Saltar al contenido

«Ahí viene el lobo»; falsa cuenta de  Conferencia Episcopal Alemana reporta muerte de Ratzinger

julio 11, 2022

Aunque la Vaticueva no confirmó, los medios lo dieron por verdadero, al suponer auténtica la supuesta fuente del presidente de la Conferencia Episcopal Alemana, Georg Bätzing

(Con información de Vanguardia.es y agencias)

Cuenta falsificada de obispón alemán Bätzing.

«De acuerdo a Georg Bätzing, presidente de la Conferencia Episcopal Alemana, el papa emérito Benedicto XVI habría muerto este lunes a los 95 años de edad».

Desde que dio a conocer su retiro en 2013, Joseph Ratzinger se encontraba en retiro.

Tras su renuncia como Sumo Pontífice, fue elegido el argentino Jorge Mario Bergoglio como su sucesor.

Aunque el Vaticano no ha dado información oficial, medios lo dan por verdadero, al ser la (supuesta) fuente fue el presidente de la Conferencia Episcopal Alemana, Georg Bätzing (a través de una supuesta cuenta oficial de Twitter que resultó falsa).

Recordemos que en agosto del 2018 el rumor sobre “el fallecimiento de Su Santidad Benedicto XVI” se viralizó en redes sociales cuando una cuenta falsa de Twitter atribuida al cardenal colombiano Rubén Salazar difundió la noticia falsa, hasta que el representante diplomático de la Santa Sede en Colombia, Ettore Balestrero, aseguró a la AFP que el papa “estaba con buena salud”.

Ahora, al momento, no se ha desmentido el fallecimiento del papa emérito. Aunque la cuenta de

Esa cuenta es falsa, clama el jefe de los obispones alemanes. Se la adjudica al periodista italiano Tommasso Debenedetti

¿Quién es Tommasso Debenedetti? El periodista acusado de falsear la muerte de Ratzinger

La tarde del lunes, a través de redes sociales, varios usuarios y algunos medios de comunicación comenzaron a replicar una impactante noticia de último minuto: la presunta «muerte del papa emérito Benedicto XVI«

Todas los sitios web citaban como fuente al obispo de Limburgo y Presidente de la Conferencia Episcopal Alemana, Georg Bätzing, quien en su cuenta de Twitter habría comunicado el hecho, esto mientras ni el Vaticano ni el Papa Francisco se pronunciaban al respecto.

De hecho, efectivamente existía una cuenta asociada al religioso, pero con apenas cuatro publicaciones, de las cuales, solo tres eran alusivas al supuesto deceso de Joseph Ratizger en distintos idiomas.

Sin embargo, con el paso de las horas y a medida que la noticia se seguía difundiendo, apareció una nueva publicación en la cuenta que descolocó a todo internetresultó ser todo un engaño.

La nueva publicación decía “Cuenta falsa creada por el periodista italiano Tommasso Debenedetti”, desmintiendo todo lo ocurrido y dejando en evidencia a varios medios de comunicación alrededor del mundo.

Para algunos, el nombre de Tommasso Debenedetti es bastante conocido, ya que en varias ocasiones se ha dedicado a inventar muertes de personajes famosos en redes sociales, tales como Mario Vargas Llosa, Haruki Murakami e incluso, la escritora chilena, Isabel Allende.

Pero no solo eso, Debenedetti también es acusado de haber escrito entrevistas falsas y publicarlas en importantes medios italianos, llegando entrevistar falsamente a Mijail Gorbachov y a Noam Chomsky.

El italiano conversó con La Nación, relatando que comenzó a hacer cuentas falsas entre fines de 2011 e inicios de 2012, a modo de juego.

“En los primeros meses de 2012, descubrí una realidad muy interesante en la relación del periodismo con las redes sociales en el tratamiento de la muerte. Cuando se anuncia en la red, sobre todo a través de Twitter, el fallecimiento de una personalidad famosa, la noticia se difunde como polvo, rápida y sin verificación”, aseguró Debenedetti.

Por ello, el italiano explica que “la voluntad de los medios de ser los primeros en anunciar la muerte de un famoso, es la causa por la que, en estos diez años de actividad en Twitter, siempre un periódico o una radio o una agencia de prensa publican la mentira como verdad”. añadiendo que “hasta ahora no ha tenido ningún problema legal por anunciar muertes falsas en redes sociales”.

Sobre si existe un límite ético en esta dinámica, considera que si lo hay, pero que “en el caso de los anuncios de falsa muerte de famosos, este límite no se supera, porque estas personas son muy conocidas y pueden defenderse y desmentir de manera total una fake news como esa. Este no sería el caso de una persona común, no famosa, que recibiría un golpe terrible por un anuncio falso de muerte o una suplantación de identidad en la red. Además, siempre declaro que creé una falsa noticia, para evitar especulaciones y confirmar que se trata de un juego”

Anuncio publicitario
One Comment leave one →
  1. peperrony permalink
    julio 16, 2022 12:51 pm

    Por momentos creí que Anás Ratzinger había «colgado los tennis»

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: