Skip to content

Los errores de un autodenominado “antisedevacantista” (primera parte)

noviembre 12, 2013
San Norberto, combatiente contra el antipapa Pierleoni.

San Norberto, combatiente contra el antipapa Pierleoni.

FC: Sedevacantismo es el nombre que los enemigos de la Iglesia han querido posicionar como una etiqueta para hacer caer a los fieles en la trampa de una falsa geometría religiosa, con el mito de las “derechas”, “izquierdas”, “centros”, “línea media”, “integristas”, “tradicionalistas”, “radicales” y de todo tipo de motes con la intención de sectarizar y así confundir a los católicos.

A estos motes que ninguna tradición tienen en la Iglesia Católica, se suman sus respectivos “antis”, como el caso de los antimodernistas, los antitradicionalistas y los  antisedevecantistas

El verdadero católico tiene por obligación seguir la sana doctrina de la Fe, depositada en sus dos únicas fuentes sagradas, de origen divino, que constituyen la Sagrada Revelación; estas fuentes son las Sagradas Escrituras canónicas, conocidas como la Sagrada Biblia; y la Sagrada Tradición Apostólica, también conocida como Sagrado Magisterio de la Iglesia.

La Fe que se tiene en la Sagrada Revelación, íntegra, da al fiel la seguridad de seguir el mandato de Cristo. Y la separación en un solo punto de esa Sagrada Revelación constituye el delito de herejía y puede derivar en una posición sectaria. 

La adhesión a la Sagrada Revelación y su defensa en todo tiempo convierte a los creyentes en cristianos o católicos, los cuales son sinónimos. Pero esa defensa de la Verdad Revelada no nos convierte en escrituristas, ni en tradicionalistas, ni en integristas, como muchos sienten la inclinación a autodenominarse; tampoco nos hace sedevacantistas, sedeocupadistas u otros nombres extraños y modernos. Simple y sencillamente como católicos nos adherimos a la Fe de los Profetas, de los Apóstoles, de los Mártires, de los primeros Padres, de los Confesores y de los Doctores de la Santa Iglesia Católica, Apostólica y Romana; la de la Roma católica de 20 siglos, con sus 260 papas legítimos, no la de la sede usurpada por la Sinagoga con sus seis variopintos agentes, hace 55 años, y como anteriormente fue usurpada por diversos antipapas, en no pocas ocasiones. 

Foro Católico recibió hace un par de semanas un mensaje que a continuación se publica y comenta, aprovechando la oportunidad que brinda el autor para precisar la verdad acerca de los actuales hechos en la Iglesia Militante.

El autor solamente se autonombró “antisedevacantista”…

AS: En los tres Evangelios sinópticos, en el discurso escatológico, los discípulos le preguntan al Señor: “Dinos cuándo sucederá eso, y cuál será el signo de tu venida y del final del mundo.” (Mateo 24:3) La respuesta de Nuestro Señor empieza así: “Mirad que no os engañe nadie.” Los últimos tiempos son por tanto tiempos de gran confusión y engaño. Los católicos de hoy en día que queremos salvar nuestra alma tenemos que enfrentarnos todos los días a mentiras y medias verdades que buscan alejarnos de la fe. Viendo la tremenda crisis en la Iglesia, con una apostasía generalizada entre los fieles, herejías difundidas por el clero, el episcopado, y hasta por el Vaticano, muchos han dudado y han terminado cayendo en el error del sedevacantismo.

FC: Es importante destacar que el autor se cuida de no señalar como herejes a los titulares del “Vaticano”, “el episcopado” y “el clero”, como si así los exonerara de ser herejes recalcitrantes. Y añade que quienes han visto la realidad han caído “en el error de sedevacantismo”. Luego tratará de demostrar que el sedevacantismo es un error.

AS: Propongo desmontar las tesis sedevacantistas, para que ningún lector sea víctima de este error por ignorancia.

Primero, una definición del sedevacantismo. El término proviene de las palabras sede vacante, en referencia a la sede de San Pedro. Los sedevacantistas afirman que hoy no hay Papa, y la mayoría creen que no lo ha habido desde 1958, cuando fue elegido Juan XXIII. Los argumentos de los sedevacantistas tienen la misma base que los tradicionalistas, entre los que me incluyo; es decir, los que nos oponemos a la “nueva orientación” en la Iglesia inaugurada por el Concilio Vaticano II, esencialmente una apertura al mundo, o para usar la palabra de Juan XXIII, un aggiornamento. Los sedevacantistas, al igual que los tradicionalistas, ven en el Concilio Vaticano II doctrinas nuevas que son incompatibles con la Tradición, y perciben la Nueva Misa como un rito semi-protestante. Hasta aquí estamos de acuerdo.

FC: Persiste el autor -quien se autodescribe como “tradicionalista”- en evitar la palabra hereje para aquellos que califica de promotores de “doctrinas nuevas”, de la “apertura al mundo”, del “aggiornamiento” que “son incompatibles con la Tradición”…

En esto es muy importante señalar que la herejía contumaz, es decir obstinada, es causal de excomunión, de cese automático e impedimento para cualquier promoción o asunción en la Iglesia, tal y como lo ordena el canon 188.4 del Codex Iuris Canonici de 1917 y sus fuentes, entre éstas la Bula Cum ex apostolatus officio, de los papas Pablo IV y San Pío V así como las diversas enseñanzas de papas y santos al respecto.

AS: Donde se divergen los dos campos es la postura que hay de adoptar frente a los errores doctrinales y las aberraciones litúrgicas promovidos por los Papas desde el Concilio. Los tradicionalistas no dudamos en alzar la voz para criticar los errores doctrinales que hoy en día abundan en todos los ámbitos de la vida católica, y nos negamos a colaborar con los que buscan la ruina de la Iglesia. Pero no por eso dejamos de reconocer a Francisco I como el legítimo sucesor de San Pedro. Los sedevacantistas, por otro lado, razonan de la siguiente manera: Premisa 1: Francisco I ha pronunciado herejías públicamente, y es por tanto un hereje manifiesto. Premisa 2: cuando un católico cae en la herejía se sitúa fuera de la Iglesia. Premisa 3: una persona que está fuera de la Iglesia no puede ser cabeza de la misma. Ergo: Francisco I no puede ser el Papa.

FC: El antisedevacantista no puede discrepar con el Magisterio y la Ley Canónica de la Iglesia y seguir siendo católico.

El autodenominado antisedevacantista se abroga el derecho de reconocer como Papa a seis herejes mientras que la Iglesia ordena todo lo contrario.

séales lícito (a los fieles) sustraerse en cualquier momento e impunemente a la obediencia y devoción de quienes fueron así promovidos o entraron en funciones, y evitarlos como si fuesen hechiceros, paganos, publicanos o heresiarcas

Y al reconocerlo papa, a Francisco I, falta al dogma del Primado de Jurisdicción porque no le obedece. Y también reniega del dogma de la infalibilidad, toda vez que  un Papa no puede incurrir en herejías, tal y como lo sentencia la Constitución Dogmática Pastor Aeternus, que confirma la infalibilidad del Papa en materia de Fe y de Moral. Por lo cual loas supuestas premisas de los sedevacantistas, expresadas por el autor, son un error contra el dogma de la infalibilidad.

AS: La cosa no es tan sencilla como nos la pintan los sedevacantistas. Veamos sus argumentos uno por uno.

Respecto a su primera premisa, es cierto que Francisco, igual que todos los Papas desde Pablo VI, ha dicho cosas que son absolutamente irreconciliables con la fe católica. Por ejemplo, afirmar que los ateos se pueden salvar mientras hagan buenas obras, me suena a herejía, dado que contradice abiertamente la Sagrada Escritura (sin la fe es imposible agradarle, pues nadie se acerca a Dios si antes no cree que existe. Hebreos 11:6), por no mencionar el Concilio de Trento, donde se dice que la fe es el principio de la justificación, y un sinfin de declaraciones papales similares.

FC: Lo que al “erudito” antisedevacantista le “suena a herejía”, es una completa herejía, y sus autores, los falsos papas que señala, son herejes, aunque a él no le “suenen”! a herejes.

Además, el primero de la lista fue Angelo Roncalli, no Pablo VI, ya que Juan XXIII, desde su juventud, fue acusado de enseñar modernismo, motivo por el cual fue protegido y enviado a Turquía, y siendo prelado también realizó muchas acciones en favor de los herejes, incluso de jerarcas masones, como el famoso nombramiento del Barón Monsaurdon, grado 33 de la masonería, como dirigente de la Orden de Malta y sus famosas cartas a los cismáticos ortodoxos de oriente adhiriéndose a sus heréticas enseñanzas.

Y qué dice la Iglesia de un hereje que pretenda ser electo Papa:

Incurren en excomunión ipso facto todos los que conscientemente osen acoger, defender o favorecer a los desviados o les den crédito, o divulguen sus doctrinas; sean considerados infames, y no sean admitidos a funciones públicas o privadas, ni en los Consejos o Sínodos, ni en los Concilios Generales o Provinciales, NI EN EL CÓNCLAVE DE CARDENALES…

(Cum ex apostolatus officio de Pablo IV y confirmada a perpetuidad por San Pío V)

AS: Lo que no está tan claro es que por predicar un error así Francisco se puede calificar de hereje. Hay que tener en cuenta que, igual que con cualquier pecado, existe lo que se denomina herejía formal y herejía material. Un hereje material es aquel que cree y dice herejías, sin más. Yo no dudaría en situar a Francisco I en esta categoría. El hereje formal es aquel que cree y dice herejías con pleno conocimiento de causa y de manera pertinaz. ¿Cómo se puede saber si alguien ha caído en herejía formal? La Iglesia tiene mecanismos para determinar esto; hay tribunales eclesiásticos que pronuncian sentencias contra herejes, como se hizo con Lutero, por ejemplo. El problema estriba en que no hay ningún órgano competente en la Iglesia para juzgar a un Papa reinante, porque por encima del Papa sólo está Dios.

Otros dos errores del antisedevacantista; el primero es no explicar la diferencia real entre hereje material y hereje formal.  De inicio, toda hereje formal es hereje material, no hay diferencia de categoría sino que de gradualidad, ya que los herejes iniciales se pueden convertir en consumados o formales. Los herejes iniciales o materiales son aquellos que POR IGNORANCIA sostienen una doctrina contraria a la verdadera Fe. Pero esa herejía cesa al conocer la doctrina verdadera y eliminar el velo de LA IGNORACIA,  momento en el cual deciden seguir la Verdad; tenemos por ejemplo al joven San Agustín, quien de maniqueo pasó a la verdadera Fe.

Por otro lado, los herejes materiales, se obstinan en su defecto y su falsa doctrina, y la propagan a pesar de que HA SIDO SUPRIMIDA LA IGNORANCIA; como fue el caso de tantos heresiarcas como Arrio,  Sergio, Nestorio, Lutero, o de todos sus seguidores a lo largo de los siglos.

El segundo error en este párrafo del antisedevacantista, es asegurar que no hay otra manera de saber si un hereje como Roncalli, Montini, Luciani, Wojtyla, Ratzinger y Bergoglio son herejes formales o pertinaces, porque según él no existe un tribunal competente que los pueda juzgar, al ser papas.

Desconoce o pasa por deconocedor de que todos los sacerdotes ordenados hasta 1968 eran formados en los seminarios contra todas las herejías, especialmente contra el Modernismo, el cual por definición “es el conjunto de todas las herejías juntas”. Y probablemente el antisedevacantista se hace el olvidadizo en cuanto al juramento antimodernista que todos los sacerdotes prestaban hasta 1968, aceptando por escrito y de viva voz las sanciones canónicas correspondientes en caso de abrazar el Modernismo u otra herejía.

De esta forma la Iglesia prevenía de antemano que un clárigo no se hiciera pasar por ignorante.

Por ello, si un hereje fuera electo Papa, su elección sería nula, sin la necesidad de ningún jurado o declaración de ninguna instancia, toda vez que no se estaría juzgando al Papa, sino a un hereje que nunca fue Papa.

Agregamos que si en algún tiempo aconteciese que un Obispo, incluso en función de Arzobispo, o de Patriarca, o Primado; o un Cardenal, incluso en función de Legado, o electo PONTÍFICE ROMANO que antes de su promoción al Cardenalato o asunción al Pontificado, se hubiese desviado de la Fe Católica, o hubiese caído en herejía. o incurrido en cisma, o lo hubiese suscitado o cometido; la promoción o la asunción, incluso si ésta hubiera ocurrido con el acuerdo unánime de todos los Cardenales, ES NULA, INVÁLIDA Y SIN NINGÚN EFECTO…

Igualmente se ordena que los herejes, cismáticos o apóstatas:

quedarán privados también por esa misma causa, sin necesidad de ninguna instrucción de derecho o de hecho, de sus jerarquías, y de sus iglesias catedrales, incluso metropolitanas, patriarcales y primadas; del título de Cardenal, y de la dignidad de cualquier clase de Legación, y además de toda voz activa y pasiva, de toda autoridad, de los monasterios, beneficios y funciones eclesiásticas, con cualquier Orden que fuere, que hayan obtenido por cualquier concesión y dispensación Apostólica, ya sea como titulares, o como encargados o administradores, y en las cuales, sea directamente o de alguna otra manera hubieran tenido algún derecho, o las hubieren adquirido de cualquier otro modo; quedarán así mismo privados de cualquier beneficio, renta o producido, reservados o asignados a ellos.

(Cum ex apostolatus officio de Pablo IV y confirmada a perpetuidad por San Pío V)

AS: Esto significa que cuando los sedevacantistas afirman que Francisco I es un hereje, en el sentido formal, se están abrogando una autoridad que no les corresponde. Es como si yo me pusiera a decidir si el matrimonio de mis vecinos es válido o no. Yo puedo sospechar, incluso tener un buen grado de convicción, de que no están válidamente casados por la razón que sea, pero no puedo abrogarme la autoridad para dictar sentencias de nulidad, porque eso corresponde exclusivamente a la Iglesia. Tiene que existir un tribunal eclesiástica competente para determinar estas cosas. Otra consideración es que dichos tribunales abusen de su autoridad; eso no afecta para nada lo esencial, que es su legítima autoridad para dictar sentencia, autoridad que proviene en última instancia de Cristo, quien le entregó las llaves del Reino de los Cielos a San Pedro, y le dijo: “lo que ates en la tierra quedará atado en el Cielo“.

FC: Más errores del antisedevacantista

Contrariamente a lo que él piensa, la Iglesia no tiene derecho a decretar la nulidad de un matrimonio, ya que éste es un Sacramento y es de Derecho Divino. Por eso ningún Papa tiene la facultad de decidir “atar” o “desatar” un matriomio. De ese error de apreciación surgió la herejía anglicana y de otras sectas protestantes.

Así pues, la función de los tribunales eclesiásticos no es la de aprobar nulidades, sino de discernir, es decir, analizar cuando existan razones fundadas para pensar que un matrimonio fue nulo desde su origen. Nulo, no por decreto, sino por defecto en sus elementos esenciales de ministro, forma, intención o materia al momento de la realización del dicho matrimonio.

Es así que la Iglesia dictamina, no cambia, los hechos.Y su juicio es acerca de si hubo algún defecto esencial en el Sacramento, no si es nulo un matrimonio con dichos defectos, ya que de hecho es nulo.

En los tribunales del Santo Oficio, se dictamina si una doctrina es una herejía o si está conforme a la Revelación. Pero ya UNA VEZ dictaminado, no es necesario volver a juzgar los mismos casos y su sanción es automática cada vez que un hecho se repita.

Un verdadero ejemplo de esto, es el caso del católico que se inscribe en la masonería. La Iglesia señala que en estos casos, la excomunión es ipso facto, es decir en el mismo momento del hecho y legalmente la denomina farandae sententia, lo cual significa que no requiere de delaración por parte de un tribunal eclesiástico porque de hecho es la inscripción en una secta herética.

AS: Si lo más prudente es dar por válido un matrimonio católico mientras no se demuestre lo contrario, cuánto más con un asunto que toca algo central en nuestra fe, como es la cabeza de la Iglesia. Hasta que un Papa posterior no declare hereje a los Papas posconciliares (algo que no descarto en absoluto), yo no diré nada por el estilo. Puedo decir que son materialmente heréticos por sus muchas declaraciones que objetivamente no son conformes a la Tradición católica, pero no puedo declarar por mi propia autoridad que estos Papas son formalmente heréticos.

FC: El antisedevacantista hace una falsa homologación entre el matrimonio y el Papado, pero además se trata de discernir los oculto, no lo evidente.  Igualmente se equivoca el escribiente al afirmar que un Papa posterior condene como herejes a los Papas posconciliares, porque ningún Papa puede juzgar a otro en cuanto a Papa, ya que son infalibles como Papas. Es de elemental ciencia canónica: “La primera sede no puede ser juzgada por nadie”. Y nunca en la historia ha juzgado a otro por ser hereje, porque nunca ha sucedido.

Igualmente su falsa apreciación de lo que realmente es un hereje formal ya fue demostrada.

Continuará…

Anuncios
40 comentarios leave one →
  1. Inés. permalink
    noviembre 13, 2013 1:30 am

    A FORO CATÓLICO :

    Magnífica exposición de la Doctrina y de la Verdad católicas.

    ¿Cómo alguien, después de leer estas líneas, podrá seguir diciendo : “Es que yo no sabía, no conocía la verdad”?

    Se puede decir eso antes de saberla , pero no después.

    También se pueden ignorar los Mandamientos de la Ley de Dios, por supuesto, y por mil causas, pero no sostener, una vez conocidos, que nunca se oyó hablar de ellos.

  2. tomás permalink
    noviembre 13, 2013 1:48 am

    Totalmente de acuerdo.

    Otro hecho que demuestra que Bergoglio, los “obispos”, la inmensa mayoría del “clero” bajo y muchos laicos “comprometidos” son pertinaces, y con ello herejes formales, es que conocen las críticas hechas por los tradicionalistas, por ejemplo, Lefebvre, al “concilio” y la “iglesia conciliar”. ?Cuántas cartas intercambiaron Ratzinger y Lefebvre?
    En vez de estudiarlas objetivamente las rechazan sin fundamento alguno. Eso es un caso de mala voluntad. Por eso, es absurdo suponer que esta gente se pudiese encontrar en ignorancia invencible.

  3. Lourdes permalink
    noviembre 13, 2013 6:14 am

    DESEARIA SABER LA OPINION SOBRE LA POSICION TEOLOGICA DEL PADRE JOSE MARIA IRABURU QUE HA MANIFESTADO QUE SUS ENEMIGOS SON LOS LEFEBVRIANOS Y SEDEVACANTISTAD Y NO PERMITE COMENTARIOS AFINES NI CRITICAD A BERGOGLIO

    • noviembre 13, 2013 10:25 am

      Lourdes.

      La posición teológica de una persona solamente puede ser de dos tipos o clases: católica o no católica.

      Es cierto que Iraburu denuncia algunos de los errores, abusos y aberraciones de la Neo Iglesia, pero contemporiza con otros tantos.

      En materia de Fe, no hay medias tintas ni componendas. Y no podemos alegar que de Doctrina Cristiana no sabe, o que sabe menos que nosotros.

      Unidad en la Fe

  4. Javier permalink
    noviembre 13, 2013 12:55 pm

    Muy completo e inteligente análisis. Sólo una observación: la infalibilidad papal en materia de fe y moral solamente actúa en determinadas condiciones que ya conocen: hablar ex-catedra y con intención de definir.

    • noviembre 13, 2013 2:12 pm

      Así es Javier.

      Lo que hay que entender es que el Papa habla ex cathedra cuando habla como Papa, no como doctor privado. Y eso no solamente es cuando hace la definición de un dogma antes no definido, sino SIEMPRE que habla y define un dogma de Fe en sus encíclicas, en sus constituciones dogmáticas y en sus Bulas.

      Lo anterior lo señalamos porque los lefebvrianos siempre andan diciendo que el Papa solamente usa de la infalibilidad cuando define un dogma de Fe, QUE ANTES NO HABÍA SIDO DEFINIDO, lo cual es totalmente falso.

      Incluso añaden que el Papa debe invocar especialmente al Espíritu Santo, como si fuera una fórmula mágica, y añadir que está definiendo algo en forma infalible.

      Nuevamente es falso.

      Si el Papa habló o firmó como Pío XII, no como Eugenio Pacelli, y además habla de Fe o Moral, y lo hace a todos los cristianos enseñando algo que debemos creer, entonces es ex cathedra y por tanto, infalible.

      Unidad en la Fe

      • Javier permalink
        noviembre 14, 2013 1:06 am

        ¿Dónde queda el “Non Prevalebunt”? ¿Tal vez solamente en el corazón de las escasas almas fieles dispersas por el mundo? Gracias por vuestro interés y perdonad mi insistencia.

      • tomás permalink
        noviembre 14, 2013 4:01 pm

        En su una buena aclaración. Cada vez que el Papa habla “ex officio” (de oficio) es decir como Papa es infalible y no solamente cuando define, cada 50 anios, un dogma.
        Por eso todas las encíclicas, los documentos comunes de la enseñanza papal, y no solamente algunas, son parte del Magisterio y se encuentran en el Denzinger.

        Es realmente un vicio de los linea media, entre ellos los lefebvrianos, tratar demostrar por todos los medios que este o aquel documento de los “papas conciliares” no es una declaración infalible para poder rechazar su contenido heterodoxo.

      • noviembre 14, 2013 4:27 pm

        Así es Tomás.

        Pero no es sólo ex officio, sino ex cathedra, cuando el Papa redacta un documento formal a toda la Iglesia; sea encíclica, motu proprio, Bula o constitución dogmática.

        Por ejemplo, en el conciliábulo, Pablo VI firmó dos constituciones dogmáticas, y aún así los lefebvrianos se atreven a negar que fueron documentos magisteriales ex cathedra.

        Falibles, en ese caso, porque no había Papa verdadero.

        Unidad en la Fe

  5. Real permalink
    noviembre 13, 2013 1:51 pm

    Mi reconocimiento a las aportaciones del Antisedevacantista. Me ha quedado claro que la posición sedevacantista, como la de Foro Católico, es intrínsecamente riesgosa y pone en peligro de condenación a las almas de sus seguidores. A más de investirse de juez de quien no debe de serlo, con argumentos que están más allá de su facultad y preparación intelectual, no cumple con su labor de orar por la Iglesia y los miembros de la misma, amén de sus errores y objeciones.

    • noviembre 13, 2013 2:19 pm

      Real.

      Además de tratar de rescatar con gratuidad y en forma ineficaz un argumento erróneo de origen, ¿cuál otro elemento puedes aportar para acusarnos de “sedevacantistas” e “ignorantes” puesto que lo único que hicimos fue oponer el Sagrado Magisterio a la hipótesis del “antisedevacantista”…

      Unidad en la Verdad

      • Real permalink
        noviembre 14, 2013 8:12 pm

        No lo digo yo. Con la defensa de todas las tesis sedevacantistas, lo único que han hecho es descubrirse e identificarse como eso: sedevacantistas.

      • noviembre 15, 2013 12:40 pm

        Real.

        ¿Por qué nadie nunca llamó “sedevacantista” a San Bernardo, San Norberto, Santa Catalina de Siena y otros fieles que combatieron a los usurpadores en la sede Romana?.

        Respuesta: porque no habían los hebreos promovido dichas etiquetas para denostarlos.

        Unidad en la Verdad

      • Real permalink
        noviembre 15, 2013 2:28 pm

        Porque el sedevacantismo nació en el siglo XX a partir de que se desconocieron a los papas posteriores al Papa Pío XII por un grupo rebelde y cismático que ha tomado formas y vertiendes variadas, algunas de ellas que rayan en el ateísmo.
        Esos santos, y muchos otros, combatieron a usurpadores porque en ese mismo instante había verdaderos papas y era fácil discernir quién era cuál.

      • noviembre 15, 2013 3:03 pm

        Real. No siempre había papa reinante cuando los usurpadores antipapas campeaban.

        Y no son los católicos actuales quienes desconocen a los antipapas de los últimos años, es el Magisterio de varios siglos como el de la Cum ex apostolatus que tú descaradamente rechazas.

        Unidad en la Verdad

    • noviembre 13, 2013 7:56 pm

      Los lefevrianos acusan de juzgar injustamente y ellos son los primeros en atacar a los legítimos Papas y en “defender” a los falsos papas….

      • Real permalink
        noviembre 14, 2013 8:13 pm

        De Lefebvre, entonces lefebvrianos, en lugar de “lefevrianos”, si tales conceptos pudieran existir.

      • noviembre 15, 2013 12:41 pm

        Real,

        de acuerdo, lefebvrianos es correcto. Porque su apego al hereje Lefebvre los aleja de la Fe Católica.

        Unidad en la Verdad

    • tomás permalink
      noviembre 14, 2013 4:05 pm

      Quizás nos puede explicar que tiene de erróneo la posición sedevacantista.

      ?Cómo sabe que no rezamos por la Iglesia y por la conversión de los no católicos, a los cuales pertenecen Bergoglio, Ratzinger, Poli y todos los modernistas restantes?

      • Real permalink
        noviembre 14, 2013 8:14 pm

        Simple: sedevacantista es sinónimo de cismático.

        Mientras FC se siente atacado porque alguien le descubre el sedevacantismo, otro busca razones para justificarse en el error.

      • noviembre 15, 2013 12:43 pm

        Real.

        Lefebvriano sí es sinónimo de cismático, porque ellos desobedecen y se rebelan contra quien llaman “Santo Padre”.

        De los “sedevacantistas”, no lo sabemos, no lo entendemos, ni nos interesa a los católicos.

        Unidad en la Verdad

      • Real permalink
        noviembre 15, 2013 2:32 pm

        Como puede un cismático sedevacantista juzgar a otros de lo mismo si no cree y reconoce a quién está sentado en la silla de Pedro? Eso es fariseísmo.

      • noviembre 15, 2013 3:11 pm

        Real.

        Allá que los “sedevacantistas” te contesten lo que les acusas; pero para ser cismático, el católico debe separarse de la verdadera Iglesia, no de una a la cual nunca ha pertenecido.

        Unidad en la Verdad

  6. miguel permalink
    noviembre 13, 2013 2:23 pm

    Excelente explicación, no dudo en lo más mínimo que muchos de los denominados feligreses lefebvristas se encuentren en herejía material, sin embargo el pecado y la tentación se mantienen día con día.

    Sea por Dios, procuremos buscar la santidad, dando ejemplo al prójimo porque los tiempos están difíciles..

    Dios los bendiga

    • Real permalink
      noviembre 14, 2013 8:16 pm

      Cuidado con juicios temerarios. Mejor busca enmendar tus errores ante el Redentor, antes que juzgar a alguien más.

      Si se pudiera traspolar el concepto, los sedevacantistas están en un cisma material y formal.

      • noviembre 15, 2013 12:56 pm

        Real.

        Ni siquiera aciertas a señalar qué es “sedevacantismo”, y luego afirmas que no tienes autoridad para juzgar a un hereje, pero sí condenas a Miguel. Así demuestras tu doble moral…

        Unidad en la Verdad

  7. Inés. permalink
    noviembre 14, 2013 12:46 am

    Lourdes :

    Bien dice Foro Católico : “O se está conmigo, nos dice el Señor, o contra Mí”. Iraburu da una de cal y bastantes más de arena. Me cuesta trabajo pensar que este hombre en concreto pueda alegar ignorancia invencible, y recalco lo de invencible.

  8. Candela permalink
    noviembre 14, 2013 3:45 am

    Real

    SAN AGUSTÍN

    “Si no creéis, no entenderéis”.

    • Real permalink
      noviembre 14, 2013 8:20 pm

      Candela,

      Aquí, en este medio, se está en el error porque se cree en una verdad subjetiva e interpretada, no en la Verdad. Habrá que traer a otro San Agustín para convertir a los sedevacantistas.

      • noviembre 15, 2013 1:03 pm

        Real.

        Precisamente en este sitio acostumbramos citar las enseñanzas de San Agustín y otros santos como ruta segura hacia la Verdad, no las de la Neo Iglesia y de la logia lefebvriana.

        Unidad en la Fe

  9. Candela permalink
    noviembre 17, 2013 5:29 pm

    Real

    Bueno, San Agustín, no olvida decir, que no creería en las Sagradas Escrituras, si no fuese por la autoridad de la Santa Iglesia.

    Y, Usted, en su respuesta, dictamina en un juicio sumarísimo, sin aportar pruebas, ni razonamientos; es decir, su sentencia está, insuficientemente motivada.

    FC, explica cada argumento católico que mantiene y defiende para desenmascarar al enemigo, que no se ‘atreve’ a mostrar su auténtico rostro; sólo, sigue la senda el Magisterio de la Iglesia, la encargada de velar por el depósito de la Fe.y así lo repite continuamente
    Dice, Usted, también, “en este medio, se está en el error porque…”, indique ¡dónde y lo qué es erróneo! Mas, el Santo Padre es el Vicario de Cristo, por orden expresa del Redentor en la figura de San Pedro. Y. un Papa está bajo la jurisdicción de los Papás que le precedieron, fueron sus Papás. Incluso, el Derecho Romano, no derogaba ninguna Ley anterior -pues, tenían origen divino, sólo ahora, tan ‘libres’ ‘se dejan’ gobernar por otros humanos-, simplemente, no se aplicaban. Ni que decir tiene que el Derecho Natural, también, es iderogable.
    ¡Acaso, cabe, en cabeza bien ordenada, que las leyes de los gobiernos temporales, digan hoy una cosa y mañana la contraria! Estos desgobiernos, por sus ocultos intereses, defienden lo indefendible, pero nadie ‘tiene’ poder legítimo para cambiar las esencias de una Ley -ley injusta, no es Ley-, ni siquiera, las temporales acordes al Derecho Natural.
    Y, además, dice que es ‘riesgoso’…; y, no es de riesgo ‘seguir’ a estos antipapas que ‘sencillamente’ predican una doctrina verdaderamente más que riesgosa para las almas; y,así lo dictaminarían también las grandes mentes de Grecia o Roma paganas.

  10. Candela permalink
    noviembre 17, 2013 5:30 pm

    ¡Ave María Purísima, sin pecado concebida!

  11. Real permalink
    noviembre 18, 2013 2:15 pm

    Candela, tu nombre debería inspirarte para ser luz de la Fe, no de las creencias sedevacantistas. No creo que estés en condiciones de mantener una verdadera discusión intelectual. Tu elaboras con el corazón.

    “Y. un Papa está bajo la jurisdicción de los Papás que le precedieron, fueron sus Papás”
    Foro, yo creo que aquí tu debes intervenir y corregir a tus correligionarios

    • noviembre 18, 2013 2:49 pm

      Real.

      Bien afirma Candela lo que dice.

      Los predecesores de los papas verdaderos son sus padres espirituales, y a éstos debe seguir en la misma doctrina de Fe y Moral.

      Bien lo sabes.

      Unidad en la Verdad

      • Real permalink
        noviembre 18, 2013 7:00 pm

        Fallaste foro.

        Una cosa es que los pontífices deban tener consonancia dogmática y así continuidad con sus predecesores, pues se trata de una sola fe, y otra es que estén en la jurisdicción de ellos. De otra manera serían incapaces de promulgar nuevas leyes o modificar la de los anteriores, si los previos ya han fallecido. Y conste que aquí no hablo del derecho divino.

      • noviembre 19, 2013 12:28 pm

        Real/Elías… éso quisieras, y no por nuestro bien.

        La fórmula de la consagración en la Santa Misa es de Derecho Divino, el Canon es el Prístino, es decir el utilizado por los primeros cristianos, y muy probablemente codificado por los propios apóstoles conforme a la Tradición. Por ese motivo San Pío V decidió obedecer -no reformar- ese rito de los primeros antecesores y mandó que no se cambiara a la posteridad, mandato que todos los cristianos hemos seguido, incluidos papas, por supuesto.

        Unidad en la Verdad

      • Real permalink
        noviembre 19, 2013 3:41 pm

        “y muy probablemente codificado por los propios apóstoles”… especulación, el terreno favorito de foristas/sanedritas, los nuevos doctores de la ley.

      • noviembre 19, 2013 11:55 pm

        Elías.

        Tómate la molestia de leer la Bula Quo primum tempore, de San Pío V, para que te enteres de dónde surge el Canon de la Misa:

        son ellos, ciertamente, quienes HAN RESTAURADO TAL MISAL A LA PRÍSTINA NORMA Y RITO DE LOS SANTOS PADRES. Dicha tarea la llevaron a cabo después de coleccionar cuidadosamente todos los textos – los antiguos de nuestra Biblioteca Vaticana junto con otros buscados por todas partes, CORREGIDOS Y SIN ALTERACIONES– Y LUEGO DE CONSULTAR ASIMISMO LOS ESCRITOS DE LOS ANTIGUOS Y DE AUTORES RECONOCIDOS QUE NOS DEJARON TESTIMONIOS SOBRE LA VENERABLE INSTITUCIÓN DE LOS RITOS.

        Unidad en la Verdad

  12. noviembre 18, 2013 2:55 pm

    Real,
    Candela tiene razón y tú no has dado argumentos de lo que afirmas.

  13. Candela permalink
    noviembre 18, 2013 5:13 pm

    Al final de la jornada,
    Aquél que se salva, sabe;
    Y, el que no, no sabe nada.

    Y, además, todo católico debiera ser luz del mundo.

    ¡Ave María Purísima, sin pecado concebida!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: