Skip to content

Argentina: “Boda” de sodomitas con neo misa y todo… aprobada por ex auxiliar de Sinagoglio

septiembre 17, 2014

bendicion boda transexual Luisa lucia paz jose coria Iglesia padre sergio lamberti

(Información de Gloria.tv e Infocatólica)

Obispón Bokalic, quien dio el permiso para la parodia de  matrimonio en la parodia de misa. A un lado de su principal promotor: Jorge Mario Bergoglio.

Obispón Bokalic, quien dio el permiso para la parodia de matrimonio en la parodia de misa. A un lado de su principal promotor: Jorge Mario Bergoglio.

Se comete un acto abominable de apostasía publica y sacrilegio en una iglesia de Santiago del Estero Argentina, donde un cura oficio una misa Negra para “bendecir” el vicio de la sodomía abominado por Dios de una pareja homosexual casados civilmente- sin una condena de Monseñor Bokalic, quien fue auxiliar de Bergoglio en Buenos Aires por tres años y fue designado como Obispo de Santiago del Estero en diciembre de 2013 por el mismo Francisco.

Blogger Wanderer dijo…

 

¿Por qué el obispo de Santiago del Estero, en su comunicado, afirma que “sólo” han bendecido el “matrimonio” de una pareja transexual? Porque es un cobarde y tiene miedo que, si no dice “matrimonio” le armen lío en el INADI o en algún foro judicial. Es que los noviecitos santiagueños ya son matrimonio por ley civil.

 

 El acto, que no fue prohibido por la diócesis de Santiago del Estero , ha sido comentado por la diputada y Secretaria General de la Mesa Nacional por la Igualdad, María Rachid, conocida activista del lobby gay, quien afirmó que «esta apertura (de la Iglesia Católica) no deja de sorprendernos».

Antes de la ceremonia religiosa, la pareja había contraído «matrimonio» por lo civil.

Mons. Bokalic, pastor de esa diócesis argentina, se limitó a recordar que la Iglesia solo entiende por matrimonio el de un varón con una mujer «naturalmente concebidos como tales en el seno materno»:  

«El Obispado de Santiago del Estero para evitar cualquier confusión entre los fieles y la opinión pública en general recuerda a todos la doctrina de la Iglesia Católica con respecto a la celebración del Matrimonio la cual queda expresada en el Código de Derecho Canónico y el Catecismo de la Iglesia Católica, no rigiendo en la Iglesia otra ley más que esta. (Cf. CIC cans. 1056 ss y CATIC 1659-1660). Es decir únicamente se entiende por matrimonio el acto de la voluntad, por el cual el varón y la mujer, naturalmente concebidos como tales desde el seno materno, se entregan y aceptan mutuamente en alianza irrevocable por la que constituyen entre sí un consorcio para toda la vida, ordenado por su misma índole natural al bien de los cónyuges y a la generación y educación de los hijos».

No se tiene noticias de que el prelado prohibiera en algún momento esa ceremonia religiosa que puede ser considerada como una profanación y una blasfemia, debido a que se ha bendecido una situación de pecado nefando.

 

En una ceremonia religiosa, el P. Sergio Lamberti bendijo la unión de Luisa Paz, travesti, y José Coria, en la parroquia Espíritu Santo del barrio Ejército Argentino de la ciudad de Santiago del Estero. El sacerdote, que permitió semejante profanación en un templo católico, justificó su acto infame asegurando que «no estamos celebrando el sacramento del matrimonio católico. Estamos celebrando el amor de Dios entre los hermanos».

Anuncios
30 comentarios leave one →
  1. Pedro permalink
    septiembre 17, 2014 5:29 pm

    Mateo 7
    1 «No juzguéis, para que no seáis juzgados.
    2 Porque con el juicio con que juzguéis seréis
    juzgados, y con la medida con que midáis se os
    medirá.

    FC: ¿porqué no explicas que Nuestro Señor se refiere al juicio del prójimo, no al Juicio de la Iglesia?. Y ¿por qué siempre nos estás juzgando a nosotros en lo personal?.

    3 ¿Cómo es que miras la brizna que hay en el ojo
    de tu hermano, y no reparas en la viga que hay
    en tu ojo?

    4 ¿O cómo vas a decir a tu hermano: “Deja que te
    saque la brizna del ojo”, teniendo la viga en el
    tuyo?

    5 Hipócrita, saca primero la viga de tu ojo, y
    entonces podrás ver para sacar la brizna del ojo
    de tu hermano.

    FC: ¿quién peca de esto, tú o nosotros?.

    Recuerden: Es tiempo de misericordia, no de juicio. Si Dios nos bendice a diario con sus dones, tanto a justos como a pecadores, ¿quiénes sois vosotros para negar una bendición?

    FC: Dios no bendice la maldad, la hipocresía, ni la insidia; todo lo contrario, las maldice.

    Mateo 5

    44 Pues yo os digo: Amad a vuestros enemigos y
    rogad por los que os persigan,

    FC: amamos a nuestro enemigos, y rogamos por ellos, pero además los combatimos para que su malicia no dañe a más inocentes.Ese es el deber de todo cristiano.

    45 para que seáis hijos de vuestro Padre celestial,
    que hace salir su sol sobre malos y buenos, y
    llover sobre justos e injustos.

    • Pedro permalink
      septiembre 18, 2014 3:53 pm

      FC: ¿porqué no explicas que Nuestro Señor se refiere al juicio del prójimo, no al Juicio de la Iglesia?. Y ¿por qué siempre nos estás juzgando a nosotros en lo personal?.

      EL MANDATO DE NO JUZGAR ES A TODOS SUS DISCIPULOS. POR OTRO LADO TU NO ERES NI REPRESENTAS A LA IGLESIA CATOLICA APOSTOLICA ROMANA. Y NO TE JUZGO EN LO PERSONAL, JUZGO TUS PALABRAS Y COMBATO TUS ERRORES.

      FC: de nuevo defeccionas; Jesús dio a sus apóstoles (obispos) y éstos a los discípulos (presbíteros) el poder de atar y desatar en materia de Moral. Por eso los católicos también llamamos al Confesionario el “Sagrado Tribunal…” si un tribunal no es para juzgar, entonces ¿para qué?. Ya sabemos que el heresiarca Bergoglio afirma que no tiene poder para juzgar a los sodomitas, y la verdad es que no lo tiene, porque él no es un sacerdote católico. Pero la Iglesia, a través de sus ministros sí tienen el poder de absolver o de retener los pecados a los fieles.

      Sobre juzgar nuestras palabras y combatir nuestros errores, es tu obligación; de hecho te suplicamos que lo hagas porque -queriéndolo o no- nos haces un gran servicio. Igualmente te correspondemos la cortesía y lo tenemos por una obligación. Así que estamos de acuerdo. La diferencia es que no podemos tener razón ambas partes si tenemos posturas adversas.

      FC: ¿quién peca de esto, tú o nosotros?.

      DE MÍ NO VOY A ARGUMENTAR CONTIGO, DE VOSOTROS ESTOY SEGURO QUE SÍ. ¿O ME DIRÁS QUE NO IMPLICA UN JUICIO COLOCAR EL CARTELITO DE “SODOMITAS” O MOFARTE DEL SANTO PADRE?

      FC: no es pecado llamar sodomitas a los sodomitas, todo lo contrario… la definición sodomita es bíblica, y la usa la Iglesia Católica todo el tiempo en sus documentos, no la inventamos nosotros… ¿no lo sabías?…

      La Nueva Iglesia Anticristiana ahora los quiere llamar “princesas”, “opción sexual diferente”, “tercer género” y todos los falsos epítetos inventados por Satán y Compañía. Pero nosotros nos apegamos a las enseñanzas de la Santa Iglesia Católica.

      No nos mofamos de Sinagoglio, quien no es santo.. ni es nuestro padre… ni nuestro pastor, ni lo es de ningún católico. Nosotros le dedicamos nuestra crítica como heresiarca y usurpador, porque es nuestro deber, como claramente has expresado arriba.

      FC: Dios no bendice la maldad, la hipocresía, ni la insidia; todo lo contrario, las maldice.

      ES CIERTO. PERO SÍ BENDICE A TODAS SUS CREATURAS, JUSTAS O INJUSTAS.

      FC: de acuerdo en ésto. Pero quienes rechazan a Dios atraen sobre sí mismos la maldición. Por eso el Juez Eterno separará a los justos de los injustos y a los segundos les dirá: “apartaos de Mí, MALDITOS, id al fuego eterno, preparado para el diablo y sus ángeles.” (S. Mateo 25:41)…

      FC: amamos a nuestro enemigos, y rogamos por ellos, pero además los combatimos para que su malicia no dañe a más inocentes. Ese es el deber de todo cristiano.

      NO. EL “DEBER” DE TODO CRISTIANO ES HACERSE UNO CON CRISTO, ES AMAR A DIOS SOBRE TODAS LAS COSAS Y AL PRÓJIMO COMO CRISTO LO AMA. Y TE PONGO ENTRE COMILLAS LA PALABRA DEBER PORQUE ES MUCHO MÁS QUE ESO. ES UNA NECESIDAD.

      FC: es deber, es necesidad, y es obligación… Por amor a Cristo se debe combatir a sus enemigos frontales o encubiertos, con amor a Dios.

      Por eso el gran San Bernardo arengaba a los cruzados antes de ir a rescatar los Santos Lugares: ¡Maldita la espada que no regrese manchada con sangre de los infieles!. ¡Victoria o muerte!… ¡DIOS LO QUIERE!…

      ¿Te atreverías a juzgar a San Bernardo de Claraval, a otros santos y a los santos papas que promovieron las cruzadas como malos cristianos por ese hecho…?

      • Pedro permalink
        septiembre 22, 2014 4:07 pm

        FC: de nuevo defeccionas; Jesús dio a sus apóstoles (obispos) y éstos a los discípulos (presbíteros) el poder de atar y desatar en materia de Moral. Por eso los católicos también llamamos al Confesionario el “Sagrado Tribunal…” si un tribunal no es para juzgar, entonces ¿para qué?. Ya sabemos que el heresiarca Bergoglio afirma que no tiene poder para juzgar a los sodomitas, y la verdad es que no lo tiene, porque él no es un sacerdote católico. Pero la Iglesia, a través de sus ministros sí tienen el poder de absolver o de retener los pecados a los fieles.

        DISCIPULOS SOMOS TODOS, SI ANDAMOS COMO CRISTO, EL PODER DE ATAR Y DESATAR LE ES CONCEDIDO AL SACERDOCIO MINISTERIAL SÓLO EN EL ÁMBITO DEL SACRAMENTO DE LA CONFESIÓN, PERO AQUI NADIE ESTÁ CONFESANDOSE. AQUÍ EL ÁMBITO ES OTRO, Y EN ESTE ÁMBITO A NADIE LE ES LÍCITO JUZGAR EL CORAZÓN DE LOS HOMBRES.

        FC: nuevamente mientes. Tú afirmaste -con Sinagoglio- que nadie, absolutamente nadie, tiene potestad para juzgar en materia moral, ni a los sodomitas ni a nadie. Te lo demostramos con los sacerdotes y ahora varías y dices que los sacerdotes sí, pero no reconoces que mentiste.

        Varías, luego mientes.

        Luego, como si se trata de otra cosa diferente, afirmas de nuevo que “a nadie les es lícito juzgar el corazón de los hombres”, y mientes de nuevo porque ¿qué es la moral sino lo que trata del corazón de los hombres, su intención y sus obras?… ¿qué otra cosa juzga el sacerdote en el sacramento de la penitencia sino el corazón de los hombres, sus obras, sus dichos y sus pensamientos…?

        Y sobre lo mismo… todos los seres humanos tenemos el juicio de la razón como una facultad dada por Dios y podemos y debemos juzgar las acciones de los demás para precavernos de los malos e imitar a los buenos. O ¿para qué pensabas que podemos hacer juicios de razón?…

        Finalmente; tú todo el tiempo nos acusas de todo, menos de lindos, y además nos acusas de acusar… ¿quién entiende tu contradicción?…

        FC: no es pecado llamar sodomitas a los sodomitas, todo lo contrario… la definición sodomita es bíblica, y la usa la Iglesia Católica todo el tiempo en sus documentos, no la inventamos nosotros… ¿no lo sabías?…

        EL PROBLEMA NO ES EL TÉRMINO, SINO EL USO ESTIGMATIZANTE.

        FC: yes un uso correcto y recto para denominar justamente a quienes cometen ese abominable pecado.

        MIRA CON JESÚS TRATA A LA MUJER PECADORA. NO LA ROTULA, SIMPLEMENTE LA LLAMA A LA CONVERSIÓN LUEGO DE HABERLA PERDONADO, EN UN ÁMBITO SACRAMENTAL Y A SOLAS.

        FC: claramente trata así a la Magdalena porque era una pecadora arrepentida, que ya se había acercado a Jesús y buscaba el perdón. No se trataba de una cortesana obstinada como Salomé, quien pidió la cabeza del Bautista en una bandeja de plata y a quien Nuestro Señor no dirigió ni siquiera una mirada. esa es la gran diferencia, Jesús abre sus amorosos brazos al pecador arrepentido, no al pervertido obstinado.

        FC: de acuerdo en ésto. Pero quienes rechazan a Dios atraen sobre sí mismos la maldición. Por eso el Juez Eterno separará a los justos de los injustos y a los segundos les dirá: “apartaos de Mí, MALDITOS, id al fuego eterno, preparado para el diablo y sus ángeles.” (S. Mateo 25:41)…

        BIEN DICES: EL JUEZ ETERNO…SEPARARÁ, EN LO FUTURO. NI ES TIEMPO NI TU NI YO SOMOS EL JUEZ ETERNO.LUEGO NO NOS ES LÍCITO JUZGAR.

        FC: bien decimos, cierto, porque Dios ya juzgó; no sólo en el futuro -como mal entiendes- sino en el pasado, el presente y el futuro, porque Él está en la Eternidad, en el “tiempo sin tiempo”. Y además dio a sus sacerdotes el poder de juzgar, ayer, ahora y siempre. Por eso les dijo “lo que ates en la Tierra será atado en el Cielo, y lo que desates en la Tierra será desatado en el Cielo”…

        Revisa el Catecismo, para que veas que en el Juicio Particular, Jesucristo separa los justos de los injustos y a estos últimos los envía al infierno, independientemente de que los confirmará en la desagracia, en el Juicio Universal.

        Y aunque no podamos sentenciar ni absolver como sí lo hace el sacerdote, los cristianos seglares sí podemos y debemos denunciar los errores y las insididas, así como defender la Verdad, tal y como ya reconociste contra tus primeras posturas.

        FC: Por eso el gran San Bernardo arengaba a los cruzados antes de ir a rescatar los Santos Lugares: ¡Maldita la espada que no regrese manchada con sangre de los infieles!. ¡Victoria o muerte!… ¡DIOS LO QUIERE!…

        ¿Te atreverías a juzgar a San Bernardo de Claraval, a otros santos y a los santos papas que promovieron las cruzadas como malos cristianos por ese hecho…?

        ESTE ES UN EJEMPLO QUE MUESTRA CUÁN POCO HAS COMPRENDIDO EL SIGNIFICADO DE LA VIRTUD DE LA PRUDENCIA.

        HOY ESTO QUE DIJO SAN BERNARDO SERÍA IMPRUDENTE, POR ESO ESTOY SEGURO QUE NO LO HARÍA.

        FC: imprudente no, valiente. Lo que dijo San Bernardo en 1131 siguió siendo tan válido y valiente como lo que dijeron los papas y los reyes católicos cuatro siglos después, o como lo que dijo Carlo Magno cuatro siglos antes. Es tan prudente y valiente como lo que dijeron los cristeros en pleno siglo XX, o los católicos irlandeses o los nacionales españoles. Que en el siglo XXI no haya quien lo diga, no es más que una muestra de que la Neo Iglesia fue atada de manos y pies por los jerarcas usurpadores, quienes quieren entregarla a los enemigos de Cristo. Los santos y los papas nos enseñan que de eso se trata el gran castigo, el Apocalipsis.

        EL RECTO ENTENDIMIENTO DE ESTA VIRTUD TE ALEJARÍA DE TUS ERRORES. RELEE A SANTO TOMÁS. PREGÚNTATE PORQUÉ SUBORDINA LAS OTRAS VIRTUDES CARDINALES A LA PRUDENCIA.

        FC: quien debería releerlo con cuidado eres tú, para que abandones la sentencia absurda de que “Dios no existe”.

    • cristosvincit permalink
      septiembre 18, 2014 7:44 pm

      El comentario de Pedro es el típico comentario sentimentaloide, estulto y herético de los conciliaristas que desechan las explicaciones de Santo Tomás de Aquino, por sustuirla con porquería “políticamente correcta”, producto de los avatares del Conciliábulo Vaticano II, que acepta todo, menos el Magisterio de la Iglesia, rechaza a la Palabra de Dios y a los Padres de la Iglesia.

      Es de hacerle saber a Pedro y demás protestantes conciliaristas que el juicio es válido siempre y cuando se cumplan 3 requisitos: «El juicio es lícito en tanto en cuanto es acto de justicia (…) se requieren tres condiciones: primera, que proceda de una inclinación de justicia; segundo, que emane de la autoridad del que preside; y tercera, que sea pronunciado según la recta razón de la prudencia» (Sto. Tomás – q. 60 a.2).

      • Pedro permalink
        septiembre 22, 2014 7:41 am

        Cristosvincit: Mi comentario “sentimentaloide” es cita textual del Evangelio, más aún citado en este contexto según el comentario de Santo Tomás al Evangelio de San Mateo: “… Implevit legem quoad praecepta et quoad promissa, nunc quoad iudicia. Primo ergo ordinat ut non sit temerarium iudicium, et dicit nolite iudicare etc., idest ex amaritudine odii; Amos VI, 13: convertisti iudicium in amaritudinem. Vel sic. Nolite, quantum ad ea quae nostro iudicio non sunt commissa. Domini est iudicium, nobis commisit iudicare de exterioribus, de interioribus vero sibi retinuit. Nolite ergo iudicare de eis; I Cor. IV, 5: nolite iudicare ante tempus; Ier. XVII, 9: pravum est cor hominis, et quis cognoscet illud? Nullus enim debet iudicare de aliquo quod sit malus homo: dubia enim in meliorem partem interpretanda sunt. Item iudicium debet esse congruum quantum ad personam iudicantis. Unde si es in eodem peccato, vel maiori, non debes iudicare; ad Rom. II, 1: in quo enim iudicas alterum, teipsum condemnas. Item non prohibetur praelatis, sed subditis: unde non debent iudicare nisi subditum….” (Cap.7 Lección1)
        Según los tres requisitos que menciona:
        1- Puede que ud. proceda con una recta inclinación de justicia
        2- pero quien preside los corazones no es ud ni otro que el Espíritu Santo
        3- No sé qué entiende del concepto tomista de prudencia, de todos modos si es correcto su entender ud. ha sido imprudente, porque al juzgar ocupó un lugar que no es suyo puesto que ud. no conoce el corazón de los hombres, que es de donde nacen las obras.
        De esto se desprende que tampoco ha sido justo. Luego su juicio es ilícito y se expone a que se cumpla en ud. la sentencia evangélica arriba citada.

    • Maria permalink
      septiembre 19, 2014 9:12 am

      De que habla usted la iglesia no puede bendecir lo que Dios abomina porque va contra la ley de Dios Dios mismo destruyo a Sodomo y Gomorra como ejemplo para las generaciones futuas. Y Dios no impide Juzgar quiere que los que Juzgan no caigan en los mismos pecados que condenan eso era lo que Jesús llamaba hipocresía por eso después que dice que uno se saque la paja ahora si puede sacar la del hermano . Usted manipula la palabra de Dios para Justificar el vicio de la Sodomia lo cual es Grave Lea Romanos 1 Como castigo al vicio esta unido la idolatría a la criatura y usted ha caído en ceguera que no ve la verdad que Dios le reprenda por manipular la escritura si este fuera mi blog borraría su perversa insinuación Romanos 1: 32 quienes habiendo entendido el juicio de Dios, que los que practican tales cosas son dignos de muerte, no sólo las hacen, sino que también se complacen con los que las practican.
      Los que practican el vicio de la homosexualidad tienen sentencia de muerte Eterna como describen los Santos es el peor pecado después de la Blasfemia contra el Espíritu Santo y si se sigue cometiendo y no se abandona se convierte también en un pecado donde no hay perdón. Dios no le manda al pecador que viva en su pecado sino que lo abandone.

      Sea usted anatema por pervertir el evangelio de Cristo para justificar una abominación que condena el mismo Dios como se atreve
      Asimismo en todas sus cartas habla en ellas de esto; en las cuales hay algunas cosas difíciles de entender, que los ignorantes e inestables tuercen–como también tuercen el resto de las Escrituras–para su propia perdición. 2 Pedro 3:16

      La culpabilidad del hombre

      18 Porque la ira de Dios se revela desde el cielo contra toda impiedad e injusticia de los hombres que detienen con injusticia la verdad;

      19 porque lo que de Dios se conoce les es manifiesto, pues Dios se lo manifestó.

      20 Porque las cosas invisibles de él, su eterno poder y deidad, se hacen claramente visibles desde la creación del mundo, siendo entendidas por medio de las cosas hechas, de modo que no tienen excusa.

      21 Pues habiendo conocido a Dios, no le glorificaron como a Dios, ni le dieron gracias, sino que se envanecieron en sus razonamientos, y su necio corazón fue entenebrecido.

      22 Profesando ser sabios, se hicieron necios,

      23 y cambiaron la gloria del Dios incorruptible en semejanza de imagen de hombre corruptible, de aves, de cuadrúpedos y de reptiles.

      24 Por lo cual también Dios los entregó a la inmundicia, en las concupiscencias de sus corazones, de modo que deshonraron entre sí sus propios cuerpos,

      25 ya que cambiaron la verdad de Dios por la mentira, honrando y dando culto a las criaturas antes que al Creador, el cual es bendito por los siglos. Amén.

      26 Por esto Dios los entregó a pasiones vergonzosas; pues aun sus mujeres cambiaron el uso natural por el que es contra naturaleza,

      27 y de igual modo también los hombres, dejando el uso natural de la mujer, se encendieron en su lascivia unos con otros, cometiendo hechos vergonzosos hombres con hombres, y recibiendo en sí mismos la retribución debida a su extravío.

      28 Y como ellos no aprobaron tener en cuenta a Dios, Dios los entregó a una mente reprobada, para hacer cosas que no convienen;

      29 estando atestados de toda injusticia, fornicación, perversidad, avaricia, maldad; llenos de envidia, homicidios, contiendas, engaños y malignidades;

      30 murmuradores, detractores, aborrecedores de Dios, injuriosos, soberbios, altivos, inventores de males, desobedientes a los padres,

      31 necios, desleales, sin afecto natural, implacables, sin misericordia;

      32 quienes habiendo entendido el juicio de Dios, que los que practican tales cosas son dignos de muerte, no sólo las hacen, sino que también se complacen con los que las practican.

    • Arturo permalink
      septiembre 20, 2014 9:25 am

      Típico discurso ecuménico y “misericordioso cómplice” para ser aceptado y bien visto por el mundo, que promueve la “tolerancia” “la libertad” “la igualdad” y demás inventos modernistas para apostatar a la gente y relajar los valores cristianos, todos al servicio del príncipe del mundo que no es Nuestro Señor Jesucristo

      Es preferible ser mal visto en este mundo, que ser mal visto a los ojos del creador

      Por cierto Redacción, que se le puede decir a alguien que no acepta a la Iglesia por argüir que la misma viola y es incongruente con el quinto mandamiento cuando la Iglesia se pronuncio a llamar a las cruzadas o bendecir a la flota de Lepanto. Gracias

      • septiembre 22, 2014 6:39 pm

        Arturo.

        Se les contesta que no es la Iglesia la que viola, y que no son pastores verdaderos.

        Al bendecir la Iglesia la defensa de la Justicia no lo hace por homicida, sino por legítima defensa. O ¿prefiere que los cristianos se queden esperando a que los arrasen los moros y borren todo vestigio de Patria y de Iglesia?.

        ¿Acaso esas personas están contra que alguien defienda su vida y sus posesiones en forma violenta ante un inmisericorde ataque injusto?

        Es muy sencilla la respuesta, el problema es que muchos no tienen disposición a la verdad.

        Te recomendamos mucho la lectura de las obras de monseñor Fulton J. Sheen.

        Unidad en la Verdad

      • Arturo permalink
        septiembre 22, 2014 9:36 pm

        Muy amable Redacción, aunque ya había argumentado eso, desgraciadamente tienes razón, no todos tienen disposición a la verdad, y la persona me respondió que eso de legitima defensa era un pretexto, y me contra-argumento con la frase de Nuestro Señor Jesucristo sobre poner la otra mejilla y lo de entregar la capa. No muchos entienden entre un enemigo personal y un enemigo de la Fe.

        Ave María Immaculata

      • septiembre 23, 2014 11:01 am

        Arturo.

        Si lo consideras, solamente hazle esta pregunta, que no por abrupta deja de ser irrefutable: a un enemigo personal, si va a atacar a las mujeres de su familia ¿él se las pondría a su disposición…?

        Sería una bestia si afirma que las pondría en manos de otra bestia. Invítalo a que no sea fariseo…

        Unidad en la Verdad

  2. Anónimo permalink
    septiembre 17, 2014 9:58 pm

    «no estamos celebrando el sacramento del matrimonio católico. Estamos celebrando el amor de Dios entre los hermanos».
    Y si sabés que es invalido, sabés que es una profanación. Y si sabés que es invalido y profanado, ¿por qué no te vas a hacer ese remedo del demonio a otro lado o a un lugar privado? pedazo de pelot…..do!
    Y encima dice “Estamos celebrando el amor de Dios entre los hermanos”. Así que Dios celebra este “amor” hombre-hombre.
    ¿Por qué no te vas a buscar trabajo a otro lado que en la Iglesia?

  3. veciro permalink
    septiembre 19, 2014 7:55 am

    A nosotros nos dolió mucho esto que paso, ya le hicimos una presentación formal a Bokalic por lo acontecido. estamos sumando firmas mas adhesiones de asociaciones., para que estos sinvergüenzas no se la lleven de arriba! por favor ustedes también pueden hacerse sentir enviando o llamando al obispado de Santiago. Hagamos cosas mas concretas dado que Cristo hace de todo por defender nuestras causas, pues hoy nos toca defender la causa de EL, quien se dio hasta la muerte por nosotros.

    • septiembre 21, 2014 4:05 pm

      veciro.

      Abre bien los ojos… estás parado sobre una Bestia y no te has dado cuenta.

      Unidad en la Verdad

  4. Andy permalink
    septiembre 19, 2014 11:14 am

    Dios, cuanto odio… lamentable ver esto en una peseudo pagina “catolica” de gente cismatica.

    • cristosvincit permalink
      septiembre 21, 2014 8:13 pm

      No es odio Andy, es defensa de la verdad, y la verdad es que fuera de la Iglesia Católica no hay salvación.

      Lo demás que los conciliaristas como tu se escandalizan cuando se defiende la virtud y la correcta doctrina, es simplemente herejía y apostasía, como las prácticas de los heresiarcas que tu veneras y que de SEGUIRLAS TÚ, te pones en gran riesgo para tu alma.

  5. El Anticristo permalink
    septiembre 19, 2014 2:21 pm

    Ya sabes: Si tu ojo derecho te escandaliza…….! El esacandalo consumado se acerca, decía San Esteban.

  6. Arturo permalink
    septiembre 19, 2014 8:28 pm

    Redacción crees poder darme tu opinión sobre esto?

    http://www.laopiniondemalaga.es/sociedad/2014/01/23/iglesia-debe-meterse-decision-mujer/647536.html

  7. Pedro permalink
    septiembre 20, 2014 10:22 am

  8. Ciberviento permalink
    septiembre 21, 2014 9:40 am

    Si estos hechos referidos son verdaderos, me parece ciertamente un escándalo, por cuanto la sodomía como tal está caracterizada de “aberración” desde el AT. Me gusta vuestro blog a pesar de que disiento profundamente de muchas cosas que decís, como ya os manifesté una vez (hablando de la madre Teresa). Como cristiano pienso que el Día en que Cristo vuelva a la tierra (Hch 1:11), nada será como imaginamos de tal Día. Los judíos esperaban a un Mesías “davídico” que devolviera a Jerusalén su esplendor, incluso como líder político o hasta militar, y Jesús de Nazaret vino como la perfecta antítesis de lo que estaban esperando. De igual modo, todo lo que se habla acerca de la Segunda Venida (no demasiado, por cierto) en círculos católicos creo que se revelará equivocado, e incluso antitético de lo que en verdad pasará. Vigilad, porque el tiempo está cerca (Mc 13:33). Y cuando la “abominación de la desolación” está edificada por todas partes y en lugar santo, cuidado con lo que hacéis. No os censuro, ni os juzgo. Es más, os leo, y entiendo vuestra labor, pero creo que en ocasiones (no en ésta) os excedéis en vuestros juicios, aun cuando aseguráis no juzgar, y que sois muy poco tolerantes hacia la crítica como demasiado seguros siempre de tener razón. Me remito a la manera en la que contestáis a los comentarios críticos en las entradas de vuestro blog. Con toda mi buena voluntad os lo digo, y sigo por aquí para leeros. Un saludo.

    • septiembre 22, 2014 6:52 pm

      Gracias por ser sincero.

      Pero de Teresa de Calcuta te recomendamos que no pierdas de vista los HECHOS.

      Unidad en la Verdad

  9. Pedro permalink
    septiembre 23, 2014 9:22 am

    FC: nuevamente mientes. Tú afirmaste -con Sinagoglio- que nadie, absolutamente nadie, tiene potestad para juzgar en materia moral, ni a los sodomitas ni a nadie. Te lo demostramos con los sacerdotes y ahora varías y dices que los sacerdotes sí, pero no reconoces que mentiste.

    NO PUEDO RECONOCER LO QUE NO HICE. NI TU ERES SACERDOTE, NI HAY AQUI ALGUIEN QUE SE ESTÉ CONFESANDO CONTIGO. POR TANTO NO TE ES LICITO JUZGAR.

    FC: otra vez te desdices… y mientes. Muy claro dijiste “nadie puede juzgar” y… nadie significa ninguna persona. El HECHO es que los sacerdotes pueden juzgar y sentenciar. Y los seglares podemos y debemos juzgar sin ser temerarios, no podemos sentenciar. Pero como tú no entiendes las Escrituras te haces bolas… igual te hiciste bolas con Santo Tomás de Aquino y niegas obstinadamente la existencia de Dios, afirmando que santo Tomás la niega.

    Luego, como si se trata de otra cosa diferente, afirmas de nuevo que “a nadie les es lícito juzgar el corazón de los hombres”, y mientes de nuevo porque ¿qué es la moral sino lo que trata del corazón de los hombres, su intención y sus obras?… ¿qué otra cosa juzga el sacerdote en el sacramento de la penitencia sino el corazón de los hombres, sus obras, sus dichos y sus pensamientos…?

    LA MORAL TRATA DE MUCHO MÁS QUE ESO, DE ALGO MÁS IMPORTANTE. TRATA DE LAS VIRTUDES Y DE SU EJERCICIO, PERO AUN DADO POR CIERTO LO QUE AFIRMAS, EL OBJETO MATERIAL DE LA MORAL ES EN ABSTRACTO, NO TRATA DE JUAN, PEDRO, PABLO, SINO DEL HOMBRE, DEL HOMBRE VIRTUOSO. TU REDUCCIONISMO ES REALMENE PELIGROSO. EN EFECTO REDUCES LA MORAL AL JUICIO DE LO QUE ESTÁ BIEN O MAL, Y ESO ES SÓLO UNA PARTE.

    FC: nunca dijimos que la Moral es “abstracta”, como tú afirmas. La Moral es objetiva, no subjetiva como afirman los sofistas. Y nunca afirmamos lo que tú insidiosamente aseguras.

    RESPECTO A LO OTRO TE REPITO QUE NI TU ERES SACERDOTE NI ESTAMOS EN EL AMBITO DEL SACRAMENTO DE LA RECONCILIACIÓN. NO TE ES LÍCITO JUZGAR.

    FC: no solo nos es lícito juzgar, sino que tenemos el deber de usar del juicio de la razón todo el tiempo. Pero solamente a Dios y por potestad divina a la Iglesia, le es lícito sentenciar.

    Y sobre lo mismo… todos los seres humanos tenemos el juicio de la razón como una facultad dada por Dios y podemos y debemos juzgar las acciones de los demás para precavernos de los malos e imitar a los buenos. O ¿para qué pensabas que podemos hacer juicios de razón?…

    EL JUICIO DE LA RAZÓN NO ES UNA FACULTAD, EL JUICIO DE LA RAZÓN ES UN ACTO DE LA POTENCIA INTELECTIVA, Y ES EN ORDEN AL ACTO COGNOSCITIVO. LUEGO NO TIENE COMO FINALIDAD OTRA COSA QUE EL CONOCER. TAMPOCO SABES DE LÓGICA.

    FC: Santo Tomás de Aquino define el juicio como: “la operación del entendimiento según la cual reúne y separa, afirmando y negando”.

    Todos los hombres tenemos esa potencia.

    Para Santo Tomás hay tres pasos para la verdad el juicio:

    Juicio como composición.
    Juicio como afirmación.
    Juicio como reflexión.

    El juicio como afirmación: el asentimiento como valor, ej. El hereje es perverso. Hay una transformación de la inteligencia, aplicando lo inteligible al objeto; y le da objetividad; esta es la función del juicio.

    El juicio como reflexión: reflexión sobre la naturaleza de su acto. Reflexión sobre la presencia, ponerse a distancia y afirmarlo, como una nueva inteligibilidad. Aquí la inteligencia vuelve sobre su operación. Hay una reflexión inteligible, reconoce es si y aprehende la esencia.

    Finalmente; tú todo el tiempo nos acusas de todo, menos de lindos, y además nos acusas de acusar… ¿quién entiende tu contradicción?…

    NO TE CONFUNDAS YO NO TE ACUSO, TUS OBRAS TE ACUSAN, YO TE DIGO QUE NO TE PONGAS EN UN LUGAR QUE NO TE PERTENECE.

    FC: efectivamente, nuestras obras nos acusan a todos, a nosotros y a ti. Luego, ¿por qué tanto alboroto si así ha sido siempre?. En cambio las acusaciones surgidas de los hombres pueden ser ciertas o falsas, dependiente que sean conforme a las obras o no.

    la Eternidad, en el “tiempo sin tiempo”

    LA ETERNIDAD NO ESTÁ EN EL TIEMPO. EL TIEMPO ES LA MEDIDA DEL MOVIMIENTO SEGUN UN ANTES Y UN DESPUES. EN DIOS NO HAY MOVIMIENTO. NO HAY DEVENIR. DIOS ES EL PRIMUN MOVENS. DIOS ES PERFECTO, NO HAY EN ÉL ALGO QUE FALTE POR HACER. DIOS SIMPLEMENTE ES.

    FC: por eso lo entrecomillamos… además de no entender filosofía ¿no sabes gramática?.

    La Eternidad, como explica la Filosofía, es cierta duración, sin principio ni fin, y sin sucesión de operaciones.

    los cristianos seglares sí podemos y debemos denunciar los errores y las insidias, así como defender la Verdad, tal y como ya reconociste contra tus primeras posturas.

    SI. LO QUE NO PODEMOS HACER ES JUZGAR A ESTE O A AQUEL. PARA CON EL PROJIMO NOS ESTA MANDADO PRIMERO TENER CARIDAD Y LUEGO CORREGIRLO.

    FC: por fin… ¿sí o no?… para poder corregir al prójimo tenemos que juzgar su proceder, si no ¿cómo lo hacemos?.

    TE ASEGURO QUE LLEGARÁ EL FIN DEL MUNDO SIN QUE HAYAMOS CUMPLIDO ACABADAMENTE LO PRIMERO QUE NO TENDREMOS TIEMPO PARA HACER LO SEGUNDO.

    FC: imprudente no, valiente.

    LA VIRTUD DE LA FORTALEZA ESTA REGIDA POR LA PRUDENCIA, DE LO CONTRARIO YA NO SERIA VIRTUD SINO TEMERIDAD. NUEVAMENTE TE INVITO A QUE RELEAS Y MEDITES LO QUE SANTO TOMAS DICE DE LA PRUDENCIA.

    MARIA:

    De que habla usted la iglesia no puede bendecir lo que Dios abomina porque va contra la ley de Dios. Dios mismo destruyó a Sodoma y Gomorra como ejemplo para las generaciones futuras. Y Dios no impide juzgar quiere que los que juzgan no caigan en los mismos pecados que condenan eso era lo que Jesús llamaba hipocresía por eso después que dice que uno se saque la paja ahora si puede sacar la del hermano .

    DIOS NO ABOMINA AL PECADOR SINO AL PECADO. VEO QUE UD. ESTÁ EN CONDICIONES DE TIRAR LA PRIMERA PIEDRA…

    FC: Dios maldice a los pecadores obstinados, lo dicen las Escrituras, te guste o no.

    Usted manipula la palabra de Dios para Justificar el vicio de la Sodomía lo cual es grave

    NI MANIPULO LA PALABRA DE DIOS NI JUSTIFICO VICIOS.SÓLO LE DIGO QUE NO LE ES LICITO JUZGAR, CLARO QUE SI UD. CREE QUE ESTÁ LIBRE DE PECADO PUEDE LANZAR LA PRIMERA PIEDRA…

    FC: no malentiendas y no prevariques, lanzar la primera piedra es sentenciar, pero el juicio de que las obras de los sodomitas obran el mal ES ACTUAL Y PERENNE, NO CAMBIARÁ NUNCA.

    • Pedro permalink
      septiembre 23, 2014 4:43 pm

      FC: otra vez te desdices… y mientes. Muy claro dijiste “nadie puede juzgar” y… nadie significa ninguna persona.

      ¿ACASO ERES SACERDOTE Y ESTAS EJERCIENDO TU MINISTERIO EN EL AMBITO SACRAMENTAL DE LA CONFESION? ESTE ES UN FORO NO UN CONFESIONARIO. POR TANTO AQUI NO PUEDES JUZGAR A NADIE, NI TU NI NINGUN OTRO. ERGO NO MIENTO. TU SÍ PORQUE ME QUIERES SACAR DE CONTEXTO.

      FC: lo afirmamos y confirmamos porque desde un principio dijiste muy claro que ningún hombre tiene derecho a juzgar a otro; y nosotros dijimos que sí, incluso a sentenciar, como de hecho sucede en el ámbito del confesionario.

      Y los seglares podemos y debemos juzgar sin ser temerarios, no podemos sentenciar.

      ¿AHORA HACES TU SALVEDAD “SIN SER TEMERARIOS”? ¿NO E ACASO UNA TEMERIDAD PRETENDER QUE CONOCES EL CORAZÓN DE TU PRÓJIMO? POR LO DEMÁS SI PUDIERAS JUZGAR SERIAS JUEZ, PUES ES PROPIO DEL JUEZ JUZGAR.

      FC: siempre hemos dicho que el juicio no debe ser temerario, es decir, sin razón ni hechos de por medio. No es una novedad. Y tampoco estamos diciendo que pretendamos conocer el corazón de nadie, pero sí sus HECHOS, SUS OBRAS EXTERNAS, las cuales hemos estado denunciando como malas en el caso de Sinagoglio a quien defiendes injustamente.

      Y, POR SI ESTO FUERA POCO VAS CONTRA EL EVANGELIO…

      afirmando que santo Tomás la niega…

      NI LA NIEGA NI LA AFIRMA PORQUE EXITENCIA ES UN PREDICAMENTO QUE NO CONVIENE AL QUE SE DEFINE COMO “YO SOY”.

      FC: otra vez con tus mentirotas contra Santo Tomás…. en la Summa Contra los Gentiles el santo Doctor Común dedica todo un capítulo a demostrar y explicar la EXISTENCIA DE DIOS, “LA CUAL SE IDENTIFICA CON SU ESENCIA”.

      FC: nunca dijimos que la Moral es “abstracta”, como tú afirmas. La Moral es objetiva, no subjetiva como afirman los sofistas. Y nunca afirmamos lo que tú insidiosamente aseguras.

      APRENDE A LEER. EL OBJETO MATERIAL DE LA MORAL ES ABSTRACTO O UNIVERSAL, PORQUE NO SE HACE CIENCIA DE LOS PARTICULARES. TE REPITO APRENDE A LEER.

      FC: mira quién habla con lo de no saber leer. Además, la Moral sí hace ciencia de los particulares, partiendo de de los universales, y esa ciencia se llama casuística.

      FC: Santo Tomás de Aquino define el juicio como: “la operación del entendimiento según la cual reúne y separa, afirmando y negando”.

      LUEGO NO ES UNA FACULTAD SINO UNA OPERACIÓN, ACTO, DE UNA POTENCIA: LA INTELECTIVA.

      FC: como operación echa por tierra tus falsos argumentos de que los hombres no debemos juzgar las obras de otros.

      BIEN VEO QUE TE HAS PUESTO A LEER ALGO DE LOGICA. PERO NO ES DE ESTE JUICIO DEL QUE AQUI SE TRATA. POR TANTO PRETENDES CAMBIAR EL PUNTO DE LO QUE ESTAMOS DISPUTANDO. DEJEMOS ESTO DE LADO POR EL MOMENTO.

      FC: no se llama Lógica, se llama Moral y Aristóteles -a quien condenaste- la nombraba Ética.

      FC: por eso lo entrecomillamos… además de no entender filosofía ¿no sabes gramática?.

      POR EL CONTRARIO, TE MUESTRO QUE TU ANALOGÍA ES IMPROPIA EN SU RATIO. DE HECHO VUELVES A QUERER DEFINIRLA COMO UNA “CIERTA DURACIÓN”, PERO NO ESTAMOS HCIENDO FILOSOFIA DE LA NATURALEZA…TE LA DEJO PASAR.

      FC: por supuesto que la definición de Eternidad es parte de la Filosofía de la Naturaleza, y ésta no necesita de tu pedante autorización para ser verdadera.Te lees y escuchas ridículo “dejando pasar” por tu “graciosa majestad” una definición de Filosofía.

      FC: por fin… ¿sí o no?… para poder corregir al prójimo tenemos que juzgar su proceder, si no ¿cómo lo hacemos?.

      JUZGAR EL PROCEDER…NO LA PERSONA. JUZGAR EL PROCEDER…NO LAPIDAR AL PRÓJIMO. JUZGAR EL PROCEDER…NO INJURIAR.

      FC: todos los hombres somos mensos, pero no cabe duda que hay unos más que otros. Según tu amarillenta gramática… acaso ¿es diferente juzgar a un hombre que juzgar sus actos?…

      ¿CÓMO LO HACEMOS? COMO CRISTO LO HACE. CON AMOR. TODO LO QUE VA EN CONTRA DE ESTO DESTRUYE, DIVIDE, SEPARA, MATA.

      FC: si te hacemos caso y lo hacemos como Cristo, entonces tendríamos que condenar a los malos, tal y como Él lo hace…. Pero como no somos Cristo, sino unos pobres pecadores, entonces solamente podemos juzgar sus errores y advertirlos a los que no saben, pero sin sentenciar al infierno, ni al Cielo, eso solamente lo puede hacer la Iglesia.

      FC: Dios maldice a los pecadores obstinados, lo dicen las Escrituras, te guste o no.

      PERO NOSOTROS NO PODEMOS, PORQUE NO SABEMOS NADA ACERCA DE SU OBSTINACIÓN, NO CONOCEMOS LO PROFUNDO DE SUS CORAZONES.

      FC: la obstinación muchas veces es pública, notoria y escandalosa. No la ve quien no quiere. Y si son malditos de Dios, la Iglesia así lo reconoce.

      FC: no malentiendas y no prevariques…

      NO ENTIENDO MAL Y NO PREVARICO, EN TODO CASO LLAMO A LA REFLEXIÓN, POR ESO HE USADO UNA CONDICIONAL “…SI UD. CREE…”

      FC: no por negar algo verdadero, deja de ser cierto.

      • Pedro permalink
        septiembre 24, 2014 9:25 am

        FC: Pedro.

        A partir de hoy vamos a editar tus comentarios para eliminar tus referencias personales, pues has trocado la controversia al hámbito de la necedad.

        FC: lo afirmamos y confirmamos porque desde un principio dijiste muy claro que ningún hombre tiene derecho a juzgar a otro; y nosotros dijimos que sí, incluso a sentenciar, como de hecho sucede en el ámbito del confesionario.

        TE LO VUELVO A DECIR ESTO NO ES UN CONFESIONARIO. POR TANTO (editado…).

        FC: siempre hemos dicho que el juicio no debe ser temerario, es decir, sin razón ni hechos de por medio.

        TAMBIEN UN JUICIO ES TEMERARIO CUANDO DESCONOCE EL ORIGEN DE LO QUE JUZGA.

        FC: precisamente es lo que acabamos de señalar. Pero si el juicio no es temerario es bueno.

        (editado)

        FC: como operación echa por tierra tus falsos argumentos de que los hombres no debemos juzgar las obras de otros.

        (editado)

        FC: todos los hombres somos mensos, pero no cabe duda que hay unos más que otros. Según tu amarillenta gramática… acaso ¿es diferente juzgar a un hombre que juzgar sus actos?…

        OTRO DE TUS CLÁSICOS…FALTAN ARGUMENTOS ENTONCES ACUDAMOS A LA IRRESPETUOSIDAD…SÍ. ES DIFERENTE, PORQUE CAMBIA EL SUJETO…¿NECESITAS OTRA ACLARACIÓN?

        FC: gracias, nos queda claro que, según tú, los actos del hombre están separados del sujeto que los realiza. Como quien dice; así un asesino puede decir “yo no fui, el arma se disparó sola”.

        FC: si te hacemos caso y lo hacemos como Cristo, entonces tendríamos que condenar a los malos, tal y como Él lo hace….

        “…EL HIJO DEL HOMBRE HA VENIDO A BUSCAR Y SALVAR LO QUE ESTABA PERDIDO…” LC.19:10

        FC: citamos al Magisterio de la Iglesia:

        BENEDICTO XII (D 530s): “Por esta constitución que ha de valer para siempre por autoridad apostólica definimos que, según la común ordenación de Dios, las almas de todos los santos…, en los que no había nada que purgar al salir de este mundo, ni habrá cuando salgan igualmente en lo futuro, o si entonces lo hubo habrá luego algo purgable en ellos, cuando después de su muerte se hubieron purgado…, inmediatamente después de su muerte o de la dicha purgación… aún antes… del juicio universal, después de la ascensión del Salvador Señor Nuestro Jesucristo…, estuvieron, están y estarán en el cielo… y vieron y ven la divina esencia con visión intuitiva y también cara a cara… definimos además, que según la común ordenación de Dios, las almas de los que salen del mundo con pecado mortal actual, inmediatamente después de su muerte bajan al infierno donde son atormentados con penas infernales…”

        Prácticamente lo mismo enseñan el Concilio II de Lyon (D 464), el Concilio Florentino (D 693, 696). Y de modo semejante se expresan el Concilio I de Lión (D 457), Juan XXII (D 493 a), Clemente VI (D 570s).

        El Concilio Tridentino (984) llama santos “a los que reinan juntamente con Cristo”, “a los que gozan en el cielo de la eterna felicidad”.

        Las canonizaciones de los santos testifican esta misma fe.

        Pío XII: “Solamente a Dios concierne el juicio verdadero acerca del estado moral de cada hombre y el decreto acerca del destino definitivo de éste. Dios mismo emite el juicio, según se encuentra el hombre en el momento en el que le llama a la eternidad…

        Ninguna sentencia humana decide en último término y definitivamente el destino de ningún hombre, sino solamente el juicio de Dios, bien en cuanto a cada una de las acciones del hombre bien por lo que se refiere a toda la vida de éste. Por tanto cuando se engañan los jueces humanos, el Juez Supremo hará justicia, inmediatamente después de la muerte, en el juicio definitivo acerca de la vida entera de cada hombre, y después, más tarde y de modo más pleno en presencia de todos, en el juicio universal” (cf. n.8).”

        Pero como no somos Cristo, sino unos pobres pecadores, entonces solamente podemos juzgar sus errores y advertirlos a los que no saben

        ¿ASI QUE LA RAZÓN QUE TE ELEVA A JUEZ ES EL SER PECADOR, POBRE PECADOR?…NO HERMANO

        Lc.6: 35 Más bien, amad a vuestros enemigos; haced el
        bien, y prestad sin esperar nada a cambio; y
        vuestra recompensa será grande, y seréis hijos del
        Altísimo, porque él es bueno con los ingratos y
        los perversos.
        36 «Sed compasivos, como vuestro Padre es
        compasivo.
        37 No juzguéis y no seréis juzgados, no condenéis y
        no seréis condenados; perdonad y seréis
        perdonados.
        38 Dad y se os dará; una medida buena, apretada,
        remecida, rebosante pondrán en el halda de
        vuestros vestidos. Porque con la medida con que
        midáis se os medirá.»
        39 Les añadió una parábola: «¿Podrá un ciego guiar
        a otro ciego? ¿No caerán los dos en el hoyo?…

        SED COMPASIVOS. LA COMPASION, CON-PASION, PADECER CON.

        JUZGAR ES TENERME COMO DISTINTO AL OTRO, ES TENERME COMO NO PADECIENDO LA MISMA CONDICIÓN QUE EL OTRO… PERO EL PECADO ME HERMANA CON EL OTRO, POR ESO NO DEBO JUZGAR. Y ESTE RECONOCER MI CONDICIÓN PECADORA, COMO LA DE MI HERMANO NO PUEDE EMPUJARME A OTRA COSA QUE A EJERCER LA VIRTUD DE LA PRUDENCIA, PORQUE AL MIRAR QUE COMPARTO AQUELLO QUE ES MALO A LOS OJOS DE DIOS, Y SI VOY A PEDIRLE PERDÓN Y ESPERAR QUE ME PERDONE, NO PUEDO SER TAN INGRATO DE JUZGAR A MI PRÓJIMO.

        Y NO NOS QUEDEMOS EN LA COMODIDAD DE “…pero como no somos Cristo…”, QUE ESTAMOS LLAMADOS A IMITARLO EN TODO Y A DECIR CON SAN PABLO “…NO SOY YO, ES CRISTO QUIEN VIVE EN MI…”

        FC: Dios nos manda ser compasivos en nuestros juicios.

      • septiembre 24, 2014 11:30 am

        Si la verdad fuera como Pedro pretende, entonces no tendría razón de ser esa advertencia que hizo Nuestro Señor Jesucristo: “por sus obras los conoceréis”, ¿Qué caso tendría advertirnos de los lobos con piel de oveja y decirnos que debemos estar atentos si por otra parte nos pide que no los jusguemos? La respuesta es que una cosa es juzgar al prójimo cuando comete una falta y otra cosa es desenmascarar a los enemigos de la fe, con base en sus obras.
        Pondré un ejemplo, recuerdo haber leído sobre un monje que comía mucho, comía hasta tres porciones de comida, y uno de sus compañeros en su interior juzgaba a ese monje por no mortificar su apetito, al grado que en una ocasión explotó y le dijo a su compañero que debía comer menos, porque estaba cerca de caer en la gula, aquel monje le contestó que él se mortificaba todos los días, pues por su constitución (era muy alto y corpulento) en realidad precisaba de comer más, hasta cuatro o cinco porciones de comida; el monje que lo juzgó inmediatamente hizo penitencia. Ese tipo de juicios son los que Dios nos prohíbe; toda vez que no sabemos qué es lo que sucede en el interior de las demás personas, no sabemos cuál es la razón para que realicen una acción que nosotros pudiéramos interpretar como un pecado personal. Así yo no puedo tachar a otro de pecador porque lo vea comer mucho o porque lo vea hablar con una mujer que no es su esposa, o porque lo vea adquirir bienes terrenales, o incluso si lo veo beber alcohol, etcétera.
        Es muy distinto el caso del hereje que desde el interior de la Iglesia trata de difundir sus herejías. Pongamos por ejemplo a Arrio; ¿Qué hubiera pasado si San Atanasio, por no querer juzgar a Arrio, no hubiera hablado de la perversión de la doctrina arriana? Es obvio que San Atanasio debía exponer las malas obras de Arrio.

      • septiembre 24, 2014 12:14 pm

        Carolius.

        Buen ejemplo el que haz ofrecido. Pero se debe clarificar bien a cuál juicio se refiere Nuestro Señor.

        Él no nos dice que siempre es pecado juzgar al prójimo, pero sí nos enseña que nuestros juicios no deben ser temerarios.

        Es pecado creer firmemente que el prójimo realizó tal o cual falta o error, sin tener certeza de ello. Y pecamos gravemente si además lo acusamos en público bajo esas condiciones.

        También es ilícito acusar a alguien de sus pecados ocultos, por ejemplo delatar escandalosamente al cónyuge infiel, al drogadicto, al que come o bebe demasiado.

        Pero el hereje escandaloso, el prevaricador, el cismático y el apóstata público, son pecados graves que deben ser combatidos abiertamente, sin excusas.

        Es cierto que la denuncia de los herejes atrae el escándalo. Y el escándalo no es pecado en ese caso, por eso decía San Gregorio Magno, Papa: «Si por causa de la verdad hay escándalo, es preferible que haya escándalo a que sufra la verdad.»

        Unidad en la Verdad

      • septiembre 24, 2014 1:34 pm

        Cierto Redacción, gracias por la corrección.

  10. Pedro permalink
    septiembre 24, 2014 3:37 pm

    Más allá de que me edites voy a seguir respondiendote.
    No he hecho referencias personales. Te he contestado en el mismo tono que tú lo haces. Si por ello vas a editarme, tambien edítate tú.

    FC: precisamente es lo que acabamos de señalar. Pero si el juicio no es temerario es bueno.

    Desde el momento que no conoces el corazón del hombre que obra, tu juicio se vuelve temerario.

    FC: gracias, nos queda claro que, según tú, los actos del hombre están separados del sujeto que los realiza. Como quien dice; así un asesino puede decir “yo no fui, el arma se disparó sola”.

    No. No están separados, pero son dos distintos. Uno es el sujeto y otra es la obra del sujeto.

    Pío XII: “Solamente a Dios concierne el juicio verdadero acerca del estado moral de cada hombre y el decreto acerca del destino definitivo de éste. Dios mismo emite el juicio, según se encuentra el hombre en el momento en el que le llama a la eternidad…

    Ninguna sentencia humana decide en último término y definitivamente el destino de ningún hombre, sino solamente el juicio de Dios, bien en cuanto a cada una de las acciones del hombre bien por lo que se refiere a toda la vida de éste.

    Ya no te lo digo yo, tú mismo citas a Pio XII.
    Por tanto no te concierne a tí hacer juicios acerca del estado moral de las personas.

    Carolius: Pongamos por ejemplo a Arrio; ¿Qué hubiera pasado si San Atanasio, por no querer juzgar a Arrio, no hubiera hablado de la perversión de la doctrina arriana? Es obvio que San Atanasio debía exponer las malas obras de Arrio.

    En todo caso S. Atanasio juzgó la doctrina, no la persona de Arrio.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: