profesor, alegando que sus ideas «son inaceptables e incompatibles con los valores de la Universidad».

El hecho provocó la intervención del portavoz de la Conferencia Episcopal belga, el sacerdote Tommy Scholtès, que declaró lo siguiente:

«Las palabras de Stéphane Mercier me parecen grotescas. La palabra “homicidio” es demasiado fuerte: supone una violencia, un acto cometido con plena conciencia, con intención y esto no tiene en cuenta la situación de las personas, a menudo en medio de una gran crisis».

Tras semejante afirmación, el portavoz de los obispos belgas alegó que la defensa de la vida está todavía en el centro de la doctrina católica, pero agregó que “el Papa Francisco recuerda también la misericordia: debemos mostrar comprensión y compasión”.

Sus palabras han provocado las protestas de muchos de los fieles, 3.000 de los cuales se han manifestado por las calles de Bruselas para expresar su apoyo a Mercier, víctima de una caza de brujas real.

Dicha manifestación ha provocado a su vez la reacción de los obispos belgas, mediante una nota en que la dicen que «hay necesidad de una reflexión serena en la sociedad» y afirman que están «contra el aborto por respeto a la vida», y también porque «en la Ley belga no existe un derecho al aborto». Por último, confirmando exactamente las palabras exactas de Mercier, escriben que «el aborto sigue siendo un delito en cuanto tal». A pesar de esto, añaden, «siempre hay que distinguir entre la persona y el acto» y por respeto a las mujeres en situaciones de dificultad y angustia «debemos hablar siempre con tacto de aquellos que toman esta decisión».

Acusado de homofobia por criticar la ideología de género

Mercier fue también acusado de homofobia y transfobia por haber dictado un curso contra la ideología de género, tal como es expuesto por la filosofa y feminista radical noretamericana Judith Butler. El docente respondió a las acusaciones en una entrevista con La Libre:

«Son acusaciones infundadas. En un curso he expuesto una crítica filosófica a la ideología de género, especialmente del queer género expuesto por Butler. He presentado la argumentación de Drieu Godefridi y Bérénice Levet, a la que Michel Onfray había escrito el prefacio. Estoy de acuerdo con la crítica que expresan estos pensadores, publicados por editoriales de renombre, y no creo que pueda ser acusado de homofobia y transfobia por proponer tesis filosóficas. Mencioné incluso a Tony Anatrella, Pascal Bruckner y Naomi Wolf. Todos estos autores no creo que hayan sido censurados. Pero si es así, que me lo hagan saber y se lo hagan saber también a las varias librerías que los venden». 

Identifican herida de lanza en el cuerpo de la Sabana Santa y el Sudario de Oviedo

abril 2, 2017

sabana santa

(Transcrito de ReL)

Un nuevo estudio que ha analizado aspectos inéditos hasta ahora y restos de sangre que no habían sido analizados en profundidad ha confirmado desde un punto de vista científico que la Sábana Santa de Turín y el Santo Sudario de Oviedo envolvieron a la misma persona. Pero es que además, estos análisis revelan que esta persona “sufrió una herida” penetrante en su costado una vez estaba ya muerto. Esto concuerda con el relato del Evangelio de San Juan, presente en la muerte de Cristo.

El estudio ha sido realizado por la Universidad Católica de Murcia (UCAM) y que ha llevado a cabo un grupo de estudio médico-forense dirigido por Alfonso Sánchez Hermosilla, investigador de este centro de estudios. Sánchez Hermosilla es médico forense del Instituto de Medicina Legal de Murcia, director del Equipo de Investigación del Centro Español de Sindonología (EDICES) y asesor científico del Centro de Internacional de Sindonología de Turín. Aciprensa recoge los detalles de este importante informe científico:

El estudio fue “realizado conjuntamente sobre el Sudario de Oviedo y la Síndone de Turín” y “no solo reafirma que ambas prendas envolvieron a la misma persona, sino que además ésta, cuando ya era cadáver y estando en posición vertical, sufrió una herida penetranteque le atravesaría el hemitórax derecho, con entrada por el quinto espacio intercostal y salida por el cuarto, próxima a la columna vertebral y la escápula derecha, dejando marcas de coágulos de sangre y de líquido pleuro-pericárdico en ambas prendas (en la síndone por su contacto con los orificios de entrada y salida, y en el sudario con el de salida)”.

sudario_oviedo

Sudario de Oviedo

Investigacion-sabana-santa

El estudio confirma lo que aparece en el Evangelio de Juan

Esto, indicó la UCAM, “concuerda con lo reflejado en el Evangelio de Juan, que en el Capítulo 19, Versículos 33-34 recoge: ‘pero cuando llegaron a Jesús, como vieron que ya estaba muerto, no le quebraron las piernas; pero uno de los soldados le traspasó el costado con una lanza, y al momento salió sangre y agua’”.

Para llegar a esta conclusión se realizaron “estudios antropométricos, criminalísticos, anatómicos y anatomo-patológicos de la Síndone y el Sudario”. “Sus resultados suponen nuevos avances del equipo de investigación de la UCAM que viene estudiando el Sudario de Oviedo y que ya anteriormente encontró otras evidencias de que ambas prendas envolvieron a la misma persona”, indicó en su sitio web.

Más pruebas con más estudios

La UCAM informó que se hicieron “estudios de la sangre, presencia de pólenes, conservación del material textil (lino) y determinación de contaminantes orgánicos e inorgánicos”.

“Las manchas de sangre en las que hemos trabajado siempre han estado ahí, pero nadie las había estudiado, y son las únicas de esas características. Hasta el momento se habían atribuido a marcas ocasionadas por heridas de flagelación”, señaló por su parte Sánchez Hermosilla.

La investigación que confirma la lanzada

En ese sentido, la universidad explicó que “las manchas advertidas por los investigadores y en las que se centra el estudio comparten características comunes y son muy diferentes del resto, tanto por su morfología y complejidad tras su análisis macroscópico, con una alta concentración hemática en el centro y un cerco más claro y perfilado”.

“Esta mancha además se vuelve invisible si se observa bajo un filtro infrarrojo, como es habitual en las manchas ocasionadas por sangre cadavérica, al contrario de lo que ocurre con la sangre vital (…). Solo hay en el Sudario otra mancha de similares características, denominada ‘Mancha en acordeón’, atribuida al mismo origen maculante y consecuencia de haberse plegado el tejido varias veces en forma de ‘presilla’, quedando sobre el anverso de la gran mancha central”, añadió.

El autor de la lanzada tenía experiencia

La UCAM informó que el estudio describe con detalle “los tejidos y órganos que atravesó el objeto punzante en su hipotética trayectoria” y avala “la hipótesis de que quien administró este ‘golpe de gracia’ tenía experiencia, pues al colocar la hoja del arma en posición horizontal podía evitar fácilmente las costillas, sin tener que intentarlo en varias ocasiones, algo que aparentemente no ocurrió, pues no aparecen lo que se denomina en la Medicina Forense ‘lesiones de tanteo’”.

El grano de polen que aparece en la Sabana y el sudario

La universidad recordó que “anteriormente a este nuevo hallazgo, y también en el marco de esta investigación, se descubrió en el Sudario de Oviedo un grano de polen de una planta que, según la palinóloga del EDICES, Marzia Boi, es compatible con la especie botánica Helicrysum Sp., también identificado en la Sábana Santa (Síndone de Turín)”.

“En la misma, se descartó que se tratara de una contaminación posterior, ya que se encuentra adherido a la sangre; es decir, que llegó a la reliquia a la misma vez que la sangre, no de forma aleatoria”, afirmó.

El equipo liderado por Sánchez Hermosilla estuvo formado por Jesús García Iglesias, catedrático de Minas en la Universidad de Oviedo, así como los miembros del EDICES Marzia Boi, palinóloga y bióloga; Juan Manuel Miñarro, catedrático en el Área de Escultura de la Universidad de Sevilla; Antonio Gómez Gómez y Felipe Montero Ortego.

FSSPX nunca se separó totalmene de la Neo Iglesia: Darío Castrillón

marzo 30, 2017
Castrillón y pederastas

Castrillón, defensor de pederastas y abogado de la FSSPX

(Transcrito de Romereports.com)
El (neo)cardenal Darío Castrillón trabajó casi diez años como encargado del (anti)Papa paramediar con los tradicionalistas Lefebvrianos. Por eso, está contento de la posible solución del conflicto. 
CARD. DARÍO CASTRILLÓN
“Siempre estuvimos de acuerdo en una cosa: ellos nunca entraron en el camino de la herejía. Tuvieron momentos de distancia, pero ellos no hicieron nunca ningún cisma completo ni una herejía, en términos técnicos. Por ejemplo, no crearon una jurisdicción aparte, porque poner una jurisdicción fuera de la jurisdicción de la Iglesia, eso sí es separarse”. 
Aunque el nombre no es correcto, les llaman “lefebvrianos”. Se trata de la Fraternidad de San Pío X, un movimiento tradicionalista fundado en 1970 por la voz crítica más agresiva contra el Concilio Vaticano II, el arzobispo francés Marcel Lefebvre. 
Alegando la crisis en la Iglesia, en 1988 hizo cuatro nuevos obispos a pesar de la prohibición expresa de Juan Pablo II, y automáticamente quedó excomulgado. 
En el año 2009, Benedicto XVI retiró la excomunión como gesto de buena voluntad para facilitar la reconciliación. Tras el Jubileo, el Papa Francisco les ha autorizado a confesar válidamente. 
Actualmente rechazan algunos principios del Concilio Vaticano II, como la libertad religiosa o el diálogo interreligioso, y como consecuencia también algunos puntos del Magisterio posterior. 
El (neo)cardenal Castrillón insiste en que la mayoría de los lefebvrianos desean la unión total con la Iglesia y justifica que algunas de sus posiciones se deben también a abusos de lo que se decidió en el Concilio Vaticano II. 
CARD. DARÍO CASTRILLÓN
“Hay puntos en los que la claridad no es total ((el modo de expresarlos está abierto a diversas interpretaciones, ndr)). Y de esos puntos muchos de los artífices de un post-concilio trataron el tema de un modo que no era el modo correcto del Concilio, que tiene en sí mismo todo su valor, sino una consideración de interpretaciones que no estaban a la luz ni del Concilio ni del Magisterio”. 
Según sus datos, la Fraternidad de San Pío X está en 63 países, y cuenta con unos 600 sacerdotes y 200 seminaristas para atender a en torno a medio millón de personas.
A %d blogueros les gusta esto: