Skip to content

Los errores de un autodenominado “antisedevacantista” (segunda parte)

noviembre 17, 2013
Wojtyla besando el herético Corán.

Wojtyla besando el herético Corán.

“ANTISEDEVACANTISTA”:

“Yo, por ejemplo, creo que cuando Juan Pablo II convocó a los representantes de las falsas religiones en Asís en 1986, lo hizo con el sincero deseo de fomentar la paz en el mundo.”

Foro Católico recibió hace un par de semanas un mensaje que a continuación se publica y comenta, aprovechando la oportunidad que brinda el autor para precisar la verdad acerca de los actuales hechos en la Iglesia Militante.

El autor solamente se autonombró “antisedevacantista” y de que es un hecho que él llamará siempre “sedevacantistas” a los católicos de verdad que reconozcan en los últimos ocupantes de la sede de Pedro a agentes de la Sinagoga de Satanás.

En la primera parte se han señalado los diferentes errores que presenta el “antisedevacantista” en una visión ajena y contradictoria a las enseñanzas de la Iglesia, con el fin aparente de etiquetar como “sedevacantistas” a quienes se oponen y combaten a los enemigos de la Iglesia infiltrados en su seno.

“Antisedevacantista” (AS): Además de la imposibilidad de los súbditos de formalmente juzgar a su superior, los Papas posconciliares no son culpables de rechazar explícitamente cualquier doctrina infalible de la Iglesia. Pongamos un ejemplo. Cuando Benedicto XVI decía que los judíos de hoy en día son nuestros “hermanos mayores en la fe”, es indudable que sembraba confusión entre los católicos. Esta frase desafortunada sugiere que la Antigua Alianza sigue vigente, y que los hombres se pueden salvar sin necesidad del bautismo, algo que contradice las palabras del Señor; “el que no nace de nuevo del agua y del Espíritu no puede entrar en el Reino de Dios“. (Juan 3:5) Además, contradice varios concilios ecuménicos que enseñan infaliblemente que “fuera de la Iglesia no hay salvación”. Sin embargo, hay que notar que S.S. Benedicto XVI nunca dijo algo por el estilo, “lo que enseñó el Concilio de Florencia sobre la imposibilidad de salvarse fuera de la Iglesia es falso”. Nunca dijo algo tan descarado como, “la Iglesia Católica siempre ha llamado a los judíos a la conversión, mas yo digo que no necesitan convertirse.”[1] Eso sería equivalente a auto-declararse un hereje, porque sería oponerse explícitamente a la enseñanza infalible de la Iglesia.

FC: A los antipapas no solo se les puede, sino que se les debe juzgar. Pero los papas no pueden ser juzgados en su supremo magisterio como papas; ni por sus súbditos, ni por sus pares. “La primera sede por nadie puede ser juzgada”, define el Código de Derecho Canónico en base al Derecho Divino (1). Por eso, en la historia de la Iglesia, ningún Papa ha sido juzgado como tal, por ningún otro Papa o Concilio. Se les ha juzgado todo el tiempo en el santo  tribunal de la Penitencia al confesarse, por que son pecadores, y en alguna ocasión como sacerdotes y como doctores privados en los concilios, pero como hombres, no como Papas.

San Pablo ( en Hechos) reconvino a San Pedro como doctor privado, pero no en el uso de su suprema autoridad apostólica, como Papa.

Otro error muy común entre los lefebvrianos es el de relativizar la herejía, como hace en su escrito el “antisedevacantista”. Cuando un supuesto cristiano afirma que la Ley muerta de Moisés aún está vigente, propaga la herejía llamada “judaizante” que propugnaba el hebreo Lacunza, y muchos otros cabalsitas pasados y presentes, en sus escritos. Así que en la afirmación de que los judíos cabalistas,enemigos de Cristo, son nuestros hermanos en la Fe, y además “mayores” no es otra cosa que una grosera, blasfema y escandalosa prevaricación y HEREJÍA.

Y no es necesario que un hereje se autodeclare “hereje”  para que lo sea.  Esa absurda observación del “antisedevacantista” demuestra la contorsión intelectual que los herederos de Lefebvre realizan para tratar de dejar salvos a los usurpadores, cuando la Iglesia claramente los señala como lo que son, como renegados de la Fe Cristiana.

AS: Eso es lo que hicieron los herejes de antaño, por lo que era más fácil identificarlos como tales. Lutero, el arquetipo de hereje, decía; “la Iglesia Católica siempre ha dicho X, y yo digo Y”, oponiéndose abiertamente al Magisterio de la Iglesia. Los modernistas operan de otro modo. Como explicó San Pío X en su encíclica contra el modernismo, Pascendi [2], los modernistas dicen una cosa ortodoxa y luego otra heterodoxa, huyen de las definiciones teológicos, juegan con la ambigüedad. Por eso precisamente son tan peligrosos, porque son camaleónicos, camuflan sus errores entre doctrina recta y palabras que suenan católicas.

FC: Contrariamente a los que afirma”antisedevacantista”, los herejes de antaño son lo mismo, muy semejantes a los actuales. Uno de los primeros y más peligrosos herejes fue el hebreo Arrio, cuya fórmula del Credo es hoy en día tan aceptada y difundida por la Neo Iglesia Conciliar, usaba una fórmula tan parecida a la católica, que la mayoría de la Cristiandad cayeron en la trampa y la aceptaron por un tiempo, con el apoyo de obispos y emperadores. Y el arrianismo es solamente uno de los cientos de herejías que acompañan a los recientes usurpadores en su liturgia, su catecismo, su derecho canónico y su magisterio.

¿Cómo podría el “antisedevacantista” exonerar de herejía formal a alguien que conoce plenamente la historia y la condena que pesa contra el arrianismo?. No hay forma de exculparlos, pero los lefebvrianos se hacen los denentendidos de esta realidad.

Además, para nadie es un secreto la unión doctrinal que propugnan los usurpadores de este siglo con el propio Lutero. ¿Acaso no ha visto el “antisedevacantista” las imágenes de sus amados “pontífices” hincados en las iglesias luteranas y rezando ante la tumba de Lutero.

AS: Es por esta razón que aún podemos dudar de hasta qué punto los Papas posconciliares son conscientes de que sus opiniones teológicas contradicen el Magisterio de la Iglesia. Podemos tener serias dudas acerca de sus buenas intenciones, pero como no tenemos ninguna autoridad para juzgarlos debemos abstenernos de condenarlos como herejes. Yo, por ejemplo, creo que cuando Juan Pablo II convocó a los representantes de las falsas religiones en Asís en 1986, lo hizo con el sincero deseo de fomentar la paz en el mundo. Todos conocemos el dicho; “el camino hacía el Infierno está cubierto de buenas intenciones”. Es posible pensar que, debido a una defectuosa formación filosófica (Wojtyla, mucho antes de ser Papa era un fenomenólogo convencido), no era capaz de distinguir entre la esencia y la percepción de las cosas, un error en que un tomista jamás cometería.

¡Las cosas que hay que leer de los lefebvrianos!… y del “antisedevacantista” en particular:

“Yo, por ejemplo, creo que cuando Juan Pablo II convocó a los representantes de las falsas religiones en Asís en 1986, lo hizo con el sincero deseo de fomentar la paz en el mundo.”

Aquí caben bien tres preguntas para hacer al “antisedevacantista”, nada más porque nos hace el favor de servirnos de (mal) ejemplo:

1. ¿De verdad cree que Juan Pablo II, uno de los hombres más inteligentes y preparados de su época, no distingue lo que todos distinguimos?

2. ¿Acaso el “antisedevacantista” no recuerda que la fenomenología que atriubye a Wojtyla es una doctrina condenada por sus múltiples herejías y que sostenerlas convierte en hereje al usurpador Wojtyla Katz, aún antes de Asís?.

3. ¿Pretende de verdad el “antisedevacantista” que nos traguemos ese transatlántico y que veamos al hereje Woojtyla menos hereje  que al Mago, a Arrio, Sergio, Lutero, Nestorio, los Albigenses,los Iconoclastas,los jadaizantes, los Nihilistas, los Véteros y los modernistas y los lefevrianos juntos?

A estas preguntas necesarias, el mismo “antisedevacantista” nos contesta contradiciéndose y pasa del típico fariseísmo  “yo no juzgo a nadie” a Juan Pablo II como un escandaloso pecador :

AS: Objetivamente cualquier católico que conozca mínimamente su fe sabe que lo que hizo Juan Pablo II en Asís fue un pecado público contra el Primer Mandamiento, y por tanto es nuestro deber denunciar el escándalo, y hacer reparación por la ofensa causada a Dios. Sin embargo, nadie puede juzgar si subjetivamente era consciente de la ruptura con la Tradición que supuso su gesto.

FC: Pero en todo caso el “antisedevacantista” omite llamar al pecado de Wojtyla por sus nombres por el episodio de Asís: Apostasía, Escándalo y Herejía.

AS: Tampoco podemos saber si lo hizo motivado por odio a Jesucristo o por un sentimiento de falsa caridad hacia los infieles.

Wojtyla Katz aceptó usar gorro de hechicero, pero rechazó la tiara papal

Wojtyla Katz aceptó usar gorro de hechicero, pero rechazó la tiara papal

FC:  Jesucristo claramente nos previene: “por sus frutos los conoceréis… árbol bueno no da mal fruto”

Hay un artículo del Padre Dominique Boulet, FSSPX, que trata con mucha claridad (y mucha más erudición de la que yo soy capaz) el tema del sedevacantismo. Respecto a la imprudencia de juzgar a un Papa escribe lo siguiente: ¿Cómo es posible que algunos sujetos pretendan demostrar con certeza moral que el Papa, en su corazón, esto es, en su interior, realmente espera y desea causar y traer un gran mal sobre sus súbditos y que es debido a su maldad que promulga leyes malvadas? No es posible. Como típico liberal, Juan Pablo II está esparciendo declaraciones y concesiones ambiguas con el fin de complacer al mundo. Podría suceder que él realice declaraciones heréticas sin incluso darse cuenta de ello, y así, no podría acusársele de herejía formal.

FC: tenía que ser lefebvriano, nos piden que dudemos hasta de lo que vemos, “no vaya a ser que aunque tenga cuernos, patas, cola y cencerro… y coma pasto, vaya a ser un pez”. Y ésto a pesar de que el propio Lefebvre siempre los acusó de “anticristos”, apóstatas y herejes…

Por lo tanto, mientras no exista una prueba irrefutable, es más prudente abstenerse de juzgar. Esta fue la prudente línea de conducta del Arzobispo Lefebvre. Hay una objeción a la tercera premisa del argumento de los sedevacantistas.

FC: miente el “antisedevacantista”, hasta Lefebvre los acusó de todo, menos de “bonitos”… hasta bautizó al Vaticano como la Logia Vaticana. Y las pruebas de las herejías , formales, desde el púlpito alos escrito, de Roncalli hasta Bergoglio, no solamente existen, sino que abundan.

Es una opinión controvertida afirmar que alguien que está fuera de la Iglesia no puede mantener un cargo en la Iglesia, lo que en términos técnicos se llama tener jurisdicción eclesiástica.

FC: ¿Controvertida?, no para un católico el Canon 188.4 los prescribe claramente:

“Por defección púbica de la Fe Católica los clérigos renuncian tácitamente a todo oficio, el cual cvacante en el acto (ipso facto), sin necesidad de declaración alguna.

Can. 188. Ob tacitam renuntiationem ab ipso iure admissam quaelibet officia vacant ipso facto et sine ulla declaratione, si clericus a fide catholica publice defecerit.

AS:  Es verdad que hay una incompatibilidad de raíz, pero esa incompatibilidad no es absoluta. Así lo explica el P. Boulet: De la misma manera que una planta puede todavía permanecer verde por mucho tiempo después de habérsele cortado la raíz, así, la jurisdicción podría mantenérsele, de forma precaria, sin embargo, incluso después de que el clérigo haya caído en herejía. Si un obispo hereje no pierde su poder jurisdiccional mientras su superior no le destituye, ¿por qué no puede mantener su poder jurisdiccional un Papa hereje?

FC: la alegoría de la planta inventada por el lefebvriano Boulet es absurda y contra el sentido doctrinal. La planta al ser separada del árbol, YA NO FORMA PARTE DE ÉSTE Y NO PUEE SER MIEMBRO, MENOS CABEZA DEL MISMO, auqnue permaneza un tiempo “verde”.

Nadie, en su sano juicio,  considera a la rama cortada como parte integrante del árbol.

Además, es falso que un obispo hereje no pierde su poder jurisdiccional, igual que es falso que pueda haber un Papa hereje, ya que la herejía papal que tanto pregonan los lefebvrianos, es contraria al dogma de la Infailibilidad Papal.

AS: Para el bien de la Iglesia Universal es necesario tener una cabeza visible, porque es una de las marcas esenciales de la Iglesia (¿Se trae el candil para meterlo debajo del celemín? Marcos 4:21),

FC: La cabeza de la Iglesia Católica es Cristo, el Papa es su Vicario en la Tierra. Por ello, aunque la Iglesia dure cierto tiempo sin Papa (periodo de interregno) la Iglesia no desaparece. Además la exitstencia de reales sedes vacantes es un hecho ordinario en la Iglesia, que ha vivido esta situación en 260 ocasiones, cada vez que fallece un Papa y hasta que no es elegido el nuevo, periodo que hasta antes del misterio de la Iniquidad se habían prolongado hasta por tres años, y la Iglesia no desapareció, ni deseaparecerá aunque un iterregno durase 100 años.

AS: y por lo tanto podemos concebir que Cristo permite a veces que Su Vicario caiga en herejía, sin perder su jurisdicción. Esta opinión es apoyada por un teólogo de la talla de Garrigou-Lagrange, quien hace referencia al episodio en el libro de los Números (capítulo XXII:28-30), cuando Dios habla por la boca del asno de Balam.

FC: esas absurdas “opiniones” nada tienen qué ver con el asno de Balam, son aberraciones de lefebvrianos como el hebreo hereje Álvaro Calderón Robelo, quien se inventó que han existido diversos Papas herejes, contrariando la historia de la Iglesia, la verdad dogmática, en especial el dogma de la Infalibilidad de los Papas.

AS: Si se puede demostrar que a lo largo de la Historia de la Iglesia han habido Papas herejes, todos los argumentos de los sedevacantistas caen por sí solos. Una referencia interesante es esta declaración de Adriano VI (siglo XVI): En verdad, muchos Romanos pontífices fueron herejes, el último de ellos fue el Papa Juan XXII Se sabe que Pío IX tampoco albergaba dudas de que un Papa pudiera en teoría ser hereje, ya que en una carta escribió la siguiente frase: “si un Papa en el futuro enseña algo contrario a la fe católica, no lo sigan”. Al caso de Juan XXII podemos sumar el nombre de Honorio I, condenado por herejía en el Tercer Concilio de Constantinopla (680) por su apoyo al monotelismo.

FC: en la ya conocida insidia de los lefebvrianos, sueltan la hipótesis en forma maliciosa y luego pretenden “demostrarla” a través de citas mutiladas, donde no se afirma lo que ellos dicen que sí.

El “antisedevacantista” asegura por sus pistolas que Pío IX tampoco albergaba dudas sobre que un papa “puddiera ser en teoría hereje”.  Pero omite o mutila que fue el Propio Pío IX quien sentencia la imposibilidad de que un papa sea hereje en la célebre constitución dogmática “Pastor Aeternus” sobre la Infalibilidad Papal.

¿Por qué habría de formular un dogma de Fe de algo contrario a lo que él mismo sostenía?

AS: Sobre el asunto del sedevacantismo recomiendo encarecidamente una conferencia del Padre Gregory Hesse (FC: hebreo lefebrviano). En esta conferencia habla de la raíz del problema, el sufrimiento de la Iglesia. Muchos católicos piadosos que contemplan con horror los sacrilegios, la dejación de los pastores, y la sistemática demolición de la fe desde el Concilio Vaticano II, exclaman: “¿cómo es posible que esto ocurra en la Iglesia que Cristo fundó?” Como no pueden reconciliar la fe católica con los terribles sufrimientos y humillaciones actuales de la Iglesia, concluyen que la que ven no es la verdadera Iglesia. Esto es lo que dijo también Mons. Lefebvre en una homilía de 1982; el problema hoy en día para los católicos es asimilar el sufrimiento de la Iglesia, que en el fondo está asociado a los sufrimientos de Cristo.

Si meditamos sobre la Pasión de Nuestro Señor estaremos mejor preparados para afrontar los sufrimientos de Su Iglesia, y nos evitará caer en el sedevacantismo. Parafraseando al P. Hesse, históricamente muchas herejías han surgido por no entender el sufrimiento de Cristo. Primero, los arrianos decían que no era posible que Dios padeciera como padeció Cristo en la Cruz, por lo que Cristo no era realmente Dios. Luego los maniqueos decían algo similar, pero llegaron a la conclusión inversa; Cristo era Dios pero no realmente humano, sino tan sólo de apariencia humana. Hoy en día existen las mismas dos corrientes frente a la crisis en la Iglesia; ambas dicen que es imposible que la auténtica Iglesia de Cristo sufra como sufre hoy.

FC: es absurdo y una verdadera ignominia que el “antisedevacantista” quiera justificar a los herejes por la “obligación de los fieles” a sufir como sufrió Cristo. Es como afirmar que es necesario el mal y es necesario el pecado para que haya santos, como si el origen del bien fuera el mal.

AS: Por un lado los sedevacantistas dicen que el Papa no es realmente el Papa, porque al ver sólo el lado humano y pecador de la Iglesia, capaz de los peores crímenes, blasfemias y corrupciones, pierden de vista el lado divino de la Iglesia. Es como decir que un hombre que sufrió así en una cruz no puede ser verdadero Dios. Por otro lado están los neo-católicos que cierran los ojos y hasta son capaces de negar la existencia misma de la crisis.

FC: como es costumbre de los agentes de la FSSPX, pretenden que es lo mismo los pecados personales de un antipapa que su prevaricación y herejía, al igual que las de cualquier cristiano o pagano. 

AS: Ellos creen no solamente en un super-dogma de la infalibilidad papal, elevada hasta el absurdo de que absolutamente todo lo que dice el Papa es Revelación Divina, sino en la impecabilidad papal, la creencia ridícula de que el Papa reinante es necesariamente un santo y por encima de cualquier crítica. Los neo-católicos dicen que el Papa es siempre infalible y impecable, porque al ver sólo el lado divino de la Iglesia, se olvidan de su lado humano. Es como decir que un Dios que sufrió así en una cruz no puede ser verdadero hombre.

FC: es revelador que el “antisedevacantista” llama a los herejes y sus pastores “neo católicos”, muy en la consonancia “ecuménica” de Asís.

También muestra el rechazo a la infalibilidad papal, la cual relativiza, al igual que el hebreo infiltrado Jacob Von Schwarzenberg, líder del tradicionalismo anti papal (“Veterocatólicos”) que dio origen a la escuela de Le Floch-Billot de la cual provenen los lefebvrianos.

Yo, por ejemplo, creo que cuando Juan Pablo II convocó a los representantes de las falsas religiones en Asís en 1986, lo hizo con el sincero deseo de fomentar la paz en el mundo.

Anuncios
18 comentarios leave one →
  1. Elías permalink
    noviembre 17, 2013 5:00 pm

    Interesante es observar que cualquiera que no comulgue con las ideas sedevacantistas es llamado infiltrado, hebreo, hebraista, fariseo y demás. He descubierto que cualquiera que ostente un apellido poco común, o aún de origen hebreo, sea condenado ipso facto, como si fueran pocas las conversiones que haya habido hacia el catolicismo o como si en la misericorida de Dios no se pudiesen llevar a cabo milagros.+

    FC: Elías, nada de eso; también señalamos a quienes sin ser hebreos cabalistas les hacen el juego. Y siempre es de llamar la atención la estadísticamente improbable concentración de descendientes de neo conversos en las huestes lefebvrianas, y simpre tratando de angatuzar a los “perplejos”. AHí tienes a los Schmidbergers, Calderones, a los Abrahamowicz, a los Pfeifer, Grossso, Chazal, Hewko, Cardozo, Ruiz-Wiseman, Tritek… ¿No te parece demasiada coincidencia?.

    De los verdaderos hebreos conversos al cristianismo, damos gracias a Dios, y se les reconoce porque lo primero que hacen es decir la verdad de la Sinagoga, no tratar de acarrear más almas al despeñadero. Lamentablemente son muy pocos y ojalá fueran muchos.

    El punto nodal de las discusiones con el sedevacantismo es que basan todo en juzgar lo que ellos no pueden juzgar y de esa manera atentan terriblemente contra el octavo mandamiento que, recuerdo, es NO LEVANTAR FALSO TESTIMONIO NI MENTIR. Y aunque algunas afirmaciones suenan como verdades en un principio, se sustentan sobre calumnias o torcidas interpretaciones.

    FC: en esa falsa piedad en favor de los herejes, es en la que fudan su complicidad los lefebvrianos. Los católicos no juzgamos a los enemigos de Cristo, simplemente los combatimos y los denunciamos sin contemporizar con la mentira, como es nuestra obligación.

    Son Cristo y la Iglesia quienes ya los han juzgado a través de encíclicas, cartas apostólicas, bulas y cuanto recursos han tenido para poner sobre aviso a los fieles cristianos sobre lo que estábamos por vivir.

    No hace falta refutarte, el católico que lea la Cum ex apostolatus officio, la Quo Primum Tempore, la Inter Multiplices, la Pastor Aeternus, la Syllabus, la Quanta Cura, la Humanum Genum, la Pascedi, etcétera; no sólo encontrará las razones para combatir a los enemigos de la Fe, sino la obligación de hacerlo en todo tiempo y la exhortación de los papas para denunciar a los impostores y a sus cómplices.

    Basta recordarles hacerse el siguiente autoexamen:

    1. Has difamado o ridiculizado al prójimo?
    2. Has exagerado los defectos ajenos?
    3. Has traido cuentos o chismes de unos a otros?
    4. HAS JUZGADO MAL DEL PRÓJIMO SIN SUFICIENTE MOTIVO?
    5. HAS MURMURADO? de cosas de importancia? TAMBIÉN DE DIGNIDADES ECLESIÁSTICAS, AUTORIDADES POLÍTICAS, ETC.? (Sí, murmurar es el deporte favorito de este foro, no sabiendo las consecuencias que tendrá en la eternidad).
    6. Has defendido la fama del prójimo?

    FC: Elías, te agradecemos ese provechoso examen de conciencia. ¿Lo has hecho tú, o hipócritamente nos señalas con él?

    Te fijaste en la pregunta ¿has juzgado a tu prójimo SIN SUFICIENTE MOTIVO?

    Si aceptas que se le puede juzgar con SUFICIENTE MOTIVO, ¿no decías acaso que NUNCA se debe juzgar al prójimo?. Lo que publicas te contradice.

    Por eso te volvemos a decir que los católicos debemos juzgar con SUFICIENTE MOTIVO, no con ligereza, para eso Dios nos da el entendimiento. Y Dios nos manda apegarnos a su Justicia. Y si alguien es hereje, llamarlo por su nombre; pero si alguien no lo es, también reconocerlo.

    Y en este Foro no se murmuran “cosas sin importancia” como establece ese buen examen de conciencia; precisamente denunciamos cosas de EXTREMA GRAVEDAD. Que tú quieras que parezcan cosas sin importancia, es otro asunto…

    Y baste recordar que en el prójimo están incluidos todos, incluyendo al Papa y toda la jerarquía eclesiástica. Es verdad que hoy llegan desconcertantes mensajes desde el Vaticano, pero nada permite el ejercicio del juicio hacia nadie. Practiquemos la oración con fuerza y constancia, ésta será el arma más eficaz contra el liberalismo y todas sus derivaciones y dejemos a Dios que resuelva la crisis actual de la Iglesia sin poner en peligro nuestra salvación al ejercitar con ligereza el juicio hacia el prójimo.

    FC: también te agradecemos por esta involuntaria muestra de fariseísmo, gracias a ti podemos ejemplificar con más claridad el peligro de los contemporizadores, quienes nos dicen “calla, cierra los ojos y los oídos”… mientras el Papa San Félix III sentencia: “CUANDO EL ERROR NO ES COMBATIDO, TERMINA SIENDO ACEPTADO; CUANDO LA VERDAD NO ES DEFENDIDA, TERMINA SIENDO OPRIMIDA”.

    Y según tú los clérigos tampoco pueden hacer nada, pero lee el siguiente mandato del Papa Pío IX en Qui Pluribus:

    “Sabemos, Venerables Hermanos, que en los tiempos calamitosos que vivimos, hombres unidos en perversa sociedad e imbuidos de malsana doctrina, cerrando sus oídos a la verdad, han desencadenado una guerra cruel y temible contra todo lo católico, han esparcido y diseminado entre el pueblo toda clase de errores, brotado s de la falsía y de las tinieblas. Nos horroriza y nos duele en el alma considerar los monstruosos errores y los artificios varios que inventan para dañar; las insidias y maquinaciones con que estos enemigos de la luz, estos artífices astutos de la mentira se empeñan en apagar toda piedad, justicia y honestidad; en corromper las costumbres; en conculcar los derechos divinos y humanos, en perturbar la Religión católica y la sociedad civil, hasta, si pudieran arrancarlos de raíz…

    Esforzaos, pues, en defender y conservar con diligencia pastoral esa fe, y no dejéis de instruir en ella a todos, de confirmar a los dudosos, rebatir a los que contradicen; robustecer a los enfermos en la fe, no disimulando nunca nada ni permitiendo que se viole en lo más mínimo la puridad de esa misma fe. Con no menor firmeza fomentad en todos la unión con la Iglesia Católica, fuera de la cual no hay salvación, y la obediencia a la Cátedra de Pedro sobre la cual, como sobre firmísimo fundamento, se basa la mole de nuestra Religión. Con igual constancia procurad guardar las leyes santísimas de la Iglesia, con las cuales florecen y tienen vida la virtud, la piedad y la Religión. Y como es gran piedad exponer a la luz del día los escondrijos de los impíos y vencer en ellos al mismo diablo a quien sirven[21], os rogamos que con todo empeño pongáis de manifiesto sus insidias, errores, engaños, maquinaciones, ante el pueblo fiel, le impidáis leer libros perniciosos, y le exhortéis con asiduidad a que, huyendo de la compañía de los impíos y sus sectas como de la vista de la serpiente, evite con sumo cuidado todo aquello que vaya contra la fe, la Religión, y la integridad de costumbres.

    Mención aparte, aunque no menos importante, es la posición sedevacantista que menosprecia y desalienta los sacramentos. Baste recordar los tres primeros mandamientos de la Iglesia. A saber: oír Misa entera todos los domingos y fiestas de guardar, confesar a los menos una vez al año y comulgar por Pascua Florida.

    No olvidemos que vamos a dar cuenta de los pecados de omisión y mal consejo.

    FC: tú nos juzgas de “sedevacnatistas” y no aceptas que denunciemos a los verdaderos herejes. Tu fariseísmo es manifiesto. Y además nos acusas de desalentar los sacramentos, cuando precisamente es por lo que más luchamos e intentamos proteger.

    ¿Acaso pretendes que les digamos a los demás que pueden confesarse y comulgar con curas de la Neo Iglesia, con enemigos de Cristo que diariamente juran en sus logias destruir la Iglesia Católica?.

    ¡Eso no va a suceder en este Foro!

    ¡Viva Cristo Rey, viva la Santísima Virgen María y Viva la Santa Iglesia Católica!

    Unidad en la Fe

    • Elias permalink
      noviembre 18, 2013 2:06 pm

      Me quede corto: a mas de infiltrado, hebreo, cabalista, hebraista, fariseo, lefebvriano (sic), perplejo, contemporizador, más lo que tú y tus prosélitos (v.gr.: Inés y otros de tus ‘contemporizadores’), inventen en lo sucesivo. Eso es todo que se oponga a su verdad absoluta, su muy particular verdad, que no entonces la Verdad.

      Que tanta diferencia pueda haber entre ustedes y Lutero, pues ambas partes hacen una más que libre interpretación de las Escrituras y documentos papales?

      FC: Real Catorce/Elías Gutiérrez. ¿Por cuál nick quieres ser nombrado?, por favor defínete.

      ¿Ahora somos luteranos y contemporizadores, mientras que quienes se arrodillan ante la tumba de Lutero son dignísimos para ti?

      Al margen de su confusión: les recomendaría que publicaran un glosario de sus términos para intentar descifrar a qué o a quién se refieren. Es sumamente dif[icil seguirles en muchas ocasiones, pues o bien inventan palabras o las mal escriben (y luego no son capaces de reconocer el error). No solamente han inventado su religión, la sedevacantista, sino un pseudo-lenguaje que empata con sus ideas.

      FC: con mucho gusto te publicaremos un glosario de términos católicos, ya que en la Neo Iglesia Anticristiana ni los conocen. Gracias por la sugerencia.

      “De los verdaderos hebreos conversos al cristianismo, damos gracias a Dios, y se les reconoce…” De verdad? Dame unos ejemplos, de otra manera esa es una más que gratuita afirmación.

      FC: Saulo de Tarso sería suficiente y bastante buen ejemplo; pero además existen otros pocos como Johannes Josef Pfefferkorn, quien denunció a la Sinagoga y obtuvo un edicto papal contra los escritos de los rabinos. También tenemos el caso del ex rabino Jaciobo Bronfman, quien reveló al Zar Nicolás I los planes para esclavizar Rusia dictados en el secreto del Kahal.

      Eugenio Zolli y el Dr. Bernard Nathanson son dos buenos ejemplos también.

      “Los católicos no juzgamos a los enemigos de Cristo, simplemente los combatimos y los denunciamos” Cuáles católicos? Los combatimos y denunciamos? Eso ya lleva implícito el juicio que no les corresponde, doctores de la iglesia! Es querer la paja en el ojo ajeno, no viendo la viga en el propio.

      FC: no los juzgamos nosotros, los ha juzgado el Magisterio de la Iglesia y los condena Dios. Bien lo sabes.

      “Son Cristo y la Iglesia quienes ya los han juzgado” … y tú eres el ‘escogido’ portavoz de esos juicios?

      FC: no, para eso tenemos los documentos papales, o ¿para qué creías que servían?. Ahí están sus enseñanzas y advertencias…¿por qué no las lees?

      Has dicho que ustedes no ofenden, yo diría que no lo hacen en tanto no sientan que les tocan partes vulnerables. Ahórrate lo de hipocresía, que de eso aquí dan cátedra. Yo hago un examen de conciencia pues SÍ me confieso y comulgo.

      FC: no hemos dicho que no ofendemos, es más, lo hacemos bastante seguido, sobre todo cuando es una ofensa justa. Tú eres quien ofende injustamente y encima afirmas que nunca ofendes.

      “Te fijaste en la pregunta ¿has juzgado a tu prójimo SIN SUFICIENTE MOTIVO?” Si así como has comodinamente buscado donde acomodarte en mi propio texto, cuántos documentos pontificios a los que hacen referencia los mastican y digieren a su gusto? Son de fiar sus interpretaciones? La primera parte de la oración dice HAS JUZGADO MAL DEL PRÓJIMO? Y yo te doy la respuesta: SÍ AQUÍ SE JUZGA MAL DE TODO Y TODOS LOS QUE NO SON Y PIENSAN COMO USTEDES.

      FC: para no perdernos, nosotros juzgamos como juzga la Iglesia, no como tú, que a todo le inyectas insidia. Dinos cuál documentos papal hemos alterado o “interpretado” a nuestro gusto. Tú eres quien sin sustento en la Doctrina nos acusa, en falso, gratuitamente.

      “Y en este Foro no se murmuran ‘cosas sin importancia’ como establece ese buen examen de conciencia”. El único examen de conciencia, Y ENMIENDA, es el que te pide Jesucristo en preparación a la confesión. En cambio ustedes hacen exámenes de conciencia en nombre de otros para endilgarles uno y mil errores, que ciertamente los tendrán, pero no más que tú o yo.

      FC: no son errores, son herejías. No quieras hacer que parezcan mínimos.

      “Y además nos acusas de desalentar los sacramentos, cuando precisamente es por lo que más luchamos e intentamos proteger” Afirmación barata. Dame títulos de artículos que aquí se hayan publicado con ese objetivo.

      FC: no seas tan perezoso. Bien harías en elevar un poquito el mouse para que leas “MISA DE SAN PÍO V”, o también “EL MAGISTERIO PAPAL”, ahí podrás encontrar muy buenas notas sobre lo que pides.

      “¿Acaso pretendes que les digamos a los demás que pueden confesarse y comulgar con curas de la Neo Iglesia, con enemigos de Cristo que diariamente juran en sus logias destruir la Iglesia Católica?” De nuevo, afirmaciones sin fundamento. En qué parte de mi propuesta está dicha afirmación? Son malos para leer con cuidado, y peores para interpretar, a menos, por supuesto que se acomode a los que ustedes afirman.

      FC: ah sí, entonces, dinos ¿por qué afirmas que estamos contra los sacramentos?. Por eso te preguntamos, porque solamente atacas, y juzgas injustamente, pero no ofreces la verdadera solución. Nos acusas de alejar a los fieles de los sacramentos y te contestamos la verdad, pero no te parece, por capricho y falta de veracidad.

      Si tanto te duele ser llamado sedevacantista, deja de vivir en el error hacer alarde de ello y enmienda el camino. Corrije ahora que todavía tienes vida. Después ya no importará cómo se te llamaba.

      FC: para que nos duela que nos llamen “sedevacantistas”, primero deberíamos entender qué diantres significa, ya que la fórmula que ofreces no tiene sentido; ni pies, ni cabeza. Además, si nos calificas y juzgas porque se dice que afirmamos que hay sede papal vacante, ni siquiera es cierto. Si lo dices porque deseamos que haya sede papal vacante, tampoco es cierto. Así que tu intento por denigrarnos nos provoca algo así como cosquilleo de curiosidad.

      Foro: Jesucristo te pedirá cuentas por todos y cada uno de tus actos, no por los de otros. Él no te pidió que abrieras un foro en internet para calumniar, murmurar y elaborar juicios temerarios, pero sí te exige que des un buen consejo, el que aquí brilla por su ausencia. Serás responsable de las almas que mal hayas aconsejado y que por ello su salvación esté en jaque.

      FC: totalmente cierto y totalmente falso. Primero lo cierto; de que nadie del Cielo nos pidió que abriéramos un foro, y nosotros nunca hemos dicho que se nos apareció Jesucristo o la Virgen para exhortarnos. Es simplemente el deber que tenemos como católicos de sostener la Verdad por Caridad y combatir (como Iglesia Militante que somos) las mentiras y argucias de la Sinagoga y sus secuaces.

      Tú también, si eres católico, tienes ese deber, aunque te importe poco.

      Sobre los malos consejos te equivocas; para no equivocarnos procuramos siempre consultar a los verdaderos maestros en la Fe; a los Papas, los santos Padres de la Iglesia, los santos Doctores y los teólogos renombrados y reconocidos. Por eso en nuestra páginas continuamente encontrarás citas a Santo Tomás de Aquino, a San Bernardo de Claraval, a San Pablo, San Alfonso Ligorio, a San Carlos Borromeo, a Santa Catalina de Siena, a Santa Bernadette, a Santa Teresita, a Pablo IV, San Pío V, a Pío IX, a León XIII, San Pío X, a Pío XI y Pío XII, y a muchos católicos ejemplares más.

      Y por si eso no te bastara, también nos servimos de los “apólogos involuntarios” como tú, ya que gracias a nuestros detractores tenemos la ocasión de revisar todo cuanto decimos y presentamos, para gracias a ustedes encontrar cualquier error que podamos haber cometido, y así los foristas tengan la ocasión de corregir y enmendar, tal y como nos hemos comprometido. Por eso te agradecemos y te damos la bienvenida siempre que quieras.

      Unidad en la Verdad

    • Verdad permalink
      noviembre 19, 2013 11:35 am

      ¡¡¡¡¡VIVAAA!!!! (aplausos) Excelente exposición. Increíble que haya quien quiera defender lo indefendible, pero gracias a ese tipo de argumentaciones contradictorias y absurdas, como la de Elías, sale a relucir la Verdad.

    • pepe pecas permalink
      noviembre 19, 2013 3:05 pm

      Elías:

      No seas miserable como los demás contemporizadores y enemigos de Dios como muchos de los lefebrevianos; estudia y reconoce la Verdad, te pregunto ¿crees que San Bernardo peco contra la caridad cristiana al combatir al antipapa perleoni?

  2. noviembre 18, 2013 11:29 am

    Quería decir que las portadas del Coran están mucho más adornada ¿ estan seguros que es un Coran lo que sostiene Juan Pablo II ?

    Miren : http://www.quranflash.com/books/Medina1/?en#.UopMwycuhcA

    Otro Corán : http://www.turquia.net/wp-content/uploads/2011/03/coran.jpg

    • noviembre 18, 2013 11:41 am

      Sí, parece increíble para muchos católicos “perplejos”…

      La verdad es que no hemos encontrado a nadie que se atreva a negar que Wojtyla besó el Corán en esa reunión privada con musulmanes…

      http://www.ewtn.com/vexperts/showmessage.asp?Pgnu=1&Pg=Forum24&recnu=5&number=622812

      • noviembre 19, 2013 10:46 am

        Yo pienso que si verdaderamente besó el Corán ,pudo hacerlo en señal de respeto , tal y como besó el suelo de Cuba cuando se bajó del avión , y no por ello aprobaba el comunísmo, eso pienso, el beso fué un gesto de respeto , sin apoyar el contenido del mísmo .

        Atte.

        • noviembre 19, 2013 12:35 pm

          Míster o miss “X”…

          En la Iglesia de los primeros tiempos, los católicos de verdad eran emplazados a que besaran los libros e ídolos de Roma, de Grecia, de Jerusalem, de los pueblos indígenas; y los misioneros y mártires prefirieron morir antes que traicionar a Jesucristo.

          ¿No te parece demasiado forzar el calce para que le entren las botas?

          Si te parece bien que un supuesto Papa bese ahora el Corán, entonces lo mismo te da que bese el Talmud, el Código Wicca, al Anticristo de Nietzche, o la Biblia Satánica de Anton Sandor La Vey, mientras sea con “respeto”…

          Para los cristianos, éso siempre se ha llamado apostasía.

          Unidad en la Verdad

  3. Inés. permalink
    noviembre 18, 2013 11:29 am

    A Foro Católico : Magnífica exposición y magníficas respuestas.

    El “antisedevacantista” está contra las cuerdas, y él lo sabe.

    Lo demás son ganas de roer huesos sin tener muelas……

  4. noviembre 19, 2013 11:08 pm

    FC, you didn’t respond his objection. Pope Adrian VI said:

    “If by the Roman Church you mean its head or pontiff, it is beyond question that he can err even in matters touching the faith. He does this when he teaches heresy by his own judgment or decree. In truth, many Roman pontiffs were heretics. The last of them was Pope John XXII.”

    So… Was Adrian an anti-Pope too? You can respond in Spanish, if you wish. I can read it well. I only don’t get to write in Spanish well. My native language is Portuguese.

  5. Inés. permalink
    noviembre 20, 2013 1:49 am

    No estremecerse, ni inquietarse, ni dolerse hasta lo más hondo del alma ante la INNEGABLE APOSTASÍA PÚBLICA que sin ningún género de dudas muestran esas dos fotografías que enmarcan la presente noticia quiere decir que se está de acuerdo con ella.

    EN CUALQUIER IDIOMA TERRESTRE ESO ES APOSTATAR CON EL QUE APOSTATÓ, cosa que han hecho todos los USURPADORES hasta el día de hoy, (y con ellos, y arrastrados por ellos, millones de personas), aunque no sin permisión de Dios para castigo del mundo : Roncalli, Montini, Luciani, Wojtyla, Ratzinger y Sinagoglio.

  6. noviembre 20, 2013 10:34 am

    Si fuese el Corán no deja de ser algo incorrecto , desde luego yo no lo acepto, tienes razón ,cualquier libro de los que menciona que está en contra Cristo no se puede apoyar de ninguna de las maneras.

    Atte.

    • noviembre 20, 2013 11:35 am

      Muy bien.

      Gracias por tu valiosa argumentación.

      Estamos de acuerdo porque ésa es la verdad.

      Unidad en la Verdad

  7. tomás permalink
    noviembre 21, 2013 8:49 am

    Si uno besa algo está cometiendo un acto de respeto, lo cual uno reconoce eso como algo legítimo. Con el beso del corán Wojtyla reconoció el islam como una religión verdadera y digna de respeto. Es decir aprobó esa falsa religión profundamente anticristiana.
    Lo cual concuerda muy bien con la afirmación de “Nostra aetate” que cristianos y musulmanes adoraríamos al mismo “dios”.

    Haber besado el suelo de Cuba no es tan claro, pero puede ser interpretado como una agachada frente al comunismo.

  8. Inés. permalink
    noviembre 22, 2013 1:22 am

    Tomás :

    Me uno por completo a Foro Católico en ese acuerdo.

    Los usurpadores lo aceptan todo , se arrodillan y doblegan ante todo, prestan acatamiento a todas las falsas religiones , excepto…….. AL ÚNICO DIOS VERDADERO, A LA SAGRADA REVELACIÓN Y AL EVANGELIO.

  9. noviembre 27, 2013 8:25 am

    La infalibilidad no es un privilegio personal: es un atributo que corresponde a la dignidad del papa como resultado de la asistencia del Espíritu Santo prometido por Jesucristo. El papa es infalible, o sea, el papa está exento de error, cuando habla ex cathedra en materia de fe o de moral.

  10. Inés. permalink
    noviembre 29, 2013 2:17 am

    Antonio V. Collins :

    Es exactamente como dice. En eso consiste precisamente la infalibilidad papal, en estar exenta por completo de error cuando define, “ex cathedra” y dirigiéndose a la Iglesia Universal , materias de Fe, Moral o Costumbres.

    El Espíritu Santo no enseña errores, ni permite errores, ni consiente errores, ni se equivoca jamás.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: